YuMe, analizamos la red social de tus cosas

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Review YuMe

Hace muchos años, cuando no había Internet y la palabra smartphone no existía, la gente salía a comprar al mercado y allí se relacionaban. El mercado era una red social, donde se intercambiaban cosas, se comentaba, se regateaban los precios y donde cada persona vendía lo que ya no necesitaba o lo que quisiera. Este término ha ido evolucionando, y con la llegada de Internet, esa red social llamada “mercado” la podemos llevar en la palma de la mano gracias a aplicaciones como YuMe: la red social de tus cosas.

Descripción

YuMe es, en pocas palabras, un “mercadillo de bolsillo”. Con YuMe podremos comprar y vender aquellas cosas que queramos o que necesitemos. Desarrollada por The Yume Project S.L, esta aplicación se encuentra en la versión actualmente en la versión 1.2 y fue actualizada por última vez el 5 de junio de 2014. YuMe, con un peso de 12 MB y unas 10 mil instalaciones, se puede descargar en cualquier dispositivo que cuente con Android 3.0 o superior, es decir, en la gran mayoría de dispositivos Android, de manera totalmente gratuita.

El objetivo de la aplicación no es otro que el de que podamos crear nuestra propia red de contactos –pública o privada– a los que podamos vender o comprar aquellos objetos que queremos pero que no podemos tener más, porque esta aplicación va destinada a, en palabras del equipo de desarrollo:

“Todos aquellos que tienen cosas que son importante para ellos pero que ya no pueden tenerlas más, y que prefieren cambiarlas o venderlas a amigos antes que a extraños”

Con YuMe podremos seguir a aquellos usuarios que consideremos importantes, ya sea porque venden cosas que nos atraen, porque hacen un buen precio o, simplemente, porque son nuestros amigos. He ahí lo especial de esta aplicación: el punto social que tiene, ya que no estás comerciando con personas desconocidas, sino que comercias con amigos.

Uso de la aplicación

Cuando descargamos la aplicación, lo primero que nos encontramos es una pantalla en la que deberemos registrarnos para poder acceder. El registro es, por supuesto, gratuito, y deberemos introducir nuestro nombre de usuario, email, contraseña, una fotografía (obligatoriamente), el país en el que vivimos y, de manera opcional, el código postal, nuestra web o página de Facebook y una breve biografía.

Si queremos echar un vistazo antes de registrarnos en YuMe, podemos pulsar sobre “Echar un vistazo” para ver qué ofertas hay puestas, qué se vende, cómo de lejos está el vendedor, el precio… Si vemos algo que nos interese, creamos nuestra cuenta y accedemos. Cuando entramos a YuMe, esta nos lleva directamente a la pestaña de “Mis amigos”, en la que veremos todo lo relacionado con las personas que tenemos en nuestras redes.

Si deslizamos a la derecha accederemos a la pestaña de “El mundo”, en la que veremos todas las ofertas disponibles. Estas ofertas, pulsando el botón de arriba a la derecha –el embudo– podremos filtrarlas en función de tres parámetros:

  • En función de si cambiamos, alquilamos o compramos.

  • En función de la proximidad, de lo reciente o de lo famosas que sean las ofertas.

  • En función de categorías de productos (tecnología, libros, videojuegos..)

Capturas YuMe

Una vez hayamos filtrado las ofertas, algo que es opcional, podremos acceder a aquellas que más nos interesen. Cuando pulsamos sobre una oferta veremos una imagen del producto, el nombre de usuario de la persona que hace la oferta, el precio, la descripción, una estrella que nos servirá para marcar la oferta como “favorito” y los comentarios sobre el producto, en los que puedes interactuar con el oferente y, por ejemplo, negociar el precio.

Un detalle interesante es el chat. Gracias a esta función podremos acceder directamente a un chat privado con la persona que publica la oferta para hablar sobre el producto, condiciones de venta, estado… es decir, conocer todos los detalles, tanto del producto ofertado como de la persona, para que así podamos ampliar nuestra red de contactos.

Si deslizamos hacia la izquierda accederemos al menú, en el que podremos ver las peticiones de amistad que nos envían, nuestro perfil, nuestros amigos, las ofertas que hemos marcado como favoritas y los ajustes. Si accedemos a “Ajustes” podremos establecer qué notificaciones nos mandará la aplicación y enlazar nuestra cuenta de YuMe con nuestro perfil de Facebook.

Interfaz de usuario

Interfaz YuMe

La interfaz de usuario es bastante minimalista, predominando, en el apartado gráfico, los colores blanco, gris y naranja. Cuando hacemos scroll por las ofertas vemos una pequeña miniatura, el nombre del producto y el precio. Estas ofertas, dependiendo de nuestra velocidad de red, cargarán más o menos rápido, aunque no hemos tenido ningún problema a la hora de descargar las ofertas.

Por otro lado, otro punto a destacar es la fluidez de la aplicación. Yo personalmente la he probado en un bq Aquaris 5 y no he tenido ningún problema de fluidez, ni de caídas de la aplicación, ni nada por estilo. La experiencia de usuario es muy satisfactoria, lo que también se ve favorecido por su facilidad de uso, ya que todo se hace deslizando el dedo.

Estamos, por tanto, ante una aplicación bonita, sencilla y útil cuya interfaz no es complicada, sino todo lo contrario. El manejo de la aplicación es muy intuitivo y no tiene truco alguno.

Alternativas

A pesar de que la aplicación es toda una novedad en su ámbito, hay alguna que otra alternativa. Sin lugar a dudas, la alternativa más conocida es Wallapop, que hace una función similar. Sin embargo, Wallapop carece de ese punto social que tiene YuMe, ya que recordemos que la aplicación está orientada a la compra y venta entre amigos y no entre desconocidos.

Otra de las funciones que tiene YuMe y que su alternativa potencial no tiene es la función de peticiones. Gracias a esta función podemos pedirle a YuMe que nos muestre ofertas de algo en concreto, por lo que simplemente tendremos que hacer nuestra petición y las ofertas empezarán a llegarnos.

Finalmente, y para acabar este apartado, cabe hablar de la privacidad, y es que mientras Wallapop no habla sobre privacidad, en la propia descripción de YuMe nos especifica claramente que “No compartiremos ni publicaremos nada en tu nombre, aunque tú podrás hacerlo desde la aplicación. Solo accederemos a la información básica de Facebook necesaria para que la experiencia YuMe sea lo mejor posible. No compartiremos esta información fuera de YuMe.“, algo que se agradece en una época en la que todos los esfuerzos van destinados a mejorar la privacidad.

Conclusiones

87

Cabe hacer, ya para acabar este análisis, una pequeña conclusión sobre YuMe. Un aspecto importante es la fluidez y capacidad de la aplicación. En ningún momento hemos tenido ningún problema de lag, ni de caídas de la aplicación ni nada por estilo, pero es cierto que si no tenemos un móvil potente es posible que la aplicación tarde un poco en cargar y en hacer scroll.

Por otro lado debemos tener cuidado a la hora de cargar las ofertas con los datos móviles, ya que la descarga de imágenes puede hacer que nuestra tarifa de datos vuele, aunque si la utilizamos con Wi-Fi no deberíamos tener ningún problema. Es cierto que tenemos una interfaz muy bonita, una muy buena idea y una buena aplicación, pero no todo es de color de rosa, y es que hay dos problemas con YuMe.

Uno de ellos es la cantidad de usuarios, ya que al ser tan relativamente nueva, la aplicación carece de muchos usuarios en todos los países, y estos tienden a concentrarse en las grandes ciudades. Por otro lado, el segundo fallo es la moneda. De momento solo podemos comerciar con euros, dólares americanos y reales brasileños, quedando excluidas otras divisas como la libra inglesa, por ejemplo.

A pesar de esos dos fallos, que se pueden corregir, por supuesto, debemos tener en cuenta que la aplicación se puede descargar de manera totalmente gratuita en Google Play y que su uso no conlleva gasto adicional alguno. Ademas, el hecho de que se pueda usar en cualquier dispositivo con Android 3.0 o superior y de que tenga un peso de 12 MB hace que podamos usarla en casi cualquier terminal.

Por tanto, si quieres vender alguna cosa que ya no necesites o, simplemente, quieres hacer hueco en el trastero donde guardas esas cosas que no sabes donde meter, al igual que si estás buscando un teléfono de segunda mano para un repuesto, YuMe es una aplicación que debes tener en cuenta y que quizá merezca la pena darle una oportunidad.

¿Qué te parece esta aplicación? ¿Conoces alguna otra aplicación similar? ¡Cuéntanos tu opinión!

Google Play l YuMe (Gratuita)

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Análisis, Análisis de aplicaciones, Android 3.0 Honeycomb, Comercio electrónico, Lanzamientos de móviles Android, Segunda mano
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (4)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion