Autonomía vs dimensiones

Última actualización el 08/04/2014 a las 13:17

Como usuarios de terminales, siempre buscamos uno que por características, diseño y en ocasiones prestigio de la marca; nos parecza el más adecuado a la hora de comprarlos. Pero recordemos que nos encontramos en un una sociedad que tiende a estar permanentemente conectada, los terminales ofrecen unos procesadores más potentes, con mayor número de núcleos y mayores pantallas. Estos aspectos hacen que el consumo de batería sea más elevado, y si nuestro terminal no dispone de la capacidad suficiente, al final de la jornada estamos deseando poder “enchufarnos”.

Autonomía vs dimensiones

Mucho tiempo ha pasado desde que allá por 1991, Sony comercializara la primera batería de Li-ion o iones de litio, (aunque pasó mucho tiempo hasta la implantación como estándar en el uso de terminales, sustituyendo a las de NiMH). Esta “nueva” tecnología supuso mejoras importantísimas, como la eliminación del riesgo de incendio por mantenerla conectada a la red, reducción de tamaño y peso o el aumento del número de cargas (la vida de la bateria).

Pero ¿por qué no se avanza más en este campo? la respuesta puede estar en que la tecnología de las baterias es complicada y cara y esa es una de las razones por las cuales su precio no ha decrecido como el de otros componentes. El futuro de las baterias podrá pasar por el uso de nuevos productos como los polímeros, o de micro-celulas de metanol que podrían aumentar la capacidad de las baterias hasta en 50 veces. Otra opción que se plantea es la utilización de chips capaces de disminuir considerablemente las necesidades de energía de los telefonos móviles.

¿Los fabricantes no pueden o no quieren?

Según pudimos leer en la página de nuestros amigos de Xombit hace unos días, los responsables de HTC se fijaron en un estudio para diseñar su nueva gama ONE, ofreciendo así unas especificaciones orientadas a la preferencia de los usuarios. Por otro lado, la empresa Apple está trabajando en una nueva tecnología que permitiría la utilización de hidrógeno como principal elemento, prometiendo una autonomía de semanas en nuestros terminales.

¿Donde queda la época en la que nos fijábamos en especificaciones como el tiempo en espera y el tiempo de conversación de los terminales? Pues parece que la utilización de medidas en tiempo parece cosa del pasado, y que los miliaprerios (mAh) parecen ser el nuevo sistema por el que tendremos que guiarnos para conocer la vida de una batería. De hecho, creo que casi todos ya lo hacemos a día de hoy.

Con esto hemos querido centrarnos en esta cuestión, dejando a un lado nuestras opiniones sobre un terminal específico o una marca concreta. Después de que todos los grandes fabricantes de teléfonos móviles hayan revelado sus grandes apuestas para este 2012, encontramos terminales más potentes, con mayores y mejores pantallas, pero con baterías que ofrecen similares datos, en lo referente a la autonomía, que sus predecesores de años anteriores, con baterias que rondan los 2.000 mAh tirando alto.

Os recordamos las apuestas de los principales fabricantes para este 2012:

Como caso opuesto tenemos el Motorola Razr Maxx. que tiene una batería de 3.300 mAh, pantalla de 4,3″ y grosor de 8,99 mm. Este terminal parece ser el único que puede ofrecer un equilibrio entre una más espectacular autonomía y unas dimensiones verdaderamente envidiables.

Queremos saber tu opinión: ¿Prefieres un terminal con más batería o con unas dimensiones mas reducidas?, ¿Cual debería ser la tendencia que adopten los fabricantes, centrarse en aumentar la batería o ofrecer mayores prestaciones? ¡Cuéntanoslo!

VER COMENTARIOS

Recomendado