iPhone XR vs Google Pixel 3, comparativa: un solo sensor para conquistar la gama alta

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Google podría estar planeando eliminar el desbloqueo por voz de Android

Tienes 859 euros para gastar, y quieres software limpio, actualizado y una cámara sobresaliente. Las dos alternativas que se nos plantean dentro de los topes de gama son el Google Pixel 3 y el iPhone XR. Este año, ambos fabricantes han hecho un excelente trabajo con sus dos propuestas, y ya te adelantamos que decantarse por uno u otro dependerá 100% de los gustos personales.

Sea como fuere, hoy comparamos el iPhone XR con el Google Pixel 3. Dos exponentes de nivel que representan lo mejor cada sistema operativo, y que ofrecen experiencias de usuario sencillamente magníficas.

Google Pixel 3 vs iPhone XR, apartado técnico

Google Pixel 3iPhone XR
Dimensiones145,6 x 68,2 x 7,9 mm150.9 x 75.7 x 8.3 mm
Peso148 gramos194 gramos
PantallaOLED de 5,5 pulgadas FHD+ con Gorilla Glass 5, 443ppi, soporte a HDR (certificación UHDA).6.1 pulgadas LCD (Liquid Retina), resolución 1792 x 828 (HD+)
ProcesadorQualcomm Snapdragon 845 de 64 bits octa-core (2.5Ghz + 1.6Ghz) y 10 nmApple A12 Bionic con Neural Engine y 7nm.
RAM4 GB3 GB
Sistema operativoAndroid 9 PieiOS 12.1
Almacenamiento64 y 128 GB64, 128 y 256 GB
CámarasTrasera de 12,2 MP f/1,8 con OIS y PDAF. Modo fotomatón, Night Shift, Top Shot y HDR+ auto. Frontal dual de 8 + 8 MP f/1.8 y f/2.2 (ultrawide)12 MP, f/1.8, 26mm (angular), 1/2.55″, 1.4µm, OIS, PDAF. Modo retrato ajustable, cámara lenta a 240 FPS, grabación de vídeo a 4K 60FPS.
Batería2.915 mAh con carga rápida USB-PD y carga inalámbrica Qi. Compatibilidad con Pixel Stand2942mAh con carga rápida, carga inalámbrica
OtrosProtección IP68, Lector de huellas dactilares trasero Pixel Imprint con soporte para gestos, Active Edge, Google Lens, Always on Display, USB Tipo C, almacenamiento ilimitado en Google Fotos, LED de notificaciones RGB, Double Tap To Wake, amplificador de audio adaptativo, Pixel Visual Core V2, Now Playing, Chip TitanProtección IP68, segunda generación de Face ID, Tap to Wake, Atajos de Siri, Neural Engine, Dual SIM
Precio de salidaDesde 859 eurosDesde 859 euros

Diseño

Si bien el diseño siempre tiene un gran componente subjetivo, creemos lógico afirmar que el iPhone está un paso por encima del Pixel. Si bien la construcción del terminal de Google pasa a un mayor nivel, seguimos sin notar esa sensación premium -aunque no por ello deja de ser premium en sí- que ofrecen los iPhone. A su favor decir que luce mucho mejor en persona que en fotos, el agarre es excelente, el tamaño prácticamente perfecto, y es un terminal que enamora.

El terminal de Apple se nota más premium y refinado en cuanto a diseño. El Google Pixel 3 ha mejorado mucho respecto a la generación anterior, el cristal por fin es cristal.

El cristal del iPhone luce mejor -sobre todo si elegimos un color llamativo-, el terminal en sí se nota más sólido, y el aprovechamiento frontal es notablemente superior al del Pixel. Si bien al ser LCD los biseles son más anchos que en los iPhone XS, los grandes marcos del Pixel lo dejan fuera de la competición.

Hardware

A nivel de hardware el iPhone XR es el principal beneficiado. El chip Apple A12 Bionic está bastante por encima del Snapdragon 845 en cuanto a CPU y GPU, amén de la inclusión del Neural Engine, un motor capaz de procesar hasta 5 billones de operaciones por segundo. En el uso cotidiano esta potencia extra en el iPhone no se nota demasiado, ya que el Snapdragon 845 sigue siendo el mejor procesador con el que contamos en Android, aunque en el futuro puede que el iPhone envejezca con algo más de soltura.

El chip A11 Bionic de Apple ha dado mejores resultados que el Qualcomm Snapdragon 855, que ni siquiera se ha presentado. Ni que decir tiene que el A12 Bionic mejora aún más estos resultados.

En cuanto a la memoria RAM, irónicamente, el iPhone XR gestiona mejor las aplicaciones en segundo plano. Un problema recientemente descubierto en el Pixel 3 ha dejado ver que el terminal cierra ciertas aplicaciones de forma bastante agresiva, algo que hemos notado sobre todo en juegos. Si sales unos pocos segundos de apps pesadas como PUGB Mobile, cuando vuelvas estará cerrada.

Un bug solventable, pero que no justifica los 4 GB de RAM en un tope de gama de Google. Sony, Samsung, Huawei, OnePlus e incluso Xiaomi se han sumado al club de los de 6 GB de RAM, y las exigencias de las aplicaciones y juegos en Android demandan esta cantidad en la gama alta.

Pantalla

Manos a la cabeza, el iPhone XR tiene un panel HD+. El Google Pixel 3 cuenta con un panel FHD+ calibrado en DCI-P3, pero sigue teniendo una interpretación del color demasiado estridente. Los perfiles sRGB son algo más precisos, aunque siguen sin llegar a la naturalidad que ofrece el panel del iPhone. El contraste extra y viveza de los colores hacen del panel del Pixel algo más apetecible al ojo medio, aunque si nuestra prioridad es la naturalidad del color, la victoria queda para el iPhone.

Ambos paneles son espectaculares, independientemente de la resolución. El panel del iPhone XR está mejor calibrado, el panel del Pixel 3 tiene unos colores mucho más vibrantes, mayor contraste y FHD+, para los preocupados por los PPI. Salvo que mires con una lupa -literalmete- no vas a apreciar diferencia entres los píxeles de uno y otro móvil. A pesar de tener 6.1 pulgadas el panel del iPhone XR tiene una excelente nitidez. El panel del Google Pixel 3 también sobresale, con la sobresaturación típica de Android que a tantos gusta y un mejor contraste.

El panel del XR es sobresaliente, con más de 600 nits de brillo frente a los apenas 300 con los que cuenta el Pixel 3. No notamos falta de nitidez alguna, aunque por su precio era algo prácticamente obligado la resolución FHD+. A pesar de ser un panel IPS, la profundidad de los negros es sorprendente, bastante por encima de lo que estamos acostumbrados a ver en Android.

Dos paneles sencillamente sobresalientes, aunque nos decantamos por la pantalla del Pixel 3 para el público general. Colores más vivos, mayor contraste y mayor resolución, para los que estén preocupados por los números. Eso sí, la diferencia en nits se nota, y es que con el Google Pixel 3 a pleno sol tenemos problemas para ver el panel, mientras que con el iPhone no encontramos menor inconveniente.

Batería

En cuanto a batería los resultados están bastante claros, el Google Pixel 3 se queda corto y el iPhone XR alcanza el sobresaliente. Con el mismo uso, hemos alcanzado a duras penas la jornada de uso con unas 5h de pantalla en el Google Pixel 3, mientras que el iPhone XR llega sin problema a las 7 u 8h. El paso de los días no ha hecho que Android 9 Pie mejore las cosas, y el Pixel sigue teniendo una batería suficiente, nada más.

A nivel de carga, hemos estado utilizando el Pixel Stand en ambos. El iPhone XR no incorpora un cargador de carga rápida, pero la carga rápida del Pixel es de todo menos rápida. Hablamos de más de 2h para cargar por completo este dispositivo -al menos con el Pixel Stand-, un tiempo demasiado elevado. En el caso del iPhone los tiempos se elevan hasta las casi 3h de carga, sin duda dos resultados inaceptables para los dispositivos de los que estamos hablando.

La única forma de cargar estos dispositivos de forma realmente rápida es utilizar un cargador 3.0 como el de un MacBook Pro. En este caso ambos dispositivos cargan en prácticamente la mitad de tiempo, aunque calentándose bastante y dejando ver que esta no es la mejor solución para alargar la vida útil de las baterías.

Audio

Dos sobresalientes para cada uno, sin pegas. En el caso del Google Pixel 3 contamos con dos altavoces frontales que mejoran por mucho la experiencia de la generación anterior. A nivel de volumen encontramos un paso por delante del iPhone, logrando reproducir contenido a bastantes decibelios sin distorsión.

El iPhone XR cuenta también con dos altavoces estéreo -que no ambos frontales-, y aunque el volumen no es tan alto,notamos un mejor trabajo en la ecualización del sonido, sobre todo en los graves. El iPhone suena algo más rotundo y de calidad, el Pixel nos recuerda prácticamente a un altavoz portátil -algo que nos encanta-.

Ambos terminales dicen adiós al jack de auriculares y apuestan por el audio Tipo C en el caso de Google y en el audio vía puerto Lightning en el caso de Apple. Los Earbuds que incluye el Pixel son notablemente superiores a los Earpods que regala Apple, tanto a nivel de sonido como de funcionalidades.

Cámara

Ya comparamos a fondo las cámaras de los iPhone XR y Google Pixel 3, así que te recomendamos echarle un vistazo al artículo para sacar conclusiones por ti mismo. El resultado es una ligera ventaja del Google Pixel gracias a Night Sight, modo que sitúa la balanza a su favor, al ser notablemente mejor en el apartado nocturno.

Obviando este modo noche, en el resto de situaciones tenemos un empate técnico. Dos modos retratos espectaculares -el iPhone XR ya puede hacer retratos a objetos y animales gracias a Halide-, un rango dinámico sobresaliente en ambos casos, y ninguna pérdida de detalle al no contar ninguno con un segundo sensor.

El modo Night Sight del Google Pixel 3 lo sitúa muy por delante del iPhone XR. En condiciones normales, tenemos un empate técnico. Las dos mejores cámaras del momento.

En el apartado del selfie el Google Pixel 3 lo hace bastante mejor que el iPhone XR, el cual apenas ha mejorado tras la actualización a iOS 12.1. Nos encontramos ante las dos mejores cámaras del mercado, sin duda alguna.

Software

Ya comparamos hace un tiempo iOS 12 vs Android 9 Pie, dos sistemas operativos con sus pros y sus contras, aunque cada vez andan más cerca el uno del otro. De Android 9 Pie destacamos su genial diseño y la integración que está teniendo con las apps Material Theme, amén de la buena gestión de notificaciones con la que cuenta.

iOS 12 es un sistema que destaca por su sencillez y los nuevos atajos, bastante útiles para automatizar tareas del día. A nivel de rendimiento, bien por animaciones o potencia bruta, iOS se hace algo más fluido, y el sistema de gestos ayuda a que la experiencia sea aún mejor.

Empate técnico al ser dos sistemas limpios en dos terminales que actualizan de inmediato. El grado de madurez de ambas propuestas es sobresaliente, y nos encontraremos cómodos con cualquiera de ellos.

Motivos para comprar el Google Pixel 3

El tamaño es un punto bastante importante a la hora de comprar un teléfono, y el del Google Pixel 3 es prácticamente perfecto. 5.5 pulgadas en el cuerpo de un móvil de 5, sin renunciar a absolutamente nada respecto a su hermano XL. El lector de huellas es bastante rápido, y más cómodo en ocasiones que el Face ID.

La cámara también es un punto a favor. En general nos encontramos con una cámara ligeramente por encima respecto al iPhone, aunque las diferencias son mínimas. No obstante, las grandes diferencias en el modo noche y en el selfie hacen de la cámara del Google Pixel 3 algo más completo, y en la gama alta esto es de lo que más se mira.

Motivos para comprar el iPhone XR

El iPhone XR es la apuesta premium. Tenemos un mejor diseño, audio y batería. En general nos da la sensación de ser un terminal algo más elaborado, y su punto más débil, la pantalla, no es ni mucho menos un problema.

Si eres de los que se gasta una buena cantidad para que el móvil dure unos cuantos años, los 4 GB de RAM del Google Pixel 3 nos dejan varias dudas, y puede que el iPhone XR aguante mejor el paso del tiempo. Sea como fuere, estamos ante dos terminales excelentes, a los que cuesta mucho sacarles pegas, y con los que acertarás compres el que compres.

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Apple iPhone, Gama alta Android, Google, Google Pixel, Google Pixel 3, Google Pixel 3 XL, iPhone XR, Recopilaciones y comparativas Android
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs