Close Button
Compartir

Acabas de abrir tu regalo de reyes, un flamante smartphone que llevas toda la jornada "trasteando", tanto que la batería ha volado y ya has tenido que cargarlo. Pero cuidado... ahora no querrás que reciba ni el más mínimo roce, porque no nos engañemos, por mucho Gorilla Glassque lleven y protecciones de todo tipo, un arañazo accidental con el botón metálico del abrigo o un poco de arenilla puede significar una marca permanente que arruine incluso el precio en una futura venta.

En este artículo vamos a detallar las diferentes protecciones que puedes encontrar, a nivel general para tu terminal. Y es que entre fundas, carcasas, laminas protectoras y estuches, el elenco es inabarcable.

Carcasas.

Son el elemento que quizás más pueden proteger nuestro terminal sin molestar en exceso pero ¿a que precio? Las hay de muchos tipos y formas, si bien por lo general soy un enemigo de las mismas. Mis motivos, puramente estéticos seguro que levantan opiniones encontradas, pero gastarse un dinero importante en un terminal con un diseño cuidado, delgado, que solo por el hecho de mirarlo ya gusta y acoplarle una carcasa es algo que no me termina de convencer.

Logramos una gran protección incluso frente a cáidas pero a costa de perder de vista el diseño de nuestro smartphone y aumentar peso y medidas, por lo que creo que si valoras estos aspectos deberías consideras otras opciones.

Fundas

Con un grado menor de protección que el ofrecido por las carcasas, su integración con el diseño de nuestro móvil es mucho mayor, máxime si se trata de fundas oficiales como la Smart Cover para el Samsung Galaxy Note 3 o la S View para el LG G2. En estos casos se trata de productos específicos que ofrecen alguna prestación extra relativa a la pantalla de nuestro terminal, pero claro a un precio elevado.

Si optamos por fundas de terceros, encontramos para todo tipo de gustos y de bolsillos, siendo uno de los tipos más demandados las fundas estilo libro. Estas ofrecen protección tanto en la pantalla como en la parte trasera pero tienen un handicap importante que se manifiesta sobre todo a la hora de usar al cámara de fotos, y es que tomar una instantánea con este accesorio de por medio nos priva de toda la comodidad que puede ofrecer nuestro smartphone en este sentido.

Láminas protectoras

Comparación de dos Nexus 4 tras el droptest

Es mi opción preferida para proteger la pantalla y la más barata. Las llamadas invisible shield, son laminas auto adhesivas que se adjuntan a la pantalla sin ningún tipo de marca, encontrando medidas específicas para cada modelo. Lejos de los precios que podemos encontrar en las tiendas que todos tenemos en mente, es fácil encontrar packs de 3, 4 o 5 láminas por unos 4 euros en páginas como Amazon y con un poco de maña, las colocamos nosotros mismos sin necesidad de ayuda y sin dejar las temidas burbujas.

Hay incluso laminas que permiten que la pantalla registre determinados golpes sin inmutarse, si bien el precio de estas es más elevado, así como otra tipo espejo, con superficie mate... la variedad es tremenda. El problema es que solo protegemos la pantalla, por lo que el resto de nuestro terminal permanece indefenso a rozaduras o golpes, sobre todo en los cantos y la parte trasera, que atrae los desperfectos cuando lo apoyamos en la mesa.

Estuches

La opción que menos me gusta pero la que más protege el terminal. Un estuche que lo cierra casi por completo pero que obliga a tener que sacar el teléfono cada vez que queremos hacer uso del mismo. Muy útil para llevarlo en la mochila o el bolso, pero poco práctico a la hora de tener que hacer un uso habitual de nuestro terminal.

Para un servidor, aunque hago solo uso de una invisible shield, la combinación perfecta es una lámina adhesiva y una carcasa muy fina, al estilo de las que ofrece Samsung por ejemplo para le Samsung Galaxy S III, con un grosor de apenas un milímetros y transparentes, en plástico flexible y muy ligeras, pues de esta forma tenemos protegido nuestro terminal en todos los flancos y por muy poco dinero.

¿Tú que método usas para proteger tu teléfono? Prefieres alguno en concreto o ¿eres como nos ha pasado a muchos de los que prefiere hacer uso lo más mínimo de cualquier tipo de protección?

Temas relacionados: Eventos

Compartir
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!