A estas alturas cabe ya reconocer que Huawei ha marcado tendencia en este ejercicio 2018, y no lo ha hecho tan sólo por su vistoso modelo Twilight que iniciaba una era de atrevimiento en la firma china, necesaria después de haber trabajado antes que nadie en una pantalla con ‘notch’ sin llegar nunca a atreverse a llevarla al mercado.

Seguramente si preguntamos por la nueva gama alta de Huawei lo primero que se os viene a la cabeza es su sistema de triple cámara, y es que el Huawei P20 Pro ha sido efectivamente el primer smartphone del mercado que apostó por sumar una lente más a unos sistemas fotográficos cada vez más diferenciadores.

El objetivo no era otro que expandir las posibilidades, y a buen seguro que Huawei lo ha conseguido al menos a la hora de mencionarnos una por una todas las características de su nuevo módulo fotográfico:

  • Tres sensores: RGB de 40 megapíxeles y apertura f/1.8 + monocromo de 20 megapíxeles y apertura f/1.6 + teleobjetivo de 8 megapíxeles y apertura f/2.4 .
  • Óptica Leica Vario-Summilux-H.
  • Sensor de temperatura de color.
  • Autoenfoque híbrido por sensor láser y detección de fase (PDAF).
  • Nivel de ISO máximo 104200.
  • Zoom híbrido de 5 aumentos.
  • Grabación de vídeo 4K y en ‘super slow motion’ a 960 fps/720p.

Un elenco sin duda brillante firmado por Leica, que consigue los mejores resultados del mercado en condiciones de poca luminosidad además de ofrecer inteligencia artificial y un modo de desenfoque avanzado. No sólo eso, y es que por si fuera poco, el nivel del zoom se eleva hasta unos cinco aumentos en modo híbrido que le confieren una ventaja muy importante respecto a la gama alta Android.

Quien hace la magia es el sensor teleobjetivo de 8 megapíxeles y apertura f/2.4, que captura la imagen desde otra perspectiva para permitir primero un zoom de 3 aumentos de tipo óptico, seguido de 2 aumentos más a través de interpolación y post-procesado de imagen. Es por ello que se denomina zoom híbrido, óptico más software.

Así funciona el zoom 5X en el Huawei P20 Pro

Ya hemos mencionado que se trata de un proceso en el que intervienen primero la óptica y las diferentes focales de los tres sensores del dispositivo, que permiten ajustar un zoom de 3 aumentos ópticos antes de dejar paso luego a tecnologías de software desarrolladas por Huawei que utilizan la IA y el procesado de imagen para interpolar píxeles y aumentar la imagen todavía un poco más, hasta unos 5 aumentos que nadie ha podido igualar.

Las capacidades de la NPU del Kirin 970 tienen mucho que ver, y el software de procesado fotográfico de Huawei consigue ciertamente uno de los mejores resultados en cuanto a definición y nitidez de toda la industria, al menos a la hora de utilizar el zoom digital.

Obviamente, no podrás usar un Huawei P20 Pro para fotografiar objetos a grandes distancias, pero un zoom como este abre posibilidades para convertirte en un gran fotógrafo aficionado sin necesidad de moverte demasiado ni disponer de equipos costosos. Es sencillo, pues acercar un objeto o un paisaje será cuestión de pellizcar en la pantalla de tu smartphone, y la IA hará el resto seleccionando la escena para que tus macros y primeros planos salgan perfectos.

Además, tratándose de zoom digital y sabiendo cómo funciona, básicamente analizando los píxeles e inventando algunos según el entorno para aumentar “artificialmente” la imagen, es casi lógico pensar en que la propia inteligencia artificial está muy presente en el software encargado de interpolar píxeles inventados.

No cabe duda de que el Huawei P20 Pro es uno de los smartphones más preparados del mercado para los amantes de la fotografía, y un modelo totalmente recomendable si uno de tus hobbies es sacar el teléfono y tirar fotos a cualquier cosa curiosa que pase a tu alrededor. Captar detalles cercanos es ya una posibilidad incluso sin necesidad de acercarte demasiado, bendito zoom…

En Andro4all | Tres lentes en el Huawei P20 Pro, ¿para qué sirve cada una?