Italia investiga a Apple por ralentizar sus smartphones… y ojo, ¡también a Samsung!

COMPARTIR 0 TWITTEAR

android-tired

La obsolescencia programada es una de las mayores lacras que los dispositivos electrónicos de nuevas generaciones han venido sufriendo de forma invariable en los últimos tiempos. De hecho, muchos son los que hablan de electrodomésticos antiguos que tras más de 40 años siguen funcionando, mientras otros más modernos se rompen a los 5 años por un motivo u otro…

No, tu smartphone tampoco se libra de ese gran problema, ni siquiera los terminales de la gama más noble aunque cuesten casi un ojo de la cara, y para muestra todavía tenemos en la retina las denuncias a Apple en varios países, incluida España, por ralentizar de forma deliberada sus iPhones más antiguos para “que les durase más la batería”.

Un escándalo reconocido por la propia empresa californiana, que incluso tuvo que abrir un programa de sustitución de baterías a coste reducido para mejorar su imagen y capear un poco el temporal levantado por semejante revuelo mediático.

Pila de smartphones

Más autoridades en más países poniéndose más serias…

Italia ha sido el último país en sumarse a las investigaciones, y es que la AGCM, la Autorità Garante della Concorrenza e del Mercato, algo así como nuestra Comisión Nacional de los Mercados y la Competencia, unos organismos que velan por la libre competencia, la transparencia y el correcto funcionamiento de los mercados en beneficio siempre del usuario, ha abierto en el país transalpino una investigación por casos de obsolescencia programada en el mercado de smartphones.

Concretamente, tal y como leemos en Mobile HDBlog, la autoridad italiana quiere esclarecer estos casos de actualizaciones de software que limitan el rendimiento de los dispositivos pasados unos años desde su adquisición, confirmando que ha abierto dos procedimientos contra Apple y Samsung siguiendo informes enviados por los propios usuarios y por la instrucción previa realizada por el propio organismo.

Sí, Italia también pone en el punto al gigante coreano Samsung, que hasta la fecha se había librado de estas acusaciones mientras fabricantes como HTC y Motorola se encargaban de asegurar que ellos nunca habían ralentizado un smartphone de forma programada.

Este es un fragmento del comunicado publicado por la AGCM italiana:

En particular, los profesionales establecen una política comercial general destinada a explotar las deficiencias de algunos componentes para reducir el rendimiento de sus productos a lo largo del tiempo e inducir así a los consumidores a comprar nuevas versiones de los mismos; así mismo, se proponen a los clientes actualizaciones de software del propio teléfono móvil sin señalas las posibles consecuencias de la misma actualización y sin proporcionar información suficiente para mantener un nivel adecuado de prestaciones de tales dispositivos, promocionados y comprados en la mayoría de ocasiones por sus especificaciones de alta tecnología.

Con mucha premura, las inspecciones pertinentes ya han sido realizadas en las oficinas que Samsung y Apple poseen para sus divisiones en Italia, en colaboración con la Unidad Especial Antimonopolios y la Unidad Especial de Fraudes Tecnológicos de la Guardia Financiera italiana, que intentarán recabar pruebas suficientes para sostener las acusaciones.

Curioso que Italia meta en el saco a Samsung, siendo el primer país que investiga también a la firma coreana, aunque seguramente que Apple haya admitido estas prácticas no es más que un anticipo de lo que seguramente iremos viendo en los próximos meses. ¿Acaso es algo que toda la industria conocía pero nadie se atrevía a denunciar? ¿Qué más fabricantes “nos empujan” a cambiar de teléfono?

Más información | AGCM

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Apple, Denuncias, Investigación, Problemas
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs