Close Button

Analizamos a fondo el último plegable de la compañía coreana para despejar todas las dudas sobre él.

Samsung trabaja en sus próximos móviles plegables y hay grandes sorpresas

Samsung lanzará hasta 3 modelos de móviles plegables en 2021

Si echamos la vista atrás, no hace mucho tiempo que por smartphone entendíamos un teléfono con el que podíamos conectarnos a internet, compartir alguna que otra imagen en las redes sociales y chatear con nuestros amigos gratuitamente gracias a las aplicaciones de mensajería que emergían para sustituir a los SMS. Con el paso de los años todo este proceso se ha acelerado de manera incontrolada, llegando a tener en nuestras manos auténticos ordenadores con pantallas de 5 o 6 pulgadas.

No contentos con eso, los fabricantes han ido evolucionando todos y cada uno de los componentes de los terminales en un claro intento por diferenciarse en un mercado irreversiblemente saturado. Así llegaron las pantallas táctiles con resoluciones de calidad ya difícilmente mejorable, tasas de refresco a velocidades estratosféricas o… los paneles plegables.

galaxy fold 1 vs galaxy fold 2

A la izquierda, el Samsung Galaxy Z Fold; a la derecha, el Samsung Galaxy Z Fold 2.

Samsung fue la primera gran firma en aventurase en el universo de las pantallas plegables con el Samsung Galaxy Z Fold y el resultado no termino de convencer al consumidor. El concepto era rompedor, llamativo e ilusionante, pero a la hora de darle forma y uso real se quedó corto. La segunda intentona con el Galaxy Z Flip ya dio una idea de que la firma coreana no tiraría la toalla en su búsqueda del smartphone plegable perfecto y, con el último de la colección, el Galaxy Z Fold 2 (el terminal que hoy nos atañe), el sueño de Samsung está un poco más cerca, aunque sigue faltando camino por recorrer. No iba a ser tan fácil.

Samsung Galaxy Z Fold 2, toda la información

Samsung Galaxy Z Fold 2
Características y especificaciones técnicas
Dimensiones156,8 x 74,5 x 8,67 milímetros
Peso280 gramos
PantallaPrincipal: 7,6 pulgadas Foldable Dynamic AMOLED Infinity-O, formato 4,2:3, HDR10+, frecuencia de refresco de 120 Hz
Cover display: 6,23 pulgadas SuperAMOLED Infinity-O, formato 21:9, tasa de refresco de 60 Hz
ProcesadorQualcomm Snapdragon 865+
RAM12 GB LPDDR5
Almacenamiento256 GB UFS 3.1
Sistema operativoAndroid 10
Samsung One UI 2.5
Conectividad5G, LTE doble SIM (nano-SIM/eSIM)
Wi-Fi 802.11 a/b/g/n/ac/ax, dual-band, Wi-Fi Direct, hotspot
Bluetooth 5.0 LE
aGPS + GLONASS + GALILEO + BDS
NFC
USB v3.1 Tipo-C
CámarasTrasera: Triple 64 MP wide (f/1.5-2.4) & 12 MP tele (f/2.4) & 16 MP ultrawide (f/2.2), autoenfoque Dual Pixel PDAF, OIS, zoom óptico 2x, bokeh, flash LED, vídeo 720p@960fps
Interna: 10 MP wide (f/2.2)
Cover camera: 10 MP wide (f/2.2)
Batería4.500 mAh (no extraíble)
Carga rápida de 25W y carga rápida inalámbrica de 15W
Carga inalámbrica Qi reversible
OtrosDiseño plegable con factor de forma tipo libro
Lector de huellas dactilares en marco lateral
Modo de escritorio Samsung DeX inalámbrico
Sonido AKG con Dolby Atmos

Un GRAN teléfono

samsung galaxy z fold 2 abierto-min

La pantalla del Samsung Galaxy Z Fold 2 enamora a primera vista.

