Samsung »

El iPhone 6s es más resistente que el Samsung Galaxy S7

Blai Ras Jimenez

Siempre tendemos a comparar los topes de gama de dos de las marcas más populares en fabricación de smartphones: Apple y Samsung. Desgraciadamente, se trata de dos dispositivos muy distintos, básicamente por integrar dos sistemas operativos diferentes: Android y iOS. A pesar de ello, un apartado donde sí están en igualdad de condiciones y por lo tanto su comparación sí es posible es en su resistencia.

En efecto, es PhoneBuff quien se encarga de ello en su nuevo vídeo, poniendo a prueba en un drop test profesional el iPhone 6s contra el Samsung Galaxy S7, para comprobar cuál de los dos es más resistente.

iPhone 6s vs. Samsung Galaxy S7, test de resistencia

Al igual que lo hizo en su anterior “batalla” del HTC 10 nuevamente contra el Samsung Galaxy S7, PhoneBuff lleva a cabo otra comparativa entre los últimos terminales top de cada firma, una pareja que ya hemos visto enfrentada en especificaciones y en algunas campañas publicitarias.

El test se compone en 4 pruebas que consisten en una caída del terminal de frente, hacia abajo, de lado y vertical, que se considerarán superadas si este es capaz de realizar una llamada de emergencia a pesar del daño. La caída se lleva a cabo en una máquina profesional que deja caer el dispositivo desde una altura calculada y en un instante de segundo.

Para bien o para mal, el tope de gama de la firma coreana no llega ni al aprobado en este examen, ya que en su primera caída su parte trasera (de cristal templado) queda agrietada de arriba a bajo, mientras que el iPhone 6s apenas sufre algún rasguño. Así pues, procurar que no se os caiga vuestro S7 de espaldas.

En las dos pruebas siguientes, de lado y vertical, ambos dispositivos sufren daños equivalentes y considerablemente insignificativos, como rasguños o derivados. Es en la prueba fatal, la del terminal hacia abajo, donde decimos adiós al Samsung Galaxy S7, ya que este sufre daños irreparables en su pantalla (incapaz de realizar esta llamada de emergencia) a parte de agrietarse nuevamente su cristal frontal.

Por el otro lado, el iPhone 6s tampoco se va de rositas, ya que su pantalla sigue viva pero agrietada, al igual que su marco frontal. Al sobrevivir a esta prueba, el test se amplía para este dispositivo provocando las caídas que hagan falta del terminal hacia abajo hasta que quede inservible. Mientras que el HTC aguantó más de 30 caídas, el iPhone 6s sobrevivió 5.

De todas formas, basándonos en este vídeo podemos decir que el iPhone 6s es más resistente que el Galaxy S7, aunque también hemos visto en algún que otro test que el tope de gama de Samsung sale vencedor. Cabe recordar, pero, que el S7 tiene protección Ip68, es decir, resistente al agua y al polvo, por lo que es mejor que se te caiga en una piscina que en cualquier otra parte.

¿Qué opinas tú? ¿Cuál crees que es el terminal más resistente?