Close Button
Compartir

Para muchos de nosotros HTC es uno de los grandes fabricantes de terminales de Android, de eso no cabe duda, y el que afirme lo contrario, lo cierto es que miente. Sus pantallas, sus materiales y su rendimiento son excelentes, por lo general a igualdad de componentes consiguen mejores resultados, pero la compañía taiwanesa está de capa caída y se está centrando en otras cosas, y está dejando de ser una gran compañía, por ventas, movimientos y ahora declaraciones.

Stand de HTC en el MWC

Según podemos leer en Xataka Android, Jason Mackenzie, el presidente de HTC en los Estados Unidos, casi nada, ha hecho unas declaraciones después de ver que el HTC One (M8) era el primer terminal en llegar a la venta de la gama alta de este año 2014. Quizás se ha dejado llevar un poco por la euforia del lanzamiento y ha dicho unas palabras, que aunque puede que ciertas, una persona de su cargo, no debería hacer de manera pública. En concreto son las siguientes:

“Pienso que ellos (Samsung) juegan su baza: ellos dicen, ‘tenemos mucho dinero, vamos fuera y pintemos el mundo de azul’. Y pienso que eso es evidente cuando echas un ojo a ese producto… Si quieres comprar un producto fabricado con plástico barato, ahí está la solución para ti. Pero nosotros vamos detrás de un cliente distinto, alguien que quiere lo mejor.”

Además de esto ha achacado el éxito de otras compañías en su trabajo con el marketing y en que ellos no tienen esa capacidad económica para hacer campañas del tamaño de sus competidores. Desde mi humilde punto de vista, el apartado de marketing es casi tan importante como tener un buen producto, que HTC lo tiene, seguramente el que cuenta con unos mejores acabados de todo Android. ¿Cuando veo la Champions League, el nombre de HTC debe de ser de otra compañía porque ellos no tienen campañas de marketing gigantes?

Sin duda las palabras de Jason Mackenzie pueden ser ciertas, y nadie duda de la superioridad de los acabados de HTC frente a Samsung, pero es una actitud que a mí no me acaba de gustar, y menos dichas de una persona con tanta fuerza dentro de la marca. Cada vez las empresas están más centradas en destruir al rival que en ensalzar su propio producto y sus virtudes, es un tipo de marketing que me parece lamentable, el hecho de menospreciar a los demás debería desaparecer, y más si realmente estás convencido de la calidad de tu producto.

¿Qué os han parecido las declaraciones del presidente de HTC en los Estados Unidos?

Temas relacionados: Samsung Galaxy

Compartir
Comentarios