Lo primero que quiero dejar claro es que el Samsung Galaxy Z Fold 2 es un gran teléfono y con esto no me refiero a su tamaño. La tercera intentona de la firma coreana en cuanto a smartphones plegables se refiere sí pule muchos defectos que condicionaban la usabilidad de sus hermanos pequeños por lo que a grandes rasgos, quienes hayan optado por hacerse con uno tendrán en su haber un complemento que le hará la vida diaria más sencilla en varios aspectos. Características como la mejora de la multitarea, la fluidez o la calidad de los tres paneles y el incremento de su tamaño, junto con una notoria mejoría de las lentes hacen de su disfrute casi una obligación.

Por contra, continúo encontrando algún que otro pero tras varios días de uso continuo. Dejando de lado el placer que supone sentir que en tus manos tienes casi la última tecnología en el mercado, lo cierto es que en momentos puntuales he echado de menos la agilidad que aporta un único panel en el que todo responde a la perfección y para el que las aplicaciones están completamente optimizadas. Pero bueno, vayamos por partes.

galaxy z fold 2

Instagram es una de las aplicaciones que no aprovecha en totalidad la inmensa pantalla del Galaxy Z Fold 2.

Lo que más me ha gustado

Debo confesar que lo que más impactante del Samsung Galaxy Z Fold 2 es ese efecto “wow” que una siente cuando abre el terminal y se percata de que, efectivamente, la pantalla se puede plegar cientos de veces sin que en ningún momento parezca que se vaya a romper. Porque, francamente, creo que si al usuario lo invade cierto temor al deterioro este smartphone perdería todo el sentido. Punto para Samsung aquí.

  • Multitarea

Hablando puramente del teléfono, hay varios aspectos que creo son diferenciales y el primero de ellos es la multitarea. Sacar partido a una pantalla interna de 7,4 pulgadas era una obligación para la marca y en este aspecto también ha cumplido.

Es posible abrir tres aplicaciones a la vez, dejar una en forma de widget sobreexpuesta a la pantalla general, elegir el tamaño que queramos, moverla por todo el panel y hasta subir y bajar su opacidad para que se vea a todo color o pase prácticamente desapercibida pero en el fondo siga ahí. Al mismo tiempo, se pueden añadir hasta cinco pantallas flotantes. No sabrás a dónde mirar.

galaxy z fold 2 recurso

El Galaxy Z Fold es cómodo para manejar con una mano, aunque pesado.

Otro aspecto de la multitarea a destacar es que Samsung deja crear pares de aplicaciones que se guardan en la barra lateral oculta a la que se puede acceder deslizando el dedo sobre el borde derecho del panel. Una vez asignado el par como favorito, aparecerán los dos iconos correspondientes unidos y, pulsando ahí, se abrirán de forma automática ambas apps en pantalla partida.

Yo he encontrado este aspecto útil, por ejemplo, al ver un partido de fútbol en el móvil y querer comentarlo al mismo tiempo con la comunidad de Twitter, o jugando a Pokémon GO y responder simultáneamente WhatsApps. Lo mismo sucede al consultar en una pestaña información en internet y en la otra tomar apuntes. Es que sí, 7,4 pulgadas dan para mucho.

  • Modo Flex
App de cámara con el Samsung Galaxy Z Fold 2 plegado a la mitad

El Samsung Galaxy Z Fold 2 incorpora el Modo Flex.

Relacionado con la multitarea, otro de los aspectos que quiero realzar del terminal de la firma coreana es el Modo Flex gracias al cual se puede plegar el móvil por la mitad y utilizarlo como si fuese un ordenador. En el artículo de primeras impresiones mis compañeros ya comentaron su utilidad para ver vídeos y yo lo reafirmo. Es extremadamente cómodo para YouTube o Twitch, ahora que están tan de moda, pues se puede seguir la retrasmisión y al mismo tiempo seguir el chat y participar en directo.

También destaca esta estabilidad en el apartado fotográfico (del que hablaremos a continuación) y puede usarse como un recurso estabilizador. El teléfono se sostiene perfectamente plegado sobre una superficie plana y, gracias al temporizador, el modo flex también puede hacer la función de trípode. Todo ventajas!

  • Cámara dinámica

Con las cámaras del Samsung Galaxy Z Fold 2 tengo sentimientos encontrados, y me explico. El hándicap de que el panel interior sea tan grande es que ahí todo debe brillar a gran escala y, en el momento de tomar una foto, no lo hace. De primeras se ven imágenes poco logradas y faltas de calidad. La sorpresa llega cuando se accede al carrete y se contempla el resultado final que, francamente, es bien distinto al que en un inicio se muestra. Hablando de un modo que nos entendamos todos, es como si el teléfono de Samsung necesitase un tiempo prudencial para procesar la imagen, retocarla y dejarla como los chorros del oro.

Al margen de este detalle, el bloque de lentes traseros luce notoriamente a plena luz del sol y en distancias cortas donde la cámara dinámica captura momentos en dos profundidades a muy alto nivel. Sin duda, este Galaxy Fold 2 es un buen compañero en cuanto al ámbito fotográfico se refiere.

  • Relación entre plegado y extendido
galaxy z fold plegado

El Galaxy Z Fold funciona a la perfección a medio plegar, algo que se agradece y elimina sensación de fragilidad.

El hecho de contar con una pantalla externa y una enorme interna ya de por sí es atractivo para el usuario. El objetivo debe ser mantener esta atracción en todos sus usos y, en este sentido, el teléfono plegable de Samsung cumple significativamente. El Galaxy Z Fold 2 se puede usar sin problemas con la pantalla externa (a continuación me explayaré sobre este aspecto) y con la interna, y también intercalar ambas sin dificultad. Precisamente el buen funcionamiento instantáneo de ambas posibilidades es otra de las características que más me ha agradado.

La cuestión es que, aquellas apps que tu indiques, continúan su funcionamiento exactamente donde lo dejaste al plegar y extender el móvil. No se aprecian cambios bruscos ni incorrecciones en la relación de aspecto al cambiar de la pantalla externa de 6,2 pulgadas al amplio panel de 7,4 pulgadas, por lo que es posible, por ejemplo, hacer una búsqueda con el teléfono plegado y continuarla con el extendido. Lo mismo se puede aplicar a ver un vídeo en YouTube, jugar al Pokémon GO o seguir una retrasmisión en Twitch.

Eso sí, debo mencionar que algunas aplicaciones no admiten el cambio instantáneo y requieren de un reiniciado rápido, como Instagram, privándonos de cerrar y abrir las pantallas del Smartphone a nuestro libre albedrío.

  • Calidad de los materiales del teléfono

Ya he mencionado en párrafos anteriores que la sensación al sostener el Samsung Galaxy Z Fold 2 con las manos es la de poseer lo último en tecnología y a ello también ayudan los materiales empleados en sus construcción. El terminal es y se siente premium y, aunque esto no debería sorprender debido a su alto precio, no está de más realzar otro aspecto en el que Samsung ha acertado. Las contras vendrán luego.

  • Sonido

El último apartado sobre el que quiero derrochar buenas palabras es el sonido. Sencillamente, es una delicia escuchar una canción o reproducir un vídeo con el propio sonido del móvil, sin auriculares. Se escucha, como se diría de un cantante, a pleno pulmón; alto, nítido, marcando los graves y sin distorsionar por muy alto que se suba el volumen. Sin lugar a dudas, es uno de los aspectos que más he disfrutado y que cualquier nuevo usuario del teléfono notará nada más darle al play al primer sonido.

Lo que menos me ha gustado

camara selfie galaxy z fold 2

La cámara selfie del Galaxy Z Fold 2 es uno de sus aspectos menos destacados.

  • Cámaras selfie

Con las cámaras selfie tengo más dudas que con el resto de las lentes. Tanto la cámara Cover como la interna funcionan correctamente con sus 10 MP y cumplen, pero no son un campo a destacar de este Samsung Galaxy Z Fold 2 el que, por su precio, debería comportarse mucho mejor en este apartado.

A medida que mengua la luz su comportamiento es todavía más discreto, solo salvado por la versatilidad que otorga en angular en ambos casos. Este podría ser, por tanto, uno de esos aspectos a pulir para futuras ediciones del teléfono de Samsung, aunque la discreción de la que hablo se “resuelve” en cierto modo. Gracias a la pantalla externa, si se activa la cámara con el móvil extendido, se puede sacar una foto con la lente principal y que desde el otro lado se muestre lo también lo que se está capturando. Dicho así parece complicado, pero en la siguiente imagen se entenderá al vuelo.

trasera z fold 2

Así es la cámara trasera del Samsung Galaxy Z Fold 2.

Así, con esta función, se puede tomar un selfie con la cámara exterior, subiendo notoriamente la calidad de este, pues la lente principal goza de 64 MP, por los 10 MP de las cámaras selfie de las dos pantallas. Entonces, ¿por qué he colocado las cámaras selfie como un aspecto a mejora? Porque esta calidad no se consigue con las lentes internas, sino con la externa y utilizando el truquillo del visionado de la imagen a tomar.

En términos generales cumple pero todo el mundo espera lo mejor en un móvil de más de dos mil euros.

  • La carga rápida (no tan rápida) y la batería

Otro de los aspecto que podría catalogar como negativos es la carga rápida, y me explicó. La capacidad de la batería del Samsung Galaxy Z Fold 2 es de 4.500 mAh e incluye un sistema de carga rápida de 25 W. A priori puede parecer una potencia suficiente, pero viendo las capacidades de otros smartphones del mercado de menor precio (por ejemplo el OPPO Reno 4 Pro 5G equipa un sistema de carga rápida de 65 W) echo en falta una mayor rapidez.

Sobre todo recalco la carga porque su batería también se me queda corta. Suministrar energía a dos (o tres pantallas según se mire) no es moco de pavo y, francamente, el teléfono se resiente. Dando un uso intenso, en mi caso jugando a Among Us con Discord, o Pokémon GO, la energía se va en cuestión de pocas horas, por lo que para mis particularidades me vendría de lujo una carga rápida más rápida.

Eso sí, tampoco pretendo ser alarmista. Con un uso normal la batería es más que suficiente para aguantar toda la jornada.

  • Pantalla externa: sigue siendo demasiado estrecha
pantalla externa galaxy fold

La pantalla externa del Galaxy Z Fold 2 es más ancha que la de su antecesor, pero sigue siendo mucho más estrecha que la de un móvil al uso.

Ya sé que respecto a su antecesor, el Galaxy Z Fold, la pantalla externa ha ganado en prestaciones. Coincido con los análisis de otros compañeros y las primeras impresiones que apuntamos en Andro4all en que este es un smartphone más útil, pero para una persona con un tamaño de manos estándar como el mío, sigue siendo incómoda.

Otro cantar es si tus manos son pequeñas. En ese caso podrás sacar todo el rendimiento y más a la estupenda pantalla externa del Samsung Galaxy Z Fold 2. Pero, saliéndote de ahí, prepárate para tener que reescribir los mensajes constantemente, pulsar donde no es en más de una ocasión o a reducir la velocidad en la que manejas el móvil en general.

Repito, el cambio es notorio teniendo en cuenta el historial de los Galaxy Fold, pero al final estamos hablando de un terminal que se va a usar en el día a día más con la pantalla externa que con la plegable, por lo que a mí gusto esta debería ser un poco más ancha.

  • Peso del teléfono

No sorprenderá a nadie que yo ahora diga que el Samsung Galaxy Z Fold 2 es un teléfono pesado. Para ser exactos, 280 gramos. Pero, por muy obviedad que sea, no puede dejarse como si no importase. Sostener el teléfono mucho tiempo con una sola mano cansa y, volviendo al mismo punto que la estrechez de la pantalla externa, esto en el día a día es un problema.

galaxy z fold 2 manos

El Galaxy Z Fold 2 es un teléfono pesado, que se siente mucho más cómodo si se emplean las dos manos para sostenerlo.

Los problemas de peso desaparecen al emplear ambas manos para su sujeción. Ya depende de cada uno cuántas veces emplea una mano, y cuántas dos. En mi caso particular, soy mucho de momentos rápidos, de sacar el móvil del bolso/bolsillo y contestar notificaciones, sacar una foto rápida, y similares. Dentro de este patrón de comportamiento a mí se me ha hecho demasiado pesado para tareas de este tipo.

  • Poca practicidad diaria

Si habéis leído detenidamente todos los aspectos que he apuntado como los que menos me gustan, os habréis dado cuenta de que todo gira en torno a un aspecto: la practicidad en el día a día. Después de tener el Samsung Galaxy Z Fold 2 como teléfono principal durante dos semanas no he terminado de sentirme cómoda al 100%.

Quiero explicar esto un poco en detalle porque puede malinterpretarse. Este terminal de Samsung es maravilloso, muy completo y dispuesto a enamorar a cualquier amante de la tecnología, pero no acabé de encontrarle el punto total en mi día a día. Ni sus dimensiones ni su peso son aptas para transporte en el bolsillo, ni la pantalla externa para escribir mensajes ni para jugar. Y eso, para alguien con alto volumen de Tweets, WhatsApp y post en otras redes sociales, y mucho Pokémon GO, son palabras mayores.

Precio y dónde comprar el Samsung Galaxy Z Fold 2

z fold 2 recurso 2

La pantalla principal del Galaxy Z Fold 2 mejora claramente a la del modelo anterior.

El precio de venta recomendado por Samsung para su Galaxy Z Fold 2 parte desde los 2.009 euros. Aun así, con un poco de suerte podrás encontrar alguna oferta especial como la de Carrefour, que lo sitúa en 1.699 euros. No es lo habitual así que tocará rascarse el bolsillo normalmente por encima de los 2.000 euros de momento. También puedes encontrarlo en MediaMarkt.

Conclusiones y opinión de Andro4all

galaxy z fold 2 recurso

La trasera del Samsung Galaxy Z Fold 2 luce espectacular a plena luz del sol.

El Samsung Galaxy Z Fold 2 es un teléfono tan espectacular como particular. No hay ni una duda ni de su potencial ni de su calidad. Ofrece un sinfín de posibilidades para los amantes de la tecnología y la fotografía, así como opciones avanzadas de multitarea para quienes utilicen el smartphone para trabajar. Desde luego, todos aquellos que los compréis no os vais a arrepentir.

Eso sí, si vas a adquirir un terminal como este debes ser perfectamente consciente de lo que estás comprando. Tras 15 días de uso yo he notado que no es práctico en el día a día. Su gran peso junto la necesidad de abrir la pantalla para disfrutar de una experiencia plena minan, a mi entender, su disfrute diario. En comparación a los smartphones de alta gama todavía le queda camino por recorrer, pero eso no quita que la propuesta de Samsung sea todo un acierto, una mejora sustancial respecto al anterior modelo y un teléfono utilizable por muchas personas.

Como siempre, al final la decisión es personal y las particularidades de cada uno marcan la diferencia. Si utilizas el móvil para trabajar y ver mucho contenido multimedia, vas a disfrutarlo como el que más. Si, en cambio, tu uso se ciñe más a las redes sociales y a la toma de imágenes, tendrás mejores opciones en las que invertir tu dinero.

Samsung Galaxy Z Fold 2, opinión y nota de Andro4all
¿Debería comprar el Samsung Galaxy Z Fold 2?
A favor
  • Multitarea en su máxima expresión
  • Modo Flex
  • Cámara dinámica
  • Relación entre plegado y extendido
  • Sensación general de teléfono premium con acabados sobrios
  • Ausencia de notch en todas las pantallas
  • Lector de huellas en el lateral que responde a la perfección
  • Calidad del sonido de sus altavoces. Es brillante.
En contra
  • El precio elevado
  • Su gran peso
  • Cámara selfie por debajo de lo esperado
  • Poca practicidad en el día a día
  • Sigo prefiriendo entrada de auriculares jack 3.5
  • Carga de la batería algo lenta
  • Capacidad de la batería discreta
ConclusionesEste móvil no es para todo el mundo y menos para una persona que utilice el bolsillo como su lugar de transporte. Su tamaño y su peso merman la experiencia diaria pero, si se es consciente de eso, se descubrirá en el Samsung Galaxy Z Fold 2 un gran compañero de viaje. Su cámara externa luce bien y el visionado multimedia en una pantalla de su tamaño es sencillamente brillante, por no hablar de las infinitas posibilidades para productividad y trabajo que ofrece.
Puntuación

Samsung Galaxy Z Fold 2

Temas relacionados: Análisis de móviles, Móviles, Móviles plegables y flexibles, Samsung, Samsung Galaxy

Comentarios
Facebook
Twitter
Whatsapp
Pinterest
Telegram
COMPARTIR