¿Qué futuro le espera a CyanogenMod?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Ahora que técnicamente CyanogenMod ya no existe y hablamos de Cyanogen Inc, no podemos evitar hacernos ciertas preguntas. La más esencial, quizá, es en qué van a basar su estrategia de negocio cuando el usuario final que se conforma con el firmware que incorpora el terminal es mayoría frente al que instala custom ROMs. Os contamos nuestra opinión al respecto.

Logo de CyanogenModDesde que pudimos echar un vistazo a las novedades que iba a traer a la comunidad la última Big Android BBQ, la presencia de Cyanogen Inc y de Steve Kondik era uno de los puntos que más nos interesaban. Recordemos que hace poco que CyanogenMod (como marca aunque no como ROM) ha dejado de existir y Cyanogen Inc se ha convertido en una empresa que pretende reinventar un sistema operativo existente como es Android, intentando al mismo tiempo mantener intactas las bases de la contribución de usuarios y desarrolladores ajenos al proyecto, de libertad, de ser uno mismo el “propietario real” de su terminal y, en general, de todo lo que ha caracterizado a CyanogenMod a lo largo de los años. Precisamente, en esos puntos basó Kondik su intervención en la BABBQ.

Haciendo un símil más o menos afortunado con el mundo de la informática de sobremesa, Cyanogen Inc se ha convertido en el Ubuntu particular de los usuarios de Android. Ubuntu, por así decir, se convirtió en relativamente poco tiempo en la distribución favorita de la comunidad Linux (a día de hoy sigue siendo una de las que más usuarios tienen, si no la que más), pero desde que los esfuerzos de Canonical (la empresa que hay detrás de la distribución) se han tornado más claramente corporativistas, si algo le sobran a Ubuntu son detractores. Algo así me temo que podría acabar pasando con Cyanogen Inc (personalmente creo que OmniROM es una reacción a la corporativización de CyanogenMod que se venía gestando desde hacía tiempo, pero esto ya es harina de otro costal). Es más, seguro que ya hay unos cuantos afilando los cuchillos esperando a que cometan un error para hacer leña del árbol caído. Y esto pasa en todas las familias del mundo de la tecnología.

Sin embargo y dejando de lado los símiles, sí es cierto que ahora CyanogenMod será un producto de una empresa. Una empresa que se dedicará a “vender” otro firmware para dispositivos Android basado en el stock de los terminales Nexus y que se instalará barriendo la capa de personalización de cada fabricante. Una capa de personalización que a la gran mayoría de usuarios finales no le molesta para nada y que hasta encuentran muy útil. Hablamos de esos mismos usuarios finales que no tienen privilegios root, no saben lo que es y seguramente no les interesa lo más mínimo. Pues bien, lo difícil no es explicarles a estos usuarios cómo tienen que instalar CyanogenMod o cualquier otra custom ROM, sino por qué.

Controles Pie en CyanogenMod 10.1

Mirémoslo desde un punto de vista más analítico. Steve Kondik dijo en su intervención en la BBABBQ que todo esto podría reducirse a un problema de percepción, es decir, que si simplificamos el método de instalación de una custom ROM (la que sea) en un terminal podemos atraer a más usuarios finales hacia ellas. En parte es cierto y no le falta razón. Creo que por aquí casi todos hemos instalado alguna que otra vez una ROM personalizada y sabemos de sobra que para el usuario típico de Android no es una tarea fácil. Y es cierto, con el one-click installer que CyanogenMod incorporará en el futuro esta tarea se simplifica mucho, pero sigue quedando en el aire esta pregunta que se hará cualquier usuario medio: ¿Por qué voy a querer cambiar mi Android por algo diferente?

Evidentemente, a los que ya hemos o han instalado custom ROMs en nuestros terminales Android no tienen que convencernos de nada, ya que en la mayoría de casos hemos podido comprobar los beneficios de instalar una ROM distinta a la que el fabricante ofrece. Nosotros veremos qué incorpora la nueva CyanogenMod y decidiremos si la instalamos o no. Lo difícil, insisto, son los usuarios finales. La solución a este problema podría ser llegar a acuerdos con fabricantes de hardware, aunque si Cyanogen Inc quiere que su ROM siga contando con cierta independencia sin verse obligados a incluir apps desarrollados por los fabricantes no deberían apuntar a los nombres con más solera. En cambio, deberían pensar en fabricantes como Oppo, ZTE o Huawei para ofrecer la nueva CyanogenMod preinstalada (y optimizada para cada máquina en cuestión) y dar una ventana a los usuarios para que se acerquen a las ROMs personalizadas. De hecho creo que uno de los próximos modelos de Oppo ya va a incorporar CyanogenMod de serie.

Sólo el tiempo dirá qué hay en el camino para Cyanogen Inc, pero el presente ahora mismo se presenta lleno de dudas e incertidumbre para la comunidad de usuarios y desarrolladores. Aunque el one-click installer facilite mucho el tener la ROM y las intenciones y la filosofía de la empresa siga siendo la misma que cuando se trataba de un esfuerzo conjunto por parte de personas anónimas, ser una comunidad de desarrolladores es una cosa y buscar beneficio comercial con un producto es otra muy diferente. Veremos qué nos depara el futuro.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en CyanogenMod
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (6)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Publica tu opinión usando tu cuenta de Facebook.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion