Así será la gama alta Android en 2018

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Galaxy Note8 y Huawei Mate 10

2018 promete ser un gran año para el sector de la telefonía. Después de que las grandes tendencias de los últimos años, como las cámaras dobles, las pantallas sin marcos o los diseños cada vez más atrevidos, se hayan asentado, e incluso hayan hecho acto de presencia en las gamas intermedias, los principales fabricantes tendrán que volver a sorprender en esta nueva generación de smartphones, con teléfonos de gama media más equilibrados y competitivos, y de gama baja que dejarán de ser el hazmerreír de Android de una vez por todas gracias a la iniciativa Android Go.

Sin embargo, la gama alta vuelve a ser la que más expectación crea, y no es para menos. En este nicho, las marcas destinan una mayor cantidad de recursos con los que evolucionar e innovar, y cada año nos topamos con teléfonos más completos y avanzados, con tecnologías que hace unos años jamás hubiéramos pensado ver en teléfonos móviles.

Y aprovechando que el año 2017 acaba de tocar su fin, y que de momento ningún fabricante ha presentado sus apuestas en la gama alta para 2018, hoy nos aventuramos a reflexionar sobre cómo será la gama alta androide de este año que comenzaba hace solo una semana.

La gama alta Android de 2018: lo que esperamos ver

Pantallas más grandes en cuerpos (aún) más pequeños

Essential Phone

Si 2017 fue el año en el que los diseños donde los marcos de pantalla –o más bien la carencia de éstos– fueron protagonistas, 2018 debería ser el año en el que, por fin, digamos adiós a los enormes márgenes que rodean los paneles frontales de nuestro smartphone.

Marcas como Xiaomi, Essential o Apple con su iPhone X ya se han aventurado a eliminar, casi por completo, al menos tres de los marcos que rodean la pantalla de sus smartphones. Y si bien es cierto que algunos usuarios aún prefieren márgenes lo suficientemente acentuados para evitar los temidos “toques fantasma” sobre la pantalla, no hay duda de que la tendencia de la industria se desvía hacia los marcos ínfimos, lo cual permite a los fabricantes integrar paneles de mayor tamaño en cuerpos cada vez más compactos.

Lectores de huellas bajo la pantalla

Vivo con lector de huellas bajo la pantalla

La existencia de los lectores de huellas bajo la pantalla se lleva rumoreando desde que el Galaxy S8 no era más que un mero concepto, pero no ha sido hasta finales de 2017 cuando Synaptics por fin ha demostrado que, en efecto, este tipo de sistemas biométricos están listos para ser utilizados.

Es muy probable que los teléfonos de alta gama presentados a lo largo de la primera mitad de este 2018 aún no integren esta tecnología –de momento, ni los Xiaomi Mi 7 ni los Galaxy S9 lo harán–, aunque estoy seguro de que veremos los primeros lectores de huellas bajo el cristal de la pantalla en los buque insignia que lleguen a lo largo de los últimos seis meses del año, como los Galaxy Note9, LG V40, Huawei Mate 11 —o Mate 20— o Xiaomi Mi Mix 3.

Inteligencia artificial para (casi) todos

Huawei mate 10 destacada

Huawei con su Mate 10 y Google con los Pixel 2, demostraron que la inteligencia artificial está a punto de convertirse en una pieza fundamental de nuestros smartphones, y todo apunta a que 2018 será el año en el que los sistemas de machine learning lleguen a Android para quedarse.

Una buena prueba de ello es la inclusión de una API destinada a este fin en Android 8.1, así como la existencia de la librería TensorFlow Lite, que ya permite a los desarrolladores construir aplicaciones basadas en IA. Y es que al fin y al cabo, este tipo de tecnologías pueden ser utilizadas para cualquier fin, desde la mejora de las capacidades fotográficas como en el caso de los Pixel, hasta la optimización del rendimiento según los patrones de uso de cada usuario.

El regreso de la carga inalámbrica

Samsung Leader 8, carga inalambrica

Os aseguro que me duele más a mí escribir esto que a vosotros leerlo, pero: gracias, Apple. La última generación de iPhone de los de Cupertino cuenta con **carga inalámbrica a través del estándar Qi,** y como suele suceder cada vez que Apple toma una decisión de este calibre, el resto de marcas emularán su movimiento.

Así pues, lo más probable es que 2018 sea el año en el que LG y Samsung dejen de ser las únicas marcas que incluyan carga inalámbrica en sus smartphones insignia, para que firmas de todo tipo den cabida a esta tecnología.

Sistemas de reconocimiento facial

Reconocimiento facial en el OnePlus 5T

Y si alguien duda de que la carga inalámbrica se va a poner de moda tras el movimiento de Apple, solo hay que echar un vistazo a lo ocurrido con los sistemas de reconocimiento facial. Después de que Face ID debutase con el iPhone X, firmas como OnePlus u Honor ya se han sumado a esta moda, incluyendo sistemas biométricos, cada uno a su manera, por supuesto.

Pero 2018 será el año en el que Qualcomm y MediaTek tengan listos sus sistemas de reconocimiento facial haciendo uso de hardware específico, y no me sorprendería que Google incluyese una API de reconocimiento facial en Android P, por lo que por fin estaremos hablando de tecnologías que se encuentran a la par que Face ID en cuanto a seguridad se refiere. Esperamos, eso sí, que esto no signifique la muerte permanente de los lectores de huellas dactilares en smartphones.

Más potencia y un soporte a la altura

Google pixel 2 destacada trasera

Que los gama alta de 2018 van a ser más potentes que los de 2017 es un hecho demasiado obvio, por eso decidimos dejar este apartado para el final. La culpa de este salto en cuanto a potencia la tendrá el Snapdragon 845, el procesador presentado por Qualcomm a principios de diciembre, y que probablemente presidirá el interior de la gran mayoría de teléfonos de altas prestaciones de la generación que está por venir.

Sin embargo, donde sí podríamos llevarnos una sorpresa en la gama alta de este año es en el soporte a nivel de software. No debemos olvidar que, todos aquellos teléfonos que lleguen con Android Oreo desde un inicio –y todo aquel fabricante que lance un gama alta sin Oreo en pleno 2018 no merece tu dinero, así de claro– cuentan con soporte nativo para Project Treble, el mayor cambio estructural de la historia de Android, que facilitará el trabajo a las marcas a la hora de desarrollar y liberar actualizaciones.

El primer anticipo de lo que se puede lograr con Treble lo vimos hace solo unos meses, cuando Google aseguró tres años de actualizaciones en sus Pixel 2. Y si bien es cierto que la fragmentación no va a desaparecer en un solo año, ni siquiera en la gama alta, al menos los fabricantes no tendrán excusa para dejar desactualizados sus teléfonos estrella, o para ofrece actualizaciones tardías. Algo es algo.

Y tú, ¿que esperas de la gama alta en 2018?

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Opinión, Smartphones Android
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs