Close Button
Compartir

Como comentábamos, HTC ha ido decayendo progresivamente en sus ganancias/beneficios desde que fabricara aquel primer terminal de Google. En este mes de julio las cifras ya pasan de pobres a alarmantes, reduciéndose los ingresos en un 45% en referencia al mismo mes de 2011, y pasando de generar 45 mil millones de dolares a 25 mil millones. Como veis es una reducción drástica de un año para otro que, de seguir así, puede afectar a la marca y a nosotros como consumidores.

Ahora debemos debatir sobre estos datos y en por qué se están produciendo. Durante esto dos años HTC se ha visto superado por la competencia. Mayormente por los dos gigantes enfrentados en el mundo de los dispositivos portátiles (Samsung y Apple, claro). Durante 2011 esto vino casi más por relajación, donde únicamente sacó desde cero el Sensation, y dando solo un lavado de cara a otros como el Desire o el Incredible del 2010. Este año ha dado un giro radical, haciéndose fuerte donde antes era débil, con la gama One. Realmente (y bajo mi sincera opinión) han hecho un gran trabajo este año, obteniendo un gran éxito con el One S. Pero cara negativa ha salido con su buque insignia. Problemas de usabilidad/rendimiento y el imparable Galaxy S III lo han relegado a un papel secundario.

Pero la competencia no es el único problema de la compañía, si no que sus decisiones también tienen su parte de culpa. A diferencia de sus competidores, los taiwaneses no ofrecen todos sus terminales en todas las compañías telefónicas. Y esto si es un gran problema para loas asiáticos. De esta manera están reduciendo fuertemente la cantidad de usuarios que, por sus posibilidades y necesidades, puedan acceder a los productos de HTC. Por ejemplo su máximo exponente, el One X, podremos encontrarlo exclusivamente en Vodafone (y esto no ocurre solo en España). Esta política parece ir en detrimento de la marca favorece a otros como Samsung o Apple que si apuestan por todas las compañías para llegar al máximo de clientes posible.

Desde luego este año, a falta de que puedan sacar algo innovador e increíble, HTC tiene otra vez la batalla perdida, actualmente con el Glalaxy S III y en poco tiempo con el posible nuevo iPhone y una nueva generación de smartphone Nexus. Pero esperemos que puedan salir del agujero y pueda volver a ser la marca que tanto aposto y dio por nuestro robot verde. Desde Andro4all deseamos que sí, ya que nos encantan los terminales de la marca, tanto por diseño como por características siempre son un referente a tener en cuenta.

¿Cómo crees que está afrontando HTC esta bajada en sus ganancias? ¿Supone un problema grave para los asiáticos el que, mes tras mes, no remonten el vuelo? Es hora de darnos vuestra sincera opinión. Os esperamos como siempre aquí en Andro4all.

Temas relacionados: Google Nexus, Samsung

Compartir
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!