Samsung Galaxy S9+ vs Galaxy S8+ en vídeo, ¿merece la pena el cambio?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Ni siquiera habían pasado doce meses desde la presentación de los Galaxy S8 y S8+ celebrada en marzo de 2017, pero Samsung decidió reunirnos hace solo unos días, aprovechando el Mobile World Congress 2018 de Barcelona, para deleitarnos con su última creación: los Samsung Galaxy S9 y S9+.

Si bien sobre el papel las diferencias entre ambas generaciones son mínimas, debíamos esperar hasta poder comparar los terminales cara a cara para poder confirmar nuestra opinión… y hemos hecho justo eso. En pleno MWC 2018 que ya roza su final, hemos querido enfrentar a los gigantes de las dos últimas generaciones de smartphones Samsung Galaxy S, los S8+ y S9+, y comprobar si, efectivamente, son tan similares como parece.

Samsung Galaxy S8+ vs S9+, diferencias y similitudes

Diseño

Samsung Galaxy S9 Plus vs S8 Plus

Ya os adelanto que este es uno de los aspectos en los que menos diferencias vamos a encontrar. Con la familia S8, Samsung introdujo un nuevo estilo de diseño, manteniendo los materiales de construcción –aluminio y cristal–, que ya llevaba utilizando varias generaciones, y decidió llevarlos más allá a través de una apariencia más pulida, que por primera vez prescindía de los marcos de pantalla, y por ende, del botón home físico.

Con los S9 y S9+, sin embargo, el cambio apenas es significativo. Tanto los materiales de construcción como las líneas de diseño son prácticamente calcados –aunque Samsung alega que la última generación es más resistente–, y más allá de los nuevos colores, la nueva ubicación del lector de huellas –por fin– y la inclusión de una cámara secundaria en la parte trasera, no existen más diferencias a nivel de diseño entre los S8+ y S9+. Pero eso no es algo malo, ni mucho menos.

Y ya que mencionamos el lector de huellas, es conveniente comentar que el funcionamiento del escáner apenas ha variado con respecto al del Galaxy S8+. Continúa siendo igual de rápido y preciso, para bien o para mal, aunque gracias a la nueva ubicación es mucho más accesible a la hora de utilizar el terminal, que no es precisamente pequeño, con una sola mano.

Pantalla y sonido

Galaxy S8+ y S9+

Pero si hay un aspecto en el que existen menos diferencias aún, es el de sus pantallas: 6,2 pulgadas en ambos casos, con resolución Quad HD+, tecnología SuperAMOLED, formato de 18,5:9 y soporte para HDR10. Ambos, además, incorporan un sistema de detección de presión en el botón home. En definitiva, ni un solo cambio en este apartado.

En términos de audio, sin embargo, la cosa cambia. Según nuestras primeras pruebas, es un hecho que Samsung ha dado un importante salto adelante en términos de calidad con respecto al sonido en esta nueva generación, gracias a un sistema de altavoces estéreo afinados por AKG, que ofrecen un resultado notablemente superior con respecto al Galaxy S8+. Y todo ello, sin eliminar el jack de 3,5 milímetros.

Apartado fotográfico

Cámara de los Samsung Galaxy S9

Por fin llegamos a un aspecto que realmente puede marcar la diferencia a la hora de elegir entre el Galaxy S8+ y el S9+: la cámara. O mejor dicho, cámaras, y es que el modelo Plus de la nueva generación, es el primero de la familia Galaxy S en adoptar el sistema dual, ya utilizado en el Galaxy Note8.

En ambos modelos encontramos una cámara principal de 12 megapíxeles, con una gran diferencia a favor del S9+ que reside en el sistema de apertura variable f/1.5 – f/2.4, pionera de esta última edición de smartphones estrella de Samsung, y que promete al usuario capturar imágenes óptimas en cualquier situación lumínica.

¿El resultado? Lo cierto es que en las pruebas que hemos podido realizar, las diferencias a la hora de utilizar uno u otro modo para realizar fotografías, han sido prácticamente inexistentes. Sin embargo, debemos esperar hasta realizar un análisis en profundidad para poder confirmar si este sistema merece, o no, la pena.

En cuanto al doble sensor del Galaxy S9+, como ya pudimos comprobar en el Galaxy Note8, se trata de un sensor que ofrece zoom óptico de hasta dos aumentos, lo cual promete mejores resultados a la hora de utilizar diferentes efectos artísticos como el modo retrato –al menos sobre el papel, pues teléfonos como los Pixel 2 de Google ofrecen uno de los modos retrato más avanzados utilizando una única lente–, así como a la hora de capturar imágenes ampliadas, perdiendo un menor nivel de detalle que en el caso del S8+, que carece de zoom óptico.

Otro de los añadidos exclusivos del S9+, del que carece su predecesor, es el modo Super Slow Motion, a través del cual es posible grabar breves clips de vídeo a una tasa de 960 fps y resolución HD. Los resultados, si bien son bastante llamativos, podrían no ser el suficiente reclamo como para justificar el salto de una generación a otra.

En cuanto al sensor frontal, en ambos casos de 8 megapíxeles, las primeras capturas sí permiten entrever una mejor calidad en el caso del nuevo Galaxy S9+. además de contar con un modo retrato basado en software –y por tanto compatible, si Samsung así lo quisiera, con el Galaxy S8+–, cuyos resultados han sido bastante correctos.

Apartado técnico y software

Samsung Galaxy S8 vs Samsung Galaxy S9 destacada

Samsung ha vuelto a apostar por tecnología de la casa para dar vida a su nuevo terminal. El Exynos 9810 es el procesador que monta el nuevo Galaxy S9+, un chip de 10 nanómetros y ocho núcleos de segunda generación, a una frecuencia máxima de 2,9 GHz.

Comparado con el Exynos 8895 del S8+, lo cierto es que no hay muchas diferencias, más allá de la superior frecuencia del chip integrado en el nuevo modelo. Por eso, Samsung ha decidido marcar la diferencia a través de 2 GB extra de memoria RAM, y una nueva GPU que promete una mayor potencia gráfica.

Todo eso sobre el papel, pero, ¿qué pasa si los ponemos cara a cara? Como es lógico, a estas alturas del partido, teniendo en cuenta que estamos ante dos de los mejores teléfonos de 2017 y 2018 respectivamente, apenas existen diferencias en cuanto a rendimiento en las tareas del día a día. Una de las pocas situaciones en las que encontraríamos diferencias a favor del S9+ sería a la hora de ejecutar tareas que requieran una alta carga computacional o de deep learning, ya que el nuevo Exynos 9810, al contrario que su predecesor, cuenta con funciones avanzadas en este ámbito.

En cuanto a la batería, tanto el Galaxy S8+ como el Galaxy S9+ cuentan con 3.500 mAh de capacidad, y por tanto solo existirán diferencias dependiendo de si el nuevo Exynos 9810 incorpora mejoras a nivel de eficiencia.

Donde tampoco hay diferencias reseñables es en el software. Ambos teléfonos ya disfrutan de Android 8.0 Oreo y Samsung Experience 9.

En definitiva: ¿merece la pena el cambio?

Como todo en esta vida, depende. Es cierto que las novedades a simple vista entre uno y otro dispositivo, apenas son apreciables, y el usuario de a pie no va a notar una mejoría considerable dando el salto del Galaxy S8+ al nuevo modelo de Samsung.

Como ya os comentábamos ayer, la decisión final dependerá de factores como el soporte a nivel de software -más extendido en el caso del Galaxy S9+, sobre todo gracias al soporte de Project Treble– , compatibilidad con los últimos accesorios, o los añadidos a nivel fotográfico como la doble cámara, el modo retrato frontal, la apertura variable o el vídeo en Super Slow Motion.

Claro que no hay que dejar de lado el hecho de que el nuevo Samsung Galaxy S9+ tiene un precio de 949 euros, mientras que el Galaxy S8+, con menos de un año de vida, ya se puede encontrar por poco más de 600 euros. Lo cual hace más difícil aún la decisión de decantarse por el último modelo de la saga Galaxy S. Lo que es indudable es que ambos modelos son dos de las mejores opciones dentro del segmento de la gama alta existentes en la actualidad.

Y tú, ¿con cuál te quedas?

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Gama alta Android, MWC 2018, Recopilaciones y comparativas Android, Samsung Galaxy S9, Samsung Galaxy S9+, Urban Tecno
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs