Close Button
Compartir

Te presentamos la novedosa tecnología tras Google LaMDA y sus avances en la comprensión del lenguaje natural.

Ha sido el propio Sundar Pichai quien se ha puesto manos a la obra en el Google I/O 2021 para hablar de inteligencia artificial y maravillarnos con su nueva tecnología de conversación, que se llama Google LaMDA y que por primera vez estará entrenada para entender los contextos casi como los humanos.

Decía Pichai que la comprensión de este lenguaje natural siempre ha sido lo más complicado, dificultando también el conseguir los mejores resultados del buscador acerca de nuestras consultas, puesto que el idioma siempre se matiza y adapta incluso a cada persona en concreto.

Google LaMDA, la tecnología de conversación

Sundar Pichai hablando sobre Google LaMDA, su nueva e innovadora tecnología de conversación con IA.

LaMDA ha caminado un largo trecho para convertirse en la última gran novedad de la factoría de inteligencia artificial de Mountain View, agregando las conversaciones por muy complicadas que nos parezcan, manteniendo la naturaleza abierta del propio lenguaje y las posibilidades de comenzar en un tema y terminar hablando de cosas totalmente diferentes como lo haríamos con cualquier amigo.

La idea de Google era avanzar precisamente en esta apertura que confundía a los actuales agentes de conversación, como los chatbots, que se ciñen a temas concretos extraídos de nuestras peticiones, buscando que LaMDA (abreviatura de “Language Model for Dialogue Applications”) pueda contextualizar y responder acorde de forma fluida a los temas que vayan surgiendo de un modo casi mágico, que nos permitirá conversar con nuestros dispositivos de un modo totalmente natural y no mecánico.

Google ha trabajado con LaMDA en una red neuronal capaz de leer palabras y extraer la interacción entre ellas, pudiendo entender contextos y mantener conversaciones de un modo natural.

Google IO 2021 en directo y en vídeo: todas las novedades de Google, Android 12 y Google Maps

Confirman desde Google que LaMDA no es un nuevo desarrollo sino el trabajo de un montón de años, basándose ahora en Transformer para crear una arquitectura de red neuronal capaz de leer palabras y prestar atención a cómo éstas mismas palabras se relacionan entre sí, prediciendo qué cree que vendrá después.

El entrenamiento de LaMDA ha sido específico en el diálogo, recogiendo matices de conversación abierta y otras formas de lenguaje natural, pudiendo dar respuesta a contextos cambiantes usando matices y esta entrenada sensatez.

An animation demonstrating how language is processed by LaMDA technology.

Así pues, Google LaMDA puede hablar casi de cualquier cosa, durante la conferencia del I/O 2021 la hemos visto por ejemplo poniéndose en el lugar de Plutón o un avioncito de papel para responder nuestras dudas sobre ellos, así que podemos esperar la mejor sensibilidad y respuestas específicas a un lenguaje conversacional con nuestros dispositivos… ¡Suena casi increíble!

Como es obvio en un Google I/O el gigante de Mountain nos muestra el caramelo y luego nos pone en situación, afirmando que LaMDA todavía está en desarrollo aunque muestre resultados muy alentadores.

Dice Google que les falta explorar la dimensión del interés, además de la sensatez y la especificidad de las respuestas, pues las respuestas deben ser perspicaces e ingeniosas a veces, además de objetivas. _”No se trata de ser convincente sino correcto”, afirmaba Pichai.

La potencia de LaMDA puede llevarnos a un futuro donde el idioma y el lenguaje no sean un problema para nadie, pero queda calibrar los riesgos y evitar que los usos indebidos del propio lenguaje se expandan la herramienta.

LaMDA

LaMDA poniéndose en el lugar de un avión de papel durante el Google I/O 2021.

Queda trabajo por delante con LaMDA, de hecho la propia Google avisa de que lo primero es ser responsables, y comprobar que la IA esté alineada con los principios evitando los modelos entrenados puedan propagar usos indebidos de una herramienta tan potente como el lenguaje, y hablamos de cosas tan importantes como expandir prejuicios o estereotipos preestablecidos, o utilizar discursos de odio u otro tipo de información que pueda ser engañosa.

Crear una tecnología como LaMDA puede acercarnos a un futuro en el que el idioma no sea una barrera ni para los propios humanos ni para los dispositivos, pero hay que calibrar los riesgos y garantizar un correcto uso.

De ahí que una vez más Google haya optado por crear recursos de código abierto para que desarrolladores e investigadores puedan analizar modelos y datos, mientras Google trabaja en llevar estas habilidades de conversación a todos sus productos y servicios en los próximos meses.

Temas relacionados: Eventos, Google

Compartir
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!