Los niños pasan cada vez más tiempo en redes sociales, y eso tiene una grave consecuencia

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Aplicación de Instagram para Android, descargar

De la misma forma que a la gente de mi quinta le decían que habían nacido con un mando de la Playstation bajo el brazo, a los jóvenes nacidos en la década de los 2.000 les dicen que nacieron con un móvil. Raro es el niño de 13-14 años que no tiene un smartphone en el bolsillo, cientos de seguidores en las redes sociales y muchas coronas en Clash Royale. Cada vez pasan más tiempo conectados, y eso no es que sea precisamente beneficioso para ellos.

Un estudio publicado por la Office for National Statistics, el organismo de estadísticas británico, ha descubierto que uno de cada ocho jóvenes pasan, al menos, tres horas al día conectados a las redes sociales. Puede parecer ‘poco’, pero es una cifra que se ha duplicado en solo cuatro años. La investigación se llevó a cabo a través de encuestas a niños de entre 10 y 15 años durante el periodo 2011-2012 y 2015/2016 en Reino Unido. La muestra fue de 4.410 jóvenes en el primer periodo y 3.616 en el segundo, 8.026 jóvenes en total, por lo que los resultados son más que fiables.

Un dato curioso es que las chicas usan las redes sociales mucho más tiempo que los chicos, y son afectadas por ellas con más gravedad. Tal es así que, según el mismo organismo, las chicas de 10 años que pasan al menos una hora en redes sociales son más infelices durante su juventud que aquellas que no usan Facebook, Twitter o Instagram. Esto choca de frente con otro de los hallazgos de la Office for National Statistics, y es que la cantidad de chicas que pasan más de tres horas en redes sociales ha subido en solo cuatro años del 8,7% al 17,4%. Por su parte, el porcentaje de chicos que pasan más de tres horas al día en redes sociales ha aumentado del 4,9% al 8,3%.

Chicos y chicas que pasan más tiempo en redes sociales

En la tabla, porcentaje de chicos y chicas que pasan más de tres horas al día en redes sociales

A pesar de que pueden parecer cifras abrumadoras, los propios investigadores advierten que los datos pueden haber sido subestimados, debido a que han sido autoinformados –es decir, han sido los propios niños los que han dado los datos– y solo se han obtenido muestras durante la semana lectiva. Posiblemente estos números aumenten significativamente durante los fines de semana, cuando los jóvenes tienen más tiempo libre.

Finalmente, cabe destacar que los niños tienen más probabilidades que las chicas de discutir con su madre más de una vez a la semana (26,3% de posibilidades los chicos, 25,2% las chicas). Esta cifra ha ido bajando considerablemente con el paso de los años, aunque no se señalan los motivos. Chicos y chicas discutieron más veces con su padre que con su madre, lo que puede explicar que los chicos prefieran hablar con sus madres sobre las “cosas que importan”.

Como saber todo lo que Facebook sabe sobre ti

Sea como sea, aquí tenemos las pruebas de que no se puede permitir que los jóvenes, en plena adolescencia, cuando están conformando su personalidad y su ‘yo’ futuro, pasen tanto tiempo en redes sociales. Cientos de teóricos y filosofos, como Eli Pariser, Guy Debord, Byung-Chul Han o Franklin Foer, han hablado sobre cómo las redes sociales pueden generar depresión al mostrar una visión distorsionada de la realidad.

Las redes sociales muestran el lado feliz de la vida, una vida llena de aventuras, risas y cosas maravillosas. Al fin y al cabo, solo mostramos lo que queremos que el mundo vea, y nadie quiere que la gente nos vea tristes, deprimidos o cuando tenemos un mal día. Es decir, mostramos una manipulación de nuestra realidad. Ha habido casos de influencers que se han suicidado por la presión de las redes sociales, y todo se debe a un abuso y mal uso de las mismas.

Usar bien las herramientas que el mundo 2.0 nos ofrece depende de nosotros, sí, pero durante las primeras etapas de la adolescencia es fundamental que los padres intervengan. El problema es, quizá, que los propios padres se ven sobrepasados por la tecnología. ¿Cómo enseñar algo que tú no controlas? He ahí la pregunta.

Fuente: BMC Public Health journal

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en estudios, Facebook, Instagram, Redes sociales, Twitter
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs