Close Button
Compartir

Una de las quejas que en muchas ocasiones presentan los usuarios respecto a los teléfonos de hoy día está referida a la fragilidad que presentan. Casos como el reciente Google Nexus 4 o el iPhone 4 o 4S son claros ejemplos de ello, consecuencia entre otros factores de los materiales en que están construidos. El cristal es muy elegante pero es terriblemente frágil. Y claro, se añoran aquellos teléfonos de antaño como el increíble Nokia 3310 que resistía cualquier tropelía. Muchos usuarios requieren para su uso terminales resistente pero sin que ello les suponga renunciar a un sistema operativo u otras especificaciones punteras.

Fruto de ello la empresa Runbo ha presentado tres nuevas propuestas de terminales para todos aquellos usuarios que quieren una protección extra en sus dispositivos. Los modelos presentados son el Runbo X1, el Runbo X3 con teclado Qwerty y el Runbo X5, este último con pantalla táctil y junto con el uso que podemos hacer como teléfonos tradicionales, también podemos usarlos como Walkie Talkie. Simplemente con solo ver el aspecto que presentan se puede intuir que nos encontramos ante unos terminales reforzados y preparados para resistir golpes, caídas, chapuzones… en definitiva todo lo que le echemos encima.

[youtube http://www.youtube.com/watch?v=nwBf0JHqRQs&w=700&h=394]

Para lograr esta protección cuentan con una generosa capa de goma en sus laterales y la parte trasera, dejando “únicamente” libre la pantalla. Con esta cobertura logran la certificación IP67, que les permite resistir un chapuzón durante 30 minutos a un metro de profundidad. No llegan a tener unas especificaciones punteras pero es que tampoco es lo que persiguen. Por ejemplo, el modelo más completo, el X5 con pantalla táctil, cuenta con un procesador Dual core a 1Ghz, una memoria RAM de 1GB, cámara de 8 megapixeles, una pantalla de 4,3 pulgada con tecnología IPS y resolución de 800×480. Si a todo eso unimos una batería de 3.800 mAh nos encontramos ante un terminal preparado para aguantar lo más duro y sin necesidad de un cargador cerca de forma perenne.

Como se puede ver una gama de terminales destinados a un público muy concreto según el uso al que están destinados y que podremos encontrar en Amazon en el plazo de un mes con precios que giran en torno a los 350 dólares, que supongo que serán 350 euros por aquello de la conversión 1:1.

Temas relacionados: Móviles

Compartir
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!