Los próximos Google Pixel tendrán procesadores personalizados para ser más exclusivos

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Chipset

Que Google quiere ser el máximo responsable de todos sus productos ya está más que claro. Su lema “Made by Google” ha sido el protagonista en la presentación de los Google Pixel de ayer, dilapidando así con las dudas de si realmente los de Mountain View estaban cambiando su enfoque y estrategia de negocio en el sector móvil.

Google quiere conectarnos a todos los niveles, tanto en casa como fuera, y que esa conexión sea totalmente exclusiva. Ya tienen su propio asistente con inteligencia artificial para los hogares, Google Home, su propio visor de realidad virtual, Daydream View, o su propio router Wi-Fi, por poner solo unos pocos ejemplos.

Y ahora también tiene sus propios smartphones, 100% Google. Son los encargados del diseño, del software, de la distribución, de la publicidad, y en definitiva, de todas las etapas de desarrollo y venta de un producto, a pesar de que, lógicamente, sigue contando con empresas externas para ensamblarlos –HTC en este caso–, y para los componentes que lo constituyen.

Te recomendamos: Todo lo que Google ha presentado este 4 de octubre de 2016

Exlusividad, exclusividad y exclusividad. Una palabra que parecen haberse grabado a fuego en Google, y que encontramos incluso a nivel de software, pues algunas novedades de Android 7.1 Nougat serán exclusivas de los Google Pixel, como ya te hemos contado.

Google personalizará sus procesadores

Pero parece que Google no está conforme con esta exclusividad, y pretende ir más allá. Según nos informan desde Bloomberg a raíz de una entrevista concedida por Dave Burke, los próximos smartphones de la familia Pixel llevarán su propio “silicio”.

¿Y esto qué quiere decir? Pues que los chipsets de los siguientes Pixel serán personalizados y exclusivos de Google. Eso sí, Burke no ha aclarado el grado de personalización. Podrían, por tanto, seguir la línea de HiSilicon con sus Kirin, o incluso llegar a diseñar sus propios núcleos para la CPU.

Es decir, seguir el camino de Qualcomm con sus Snapdragon o Apple con sus Apple AX (Cyclone, Twister, Typhoon,…). Samsung también lo ha hecho recientemente con los núcleos Mongoose del Exynos 8 Octa 8890.

ARM Cortex-A72

Poniendo como ejemplo a Qualcomm, esta le compra la licencia del hardware a ARM, y personaliza parte de ese hardware creando sus propios diseños. Su diseño más moderno es el de los núcleos Kryo, que vemos precisamente en el procesador principal del Qualcomm Snapragon 821 que montan los Google Pixel, y anteriormente diseñaron los Krait y los Scorpion. Una personalización cuyo objetivo es el de mejorar las prestaciones que de base ofrece ARM, ya sea con más potencia, menores consumos energéticos, etcétera.

Pero como decimos, de momento no sabemos hasta qué punto personalizará Google sus procesadores. Lo que sí sabemos es que se trata de un gran paso en la división de hardware de la compañía. Y quién sabe, quizás algún día veamos a Google con sus propias fundiciones, tal y como las tienen empresas como Samsung o TSMC. Y quizás algún día, la veamos compitiendo cara a cara en el sector del los procesadores móviles.

Si quieres saberlo todo sobre Android, tienes que seguir nuestro Instagram o unirte a nuestro canal de Telegram.

Sigue a Andro4all

Archivado en ARM, Google Pixel, Hardware, Procesadores móviles
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

Otras webs de Difoosion