¡Cuidado con el calor en verano! No dejes que tu smartphone supere esta temperatura

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Sin comerlo ni beberlo, nos hemos plantado en mitad de junio. El 21 de este mes comienza oficialmente el verano, y con él vienen las altas temperaturas. Es un buen momento para ir a la playa o la piscina, tomar el sol y coger un bonito bronceado del que presumir en Instagram, pero no es oro todo lo que reluce. No podemos olvidar que nuestros smartphones siempre suelen ir con nosotros, y aguantar el calor no es tan fácil para ellos como lo es para nosotros. ¿Qué temperatura máxima aguanta un smartphone? ¿Qué puedes hacer si tu teléfono se pone demasiado caliente? Vamos a verlo.

Lo primero que debes saber es que tu teléfono tiene una batería de ion-litio cuya temperatura óptima está entre los 15 y los 25 grados centígrados. Conseguir esa temperatura en verano es muy complicado, sobre todo si vives en una zona calurosa donde es fácil alcanzar los 40 o 45ºC. Cuando un terminal se pone a esta temperatura, algo muy fácil de conseguir si estás usándolo a plena luz del día con el brillo al máximo y con incidencia del sol directa, salta el limitador. Este te avisará de que la temperatura es demasiado alta y hará lo siguiente:

  1. Bajar el brillo, limitar el procesador y reducir el rendimiento del terminal, o
  2. Apagar el móvil.

Sea como sea, lo ideal es que tu dispositivo no supere los 30 grados de temperatura para que su funcionamiento sea óptimo.

¿Y qué hacer si el terminal se calienta más de la cuenta? ¿Cómo lo enfrías? Te puedo decir que he visto de todo. Una vez me encontré a un amigo metiendo su móvil en el frigorífico porque se le había quedado al sol y estaba ardiendo. Cosas como esta son, precisamente, las que debes evitar. No hagas ninguna locura como meter el móvil en el frigo, ponerle un hielo encima o meterlo en la piscina –de verdad, la resistencia al agua y al polvo no está hecha para eso–. Lo mejor que puedes hacer es apagarlo, quitarle la batería si puedes y dejarlo a la sombra.

Si metes el móvil en el frigorífico o en algún sitio demasiado frío mientras está caliente, se puede generar condensación en su interior y un posible cortocircuito.

Mi recomendación personal es que no te lleves tu móvil a estos sitios. Si tienes un dispositivo antiguo, es mejor que, en un posible percance, se rompa este a tu daily driver. Otra opción es que te compres un teléfono básico para que puedas estar localizable y te dejes tu smartphone en casa –véase un Nokia 3310–.

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Consejos sobre Android, Smartphones Android, Trucos Android
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs