El wearable que quiere mejorar tu nutrición y que se pone donde menos te lo esperas

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Wearables Android

Aunque los wearables ya no hacen tanto ruido como hace unos años, lo cierto es que hay firmas que siguen apostando fuerte por ellos. Los ejemplos más evidentes son Apple, Fitbit y Xiaomi, cuya gama de dispositivos ‘llevables’ se traducen en pulseras y relojes. El objetivo de estos, más allá de ver notificaciones, es poder monitorizar nuestro estado de salud: pasos andados, calorías quemadas, kilómetros recorridos, etc, pero nada tienen que ver con este dispositivo, capaz de registrar todo lo que el usuario come y bebe.

El wearable se trata de un sensor que se coloca en los dientes y se conecta de forma inalámbrica con el smartphone. Este pequeño sensor es capaz de registrar la ingesta de azúcar, sal y alcohol, aunque los investigadores de la Universidad Tufts (Medford, Massachusetts), creen que podría ayudar a las personas a gestionar sus tendencias nutricionales. Por otro lado, el wearable podría ayudar a monitorizar la salud dental, e incluso detectar problemas de bienestar como la fatiga a través de la saliva. El dispositivo mide dos milímetros cuadrados, y a diferencia de otras tecnologías similares anteriores, puede usarse sin protector bucal.

¿Y cómo funciona? Te preguntarás. Pues bien, este sensor cuenta con una capa ‘bioresponsiva’ que absorbe los nutrientes y productos de los alimentos, lo que genera cambios en las propiedades eléctricas del sensor. Las antenas del dispositivo absorben y transmiten un espectro e intensidad de ondas específica, que se recibe over the air en el dispositivo del usuario, tal y como apuntan en Alphr.

Sensor wearable en los dientes Imagen: Fiorenzo Omenetto, Tufts University

Lo más interesante es que su aplicación no se centra solo en los dientes. Según el El Dr. Omenetto, autor del estudio, “en teoría, podemos modificar la capa de respuesta biológica en estos sensores para apuntar a otras sustancias químicas; estamos realmente limitados solo por nuestra creatividad […]. Hemos ampliado la tecnología común de identificación por radiofrecuencia (RFID) a un paquete de sensores que pueden leer y transmitir dinámicamente información sobre su entorno, ya estén adheridos a un diente, a la piel o a cualquier otra superficie”.

El problema es que el sensor dura solo un par de días, aunque a través de la investigación se podría extender su autonomía. No se sabe cuándo estará disponible para su venta al público, o si llegará a estarlo algún día. Es un invento curioso que demuestra cómo la tecnología va más allá de mandar WhatsApp y hacer fotos, llegando a incluso a mejorar la vida –real– de las personas.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Deporte y salud, Wearables
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion