Close Button

Se han escuchado muchas quejas sobre el monopolio que tenía Samsung con la gama Nexus y de cómo Google debería dar la opción a otros fabricantes de construir los nuevos modelos. Mientras todo eso sucedía, han aparecido recientemente dos noticias, pequeños indicios que no hemos sabido interpretar; pero que junto con lo que estamos a punto de contaros, podría encajar con un cambio en la política de Google.

Hace un rato os contábamos que Samsung había publicado las especificaciones del nuevo dispositivo “Nexus”, como se puede apreciar en la foto, se hace una referencia muy vaga a un nuevo modelo “Nexus”.

Tabla comparativa filtración Google Nexus

Por otro lado, una noticia que aparecía este fin de semana, indicaba que en Google habían comenzado un proyecto piloto para portar el Android Open Source Project (AOSP o Android por defecto) al Sony Xperia S. Esto lo convertiría en un terminal Nexus, ya que pasaría a recibir las actualizaciones directamente de Google, y no de Sony en este caso.

¿Por qué os contamos todo esto? ¿Y si no fuera un proyecto piloto? ¿Y si hubiera algo más por detrás? ¿Y si Samsung no tuviera la exclusiva del Nexus de este año y ese modelo solo fuera una denominación? Os lo explico.

De acuerdo con la página asíatica AndroidNoodles y siguiendo lo que parece ser la filtración del plan de lanzamientos de NTT Docomo, una de las principales compañías telefónicas japonesas, Sony, Samsung y LG tendrían previsto para este invierno sacar los tres, tres modelos diferentes de Nexus, llamados Xperia Nexus, Galaxy Nexus II y Optimus Nexus respectivamente.

¿Cuales son las implicaciones de esto? Nexus ya no sería un terminal, si no una categoría, una denominación como hemos mencionado previamente. Sería una batería de dispositivos, podemos adelantar que de gama media-alta, como lleva siendo hasta ahora, en la que la fabricación según parece se quedaría en manos de las compañías por completo, en contra de lo que habitualmente había sido el programa Nexus, donde anualmente se elegía el mejor hardware de cada compañía y se montaba junto con un software controlado por Google.

Foto con todos los dispositivos Nexus

De esta manera podrían coexistir diferentes modelos Nexus, con lo que parece unos requisitos mínimos de hardware (todos parecen llevar NFC incorporado) para todos los gustos, no teniendo que renunciar por ejemplo, a las golosas cámaras Sony, el diseño elegante de HTC o el curvilíneo de Samsung por mantener Android actualizado a la última, ya que todos ellos recibirían (se entiende) las mejoras directamente de Mountain View, sin adulterar. Nada de Touchwiz o Sense.

Aunque la información supuestamente filtrada no menciona más fabricantes, se quedaría la puerta abierta a otros, pudiendo ver quizá no muy lejano un nuevo HTC Nexus One X o un Huawei Ascend Nexus. También sería interesante saber si lo exportarán a otros formatos, como un posible Galaxy Tab Nexus, o Asus Transformer Nexus.

De confirmarse esta noticia, sería muy interesante un movimiento más de Google por controlar uno de los problemas por los que más ha sido criticado Android. Tener cada vez más dispositivos en las últimas versiones ayudaría también a los desarrolladores a poder dejar de diseñar aplicaciones contra Froyo o Gingerbread, y poder centrarse en desarrollar para Ice Cream Sandwich o Jelly Bean, versiones de Android con mejor soporte y que permitirían aprovechar todo el potencial que Google ha puesto en sus últimas versiones.

Temas relacionados: Google Nexus, Samsung Galaxy, Sony Xperia

Comentarios
Facebook
Twitter
Whatsapp
Pinterest
Telegram
COMPARTIR