Close Button

Muchas veces las reglas más lógicas son las primeras que obviamos u olvidamos. Por ello, hoy vamos a recordar todos juntos algunas reglas básicas para proteger nuestro teléfono de posibles accidentes o averías. Aunque no es lo habitual, siempre hay accidentes (dos golpes tiene mi Google Nexus 4) y, en el peor de los casos, estos accidentes hacen que la pantalla se haga añicos (con lo que cuesta la reparación) o que, sencillamente, nuestro teléfono quede completamente inútil.

Proteger-smartphone

Sí, sí, ya sé lo que estáis pensando:

1- “No, no. Yo cuido mucho mi teléfono”. Hay una ley universal que prueba que el cuidado que tenemos con nuestro dispositivo se reduce proporcionalmente según el tiempo de permanencia. Es decir, tendemos a ir descuidándonos según pasa el tiempo.

2- “Es nuestra herramienta. Es para que nos sirva, no para tener que cuidarla y mimarla”. Efectivamente, pero lo que hay que hacer no es mimarla, si no evitar posibles riesgos.

Como han hecho nuestros compañeros de Applesencia, vamos a intentar evitar todo esto con algunas sencillas recomendaciones.

Usar una funda

protección teléfonoSí, vale, yo soy el primero en decir que no me gustan las fundas. Vuelvo a mi Nexus 4: el tacto de este teléfono es magnífico. Su parte trasera de cristal lo hace aún más atractivo… pero dos veces que le he quitado la funda y se ha caído, dos veces que se me ha roto (parcialmente) la pantalla. Si no os gustan las fundas y queréis, como en mi caso, poder disfrutar de ambas caras del teléfono siempre tenemos la opción de los “bumper”, que rodean el contorno del dispositivo protegiéndolo en parte.

Protector de pantalla

seguridad smartphoneCada vez son más las pantallas que vienen protegidas por una capa anti arañazos (la más conocida, sin duda, es la Gorilla Glass), pero no todos los smartphones la traen, por lo que no viene nada mal ponerle una. Además, si nuestra pantalla no es especialmente oleofóbica (o sea, se llena de huellas), también podemos evitarlo con estos protectores que son mucho más que un simple plástico transparente.

No lo lleves a la playa o a la piscina

protección smartphoneSí, claro. Es muy divertido hacer fotos en la playa o, en esos ratos de relax bajo la sombrilla, consultar nuestro WhatsApp o correo, pero el riesgo es mayor que el posible beneficio. Primero está el agua, una enorme posibilidad de que nuestro smartphone caiga al mar o a la piscina y nos quedemos sin teléfono. Segundo, la arena, que arañará nuestra pantalla y, además, se introducirá por cualquier sitio con tal de estropearnos el dispositivo. Existen bolsas y fundas que nos permiten, con ciertas limitaciones, seguir utilizándolos pero protegidos.

Bolsillos y bolsos

Puede parecer una tontería decirlo, pero no hay que llevar el teléfono junto a las llaves, existe una relación proporcional entre el numero de llaves y su afán por arañar nuestras pantallas. Avisados estáis. Por otro lado, si lo utilizáis como reproductor mientras os ducháis, el vapor también puede ser dañino. Yo lo que uso es un altavoz bluetooth mientras que tengo el teléfono en la habitación de al lado.

Baños

seguridad teléfonoNunca, repito, nunca llevéis el teléfono al baño. ¿Quién no conoce a alguien que ha perdido el teléfono porque se le ha caido a inodoro? Sí, claro que es muy tentador seguir leyendo la pantalla mientras estamos “ocupados”, pero los teléfonos tienen tendencia a vibrar cuando lo dejamos sobre la cisterna. Es una ley de Murphy.

Comprar un seguro

seguridad smartphoneComo último recurso tenemos la opción de hacer un seguro de accidentes al teléfono, o de incluirlo en alguno de los que tenemos (algunos seguros de hogar permiten esto), protegiéndolo también de un posible robo. De nuevo, os pongo mi ejemplo: yo tenía un flamante teléfono “resistente al agua”. Durante una semana ni lo acerqué al agua por miedo, pese a vídeo-reviews y analisis. Un día me metí con él en la piscina… Y ya os podéis imaginar el resto. La garantía del fabricante, por supuesto, no se hizo responsable, pero por suerte lo tenía asegurado. Final feliz.

Estas son solo algunas de las reglas básicas de prevención de riesgos telefoniles que os ofrecemos desde Andro4all. Pero recordad que la primera y más importante es tener sentido común. Nos encantaría oír vuestros consejos y experiencias. Contádnoslas.

Temas relacionados: Google Nexus, Otros Sistemas Operativos

Comentarios
Facebook
Twitter
Whatsapp
Pinterest
Telegram
COMPARTIR