Samsung »

El éxito del Galaxy Note7 obliga a Samsung a aumentar su producción

Jacinto Araque

Sin ninguna duda, 2016 está siendo un gran año para Samsung, la compañía coreana está haciendo las cosas muy bien, puliendo poco a poco las –pocas– carencias sus terminales topes de gama y manteniendo lo que funciona, como podemos ver los nuevos Galaxy S7 y Note7. mi

Y es que todo esto no es casualidad, Samsung lleva dos años otorgando a sus flagships un diseño espectacular y muy buen hardware, algo que no pasa desapercibido en los usuarios, que con más frecuencia ven a Samsung como la mejor opción en la gama alta.

Pero parece ser que este hecho ha pillado a la propia Samsung por sorpresa, ya que recientemente ha admitido que tiene problemas de producción relacionados con el número de pre-reservas del Samsung Galaxy Note7, del que te hablamos hace poco.

Samsung asegura que infraestimó la demanda, al igual que el año pasado

Samsung, que ya pecó de este mismo error el año pasado con el Galaxy S6 Edge, ha argumentado que esta vez no se trata de problemas con la pantalla curvada, según una fuente de Reuters.

Aunque las causas aún de los problemas de suministro que también sufre, son poco claras, de lo que no cabe duda es de que la compañía surcoreana está tratando de subsanarlo por todos los medios posibles para aprovechar el tirón que está teniendo su nuevo tope de gama.

Si bien es cierto que ha habido bastantes reportes acerca de problemas con la calidad de construccion del Samsung Galaxy Note7, parece que esto no está siendo algo que se repita, y analistas estiman que Samsung puede llegar a vender 15 millones de Galaxy Note7 este año, superando así los 9 millones de ventas que tuvo el Note 5.

La compañía, que estaría pensando en empezar a comercializar terminales reacondicionados, debería pulir estas trabas que están teniendo en su producción, ya que tiene bastante cerca las presentaciones del Xiaomi Mi Note 2 y del iPhone 7 Plus, que podrían dificultar la expansión del Galaxy Note7 si los surcoreanos no se ponen las pilas.