Samsung »

El procesador del Samsung Galaxy S8 tendrá una velocidad brutal

Marcos Bandera

Todo parece indicar que los chicos de Samsung están poniendo a prueba la próxima generación de su línea de chips Exynos para dispositivos móviles. De este modo, presumiblemente, el Exynos 8895, se perfila para ser un gran salto adelante en el mercado de los dispositivos móviles. Y es que mientras el Note 5 cuenta con un Exynos 7420 y el Note7 con un Exynos 8890 de 14nm en ambos casos, los informes apuntan a que gracias al nuevo modelo 8895, Samsung entrará en una nueva era de chips de 10nm con la llegada del próximo Galaxy S8.

El resultado debe ser un fuerte aumento en el rendimiento y la velocidad del dispositivo, pero más allá de eso también podríamos ver una importante caída en el consumo total de energía. Además, parece que los chicos de Samsung estarían investigando y haciendo algunas pruebas del Exynos 8890 para funcionar a nada más y nada menos que 4GHz con los poderosos núcleos personalizados y no menos de 2,7GHz para los Cortex-A53.

Te puede interesar: Samsung Pay no es tan seguro: un hacker puede cargarte compras fácilmente

De ser así, esto supondría un aumento del 30% con respecto al Exynos 8890, el cual podía llegar hasta los 3GHz como máximo. Por supuesto, estas son las velocidades máximas de reloj, aunque es probable que terminen trabajando a una velocidad menor en los dispositivos que se comercialicen al público en general.

Lo cierto es que, sea de la manera que sea, esto nos muestra el gran potencial de estos chips de 10nm y de todo lo que pueden llegar a ofrecer. Tendremos que ver cuanto de ese potencial es liberado si finalmente llegan a equipar los próximos dispositivos de Samsung.

Por otro lado, uno de los factores que deberíamos tener en cuenta es la posibilidad de sobrecalentamiento, ya que hemos podido ver como Qualcomm ha tenido problemas para producir sus chips Snapdragon de una manera sostenible en términos de potencia y eficiencia térmica.

De momento, no podemos hacer otra cosa que esperar para conocer nuevos datos sobre el que podría ser un antes y un después en la potencia de los dispositivos móviles. Y es que si tenemos en cuenta que hoy en día ya existen en el mercado smartphones con una potencia increíble, queda por ver lo que serían capaces de hacer con chips más potentes aún.

Fuente | Phone Arena