Alemania prohíbe los Dash Button de Amazon: “pone a los consumidores en desventaja”

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Dash buttons

Aunque nos pueda parecer que no, lo cierto es que Amazon se ha colado poco a poco en nuestras vidas, hasta el punto de que, en algunas ocasiones, inconscientemente, nos encontramos mirando el precio de productos que tradicionalmente comprábamos en comercios, tales como smartphones, monitores o incluso ratones para el PC.

Pero Amazon, por su parte, no quiere únicamente quedarse ahí, sino que la empresa quiere que usemos su plataforma incluso para las compras rutinarias que hacemos en el supermercado, como cuchillas de afeitar, papel higiénico. Personalmente, no acabo de valorar el comprar en Amazon productos que podemos comprar en los comercios del barrio a un precio incluso inferior, sin embargo, es lo que la compañía pretende.

Una de sus principales bazas para lograrlo son los Dash Buttons, un dispositivo que la compañía lanzó en 2015, y que precisamente quería facilitar las compras –aún más– en Amazon. Y es que, basta con pulsar el botón de los Dash Buttons para comprar el producto que le hayas asignado previamente a dicho botón en la configuración, y ahora, un tribunal Alemán ha declarado ilegal estos botones, ¿quieres saber más?

El Tribunal Regional Superior de Munich declara ilegal sus Dash Buttons

El mecanismo de los Dash Buttons es sencillo, compras en Amazon el dispositivo de la marca que quieras, luego, deberás configurar en la aplicación de Amazon de tu móvil qué producto quieres asignarle. Tras esto, cada vez que pulsemos el botón, haremos un pedido del producto que hayamos seleccionado para tal fin.

Dicho botón, cuenta con un imán para que lo puedas pegar a los electrodomésticos y hacer más fácil su uso. El problema es que los Dash Buttons no proporcionan a los clientes información suficiente acerca del precio de los productos en cuestión, ya que este sólo se puede ver en la aplicación al revisar la compra, una vez esta ya se ha realizado.

Y aquí es precisamente donde el Tribunal Superior de Munich ha apreciado una indefensión del consumidor ante Amazon, lo cual ha dictaminado que viola las leyes del país germano. Y es que, según este Tribunal, Amazon debería detallar el precio y los productos encargados antes de que se finalice la compra, algo que, como te puedes imaginar, está en la mano de Amazon hacer.

De hecho, sería tan simple como que, tras pulsar el botón, nos saltara en nuestro móvil una notificación con el precio y el tiempo de entrega para que, como último paso, confirmáramos la compra, lo cual no restaría utilidad a los Dash Buttons, pero sí daría garantías al usuario en cuanto al precio y a la fecha de entrega.

Y es que, para comprar mediante estos Dash Buttons, Amazon requiere que estemos registrados –obviamente– así como que tengamos introducidos nuestros datos de pago, por lo que estar expuestos a que una simple pulsación involuntaria o una variación de los precios, haga que nuestra cuenta bancaria aminore, es algo frente a lo que debemos tener ciertas garantías. Por lo que, por el momento, en Alemania, Amazon deberá rediseñar sus Dash Buttons si quiere seguir vendiendo estos en el mercado.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Amazon
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs