Por qué el Google Pixel 3 lo tiene ridículamente fácil para ser el mejor de 2018

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Google Pixel 2 XL con Android P

Estamos enamorados del Google Pixel 2 XL, y no podemos evitarlo. Es uno de los móviles Android con mejor autonomía, la mejor cámara, el mejor rendimiento, las actualizaciones más rápidas, y el único que aprovecha realmente todo el ecosistema de aplicaciones de Google.

Es cierto que el tema de la pantalla le ha perjudicado mucho, y se ha ganado una mala fama que no merece. Craso error de Google el no avisar de que las nuevas remesas del Pixel 2 XL corrigen este problema, y el azuleo deja de ser algo notorio. No obstante, dejando al margen que su panel no es el mejor del mercado -ni mucho menos el peor-, es para muchos -gran parte del equipo de Andro4all incluido, el mejor móvil Android del mercado.

Google lo tiene bastante fácil para su tercer modelo, sabe lo que tiene que mejorar y lo que tiene que dejar quieto para hacer el mejor móvil del mercado. ¿Especulamos un poco sobre el tema?

Qué necesita el Google Pixel 3 para volver a ser el mejor

Una mejor pantalla

Google pixel 2 google assistant castellano

Repetimos, Google ha corregido parcialmente el tema del azuleo en las nuevas remesas del Pixel 2 XL, aunque no lo haya comunicado, tienes bastante información en los grandes foros sobre el asunto. El panel P-OLED de 6 pulgadas con resolución QHD del Pixel 2 XL está bien, pero no llega a la altura del de un S8, ni mucho menos un Note 8.

Este año, Google debería apostar por Samsung para su pantalla, garantizándose así la espectacularidad del panel, y acabando con los fantasmas que ha dejado el Pixel 2 XL.

Seguir trabajando la fotografía computacional

Retrato Google Pixel 2 Xl

Lo bueno de lanzar una cámara dos pasos por encima de la competencia, es que hacen falta dos años para que la competencia te iguale. En lo que llevamos de año, los topes de gama presentados no han sido capaces de superar la cámara del Pixel 2 XL, y dudamos muchísimo de que el iPhone 11 lo consiga.

Este 2018, Google tan solo tiene que mejorar ligeramente el funcionamiento de su IA, para conseguir aún mejores resultados en fotografía y vídeo, poco más. No podemos sacarle una sola pega a la cámara de los Pixel, y esto es bastante bueno. El año pasado, cuando creíamos que apenas había margen de mejora con el Pixel 1, Google dió la sorpresa al demostrar que se podían hacer las cosas aún mejor, y esto es lo que vamos a ver este año, estamos seguros.

Mantener la Pixel ROM

Google Pixel 2 XL

Al contrario de lo que muchos piensan, el Google Pixel no tiene Android Puro. Tiene una ROM personalizada por Google, con funciones exclusivas el Ambient Display, gestos que ningún otro Android tiene, tematizaciones automáticas, mejoras en el launcher, y ciertos aspectos de las Developers Options que solo encontramos en estos terminales.

Esperamos que el Pixel 3 entrene una increíble ROM de Android 9, con funciones exclusivas que tan solo se puedan disfrutar en ese modelo. Android es libre, pero al Pixel le distinguen su excelencias en el software, por lo que debe mantener esa distancia con el resto de fabricantes.

Un cambio en el diseño

Trasera del Google Pixel 2 XL en color negro

Les guste o no, los chicos de la gran G están obligados a cambiar el diseño. La carga inalámbrica obliga a que la parte trasera esté fabricada en cristal, por lo que nos olvidaremos del aluminio en el nuevo Pixel. Un diseño con reducción de marcos, una trasera algo más estética y de cristal, es lo que le pedimos al Pixel 3.

El Pixel 2 XL es bastante bonito, y es un terminal que hay que tener en la mano para apreciar su construcción, ya que las fotografías no le hacen ningún favor. No obstante, hay muchísimo margen de mejora, y aquí es cierto que Apple y Samsung le ganan por bastante.

“Liberar” la carga rápida

Google Pixel 2 XL con funda de tela

No tenemos dudas de que “los problemas” que está teniendo el Pixel 2 XL con la carga se deben a que Google quiere preservar la batería, pero es una vergüenza que un móvil de 1.000 euros cargue en 4h porque está frío. Por si no lo sabías, por un lado, los Pixel 2 XL cargan extremadamente lentos si la batería está fría, y por otro, el propio cargador ya viene limitado, para no cargar con todo el voltaje que ofrece.

En definitiva, hablamos de que el Pixel 2 XL tarda algo más de dos horas en cargar, a pesar de tener “carga rápida”. Terminales como los OnePlus o Huawei son capaces de cargar en poco más de 1h, y esto es lo que queremos ver en el Pixel. Si no queremos cargar tan rápido, nosotros mismos podremos cambiar el cable o el cargador, pero si vendes carga rápida, danos carga rápida.

Como puedes ver, el Google Pixel tiene margen de mejora, pero son detalles sencillos. No hay dudas de que estarán escarmentados con la pantalla, de que saben que el cristal es necesario para la carga rápida, y de que mejorarán más aún la fotografía computacional. Desde el nacimiento del Pixel 1, somos muchos los que pensamos que este es el iPhone de Android, y que solo puede verse superado por su siguiente versión.

¿Qué opinas tú?

¡No olvides seguirnos en Instagram para conocer los mejores trucos y apps para tu móvil y en Telegram para recibir el mejor artículo del día!

Archivado en Google, Google Pixel, Opinión
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs