Close Button

Justo el día que Samsung presenta su nuevo S5 mini en españa, podemos leer desde el diario cinco días que la empresa Samsung Electronics registró en abril-junio un beneficio neto de 4.540 millones de euros, lo que supone un 19,5% interanual menos debido a una caída de la demanda que afectó a sus dispositivos comparada con la del año pasado en las mismas fechas.

En cuanto a su facturación por ventas, cayó un 8,89% hasta los 38.070 millones de euros. Según explicó la compañía estas caídas se deben a la ralentización de la demanda global de smartphones y tabletas principalmente.

Caída en ventas samsung

Esto –más allá de que os guste Samsung o no– no es una buena noticia para Android. Recordemos que Samsung es el mayor fabricante del mundo de dispositivos Android. En el informe que presenta la compañía aludió a diferentes causas:

Varios factores, entre ellos, las ralentizadas ventas de teléfonos inteligentes y tabletas a nivel mundial y el aumento de los gastos en marketing para reducir el inventario

No vamos a entrar a valorar el porcentaje en el que estos factores han incidido en la disminución del beneficio, lo que está claro es que hay más factores –según mi opinión– entre los que destacaría la falta de innovación en los nuevos modelos de la empresa.

De cara a la segunda mitad del año, Samsung Electronics mostró optimismo al pronosticar una mejora de sus resultados gracias al aumento de la demanda de productos electrónicos en la temporada de otoño y a la reducción del impacto del cambio de divisas, según el informe.

Lo que dejan a la luz estos datos es que los terminales de Samsung no están terminando de convencer al consumidor como si lo hacían pocos años atrás. No hace muchos años se identificaba a Android directamente con ser el poseedor de un Samsung, y no hemos sido pocos los que empezamos en esta andadura con un Samsung Galaxy.

Pero el resurgir de marcas de la competencia que parecían ya acabadas como Motorola o LG y la falta de novedades que de verdad diferencien a sus dispositivos, como ha ocurrido con el Samsung S5, seguro que también han tenido algo que ver en los últimos resultados económicos de la compañía.

Como admirador de Android espero que estas cifras sólo sean un toque de atención para una empresa que sigue siendo la principal valedora del sistema operativo del robot verde y que pese a estos últimos resultados siempre se ha caracterizado por hacer las cosas bien.

Como siempre queremos conocer tu opinión y dejamos una pregunta abierta: ¿Ha acabado el dominio de Samsung en Android o aún creéis que tiene mucho que decir?

Temas relacionados: Samsung

Comentarios
Facebook
Twitter
Whatsapp
Pinterest
Telegram
COMPARTIR