Insultos a la cara vs. insultos por WhatsApp, ¿qué nos hace sentir peor?

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Las apps de mensajería nos permiten mandar cientos y cientos de mensajes, sean del tipo de sea, a cualquier persona de forma completamente gratuita en la mayoría de casos. Esto, que podría verse como un punto a favor en toda regla, también tiene su lado oscuro, y es que las apps tipo WhatsApp, Telegram o Facebook Messenger nos impiden ver a la otra persona, eliminando así una parte fundamental de la comunicación: la no verbal. Eso provoca que, en muchas ocasiones, no tengamos tantos remilgos en criticar e insultar al resto de personas, dado que no observamos la respuesta emocional del receptor.

Ha sido Susan Holtzman, del Departamento de Psicología de la Universidad de British Columbia, la que se ha encargado de publicar el primer estudio que indaga en las diferencias que hay (a nivel emocional) entre los insultos y críticas en persona y a través de apps de mensajería. La investigación saldrá en el volumen 87 de la revista Computers in Human Behaviour, y sus resultados son realmente interesantes. Vamos a verlos.

A pesar de la facilidad con la que los usuarios pueden enviar mensajes potencialmente dañinos, no está claro cómo se compara el impacto de estos mensajes con las interacciones en persona” – Drew DeClerck, Susan Holtzman (2018).

No es lo mismo insultar a la cara que insultar a través de un mensaje

La investigación se llevó a cabo en una muestra de 172 personas de entre 18 y 25 años –sector demográfico conocido como “adultos emergentes”–. Estos se dividieron aleatoriamente en tres grupos: 1) los que recibieron críticas en persona, 2) aquellos que las recibieron a través de mensaje de texto, o 3) grupo de control. Todos los participantes recibieron palabras dañinas por parte de una mujer de edad similar.

Tras las pruebas, los miembros de los grupos 1 y 2 confirmaron haber sentido un afecto más negativo hacia la persona que emitía las críticas y un aumento del estrés –algo normal, al fin y al cabo es una persona que te está hiriendo verbalmente–. Sin embargo, “no se encontraron diferencias significativas en los niveles de afecto y estrés”, apunta la autora. Es decir, nos insulten a la cara o por WhatsApp, ambas situaciones nos producen las mismas sensaciones hacia el emisor. Ahora bien, la cosa cambia en lo que a impacto emocional se refiere.

“Aquellos con un bajo nivel de atención mental informaron de una mayor sensación de sentimientos heridos cuando se les criticó a través de mensajes”, afirma Hotlzman. “Esto podría ser una evidencia preliminar de que la atención plena podría cumplir una función protectora al recibir críticas a través de la mensajería móvil”, continua. De la misma forma, “estos hallazgos también son importantes a la luz de la evidencia emergente de que los esfuerzos para hacer las paces a través de la comunicación digital pueden ser menos efectivos que la comunicación en persona para fomentar el afecto positivo y la vinculación”, concluye.

Así, lo que nos vienen a decir las conclusiones del estudio es que, al prestar menos atención cuando hablamos por WhatsApp, puede que nos sintamos peor al recibir críticas o insultos que si las recibiéramos en persona. El motivo es sencillo: cuando hablamos face to face volcamos toda nuestra atención en lo que estamos haciendo, por lo que nos podemos parar a reflexionar sobre cómo interpretar las palabras y qué vamos a decir a continuación.

Otros estudios han demostrado que los adultos emergentes tienden a ser más abiertos y honestos cuando hablan por mensaje, por lo que están más dispuestos a decir cosas dañinas que no dirían en persona (Kelly et al., 2012; Reid & Reid, 2010).

Finalmente, el estudio concluye diciendo que “[los usuarios] deberían pensar primero en las características del receptor” y que, si bien es cierto que uno no puede conocerlas con exactitud, “sí puede hacer una estimación basándose en el comportamiento anterior de la persona y en su relación con él”. En pocas palabras, que antes de insultar o criticar a nadie por WhatsApp, es mejor contar hasta 10 y pensar dos veces lo que vas a decir. O no insultar, directamente. Las cosas se pueden decir de muchas formas, no hace falta ser desagradable.

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Aplicaciones Android de mensajería instantánea, estudios, WhatsApp
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs