Qué móvil tengo y por qué: Google Pixel 3

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Top Shot Google Pixel 3

El mercado móvil está saturado. Los fabricantes pugnan por ofrecer alternativas diferenciales en la gama alta, mediante hardware propio o features de software que pueden marcar la diferencia de cara a la experiencia de usuario que ofrecen sus terminales. En Andro4all probamos decenas de teléfonos al año, y nunca es sencillo parar la ruleta de teléfonos para escoger el que llevaremos como dispositivo personal.

Servidor cuenta por qué el Google Pixel 3 es mi opción predilecta dentro de Android, a pesar de que haya opciones con mejor hardware, más completas quizás a nivel funcional, y qué duda cabe, con un mejor apartado estético. Pienso que estamos en ese punto del mercado en el que no hay un ganador absoluto en la gama alta, como sí pudiera haberlo hace unos años. A estas alturas, el mejor móvil es el que mejor se adapta al uso particular, ya que las diferencias son cada vez menores entre los mismos, y son los detalles los que nos hacen decidirnos por unos u otros.

Por qué tengo un Google Pixel 3

Porque todos piden un gama alta pequeño, pero se olvidan de que este móvil existe

Google Pixel 3 tamaño

Google Pixel 3
Dimensiones145,6 x 68,2 x 7,9 mm. 148 gramos de peso.
PantallaOLED de 5,5 pulgadas HDR con Gorilla Glass 5, 443ppi, soporte a HDR (certificación UHDA). Ratio de contraste 100.000:1
Resolución y densidadFull HD+ (2.160 x 1.080píxeles). Formato 18:9
ProcesadorQualcomm Snapdragon 845 de 64 bits octa-core (2.5Ghz + 1.6Ghz) y 10 nm
GPUAdreno 630
RAM4 GB LPDDR4X
Sistema operativoAndroid 9.0 Pie
Almacenamiento64/128 GB no ampliables mediante tarjetas microSD. Almacenamiento gratuito e ilimitado en Google Fotos durante 3 años
CámarasTrasera de 12,2 MP f/1,8 con OIS y PDAF. Modo fotomatón, Night Shift, Top Shot y HDR+ auto. Frontal dual de 8 + 8 MP f/1.8 y f/2.2 (ultrawide)
Vídeo1.080p@60 FPS y 4K@30 FPS. Slow Motion en 1.080p@120 FPS y en 720p@240 FPS
Batería2.915 mAh con carga rápida USB-PD y carga inalámbrica Qi. Compatibilidad con Pixel Stand
OtrosProtección IP68, Lector de huellas dactilares trasero Pixel Imprint con soporte para gestos, Active Edge, Google Lens, Always on Display, USB Tipo C, almacenamiento ilimitado en Google Fotos, LED de notificaciones RGB, Double Tap To Wake, amplificador de audio adaptativo, Pixel Visual Core V2, Now Playing, Chip Titan M
Conectividad4G/LTE, NFC, WiFi 4×4 MIMO, Bluetooth 5.0, GPS y Dual-SIM
ColoresBlanco (Clearly White), negro (Just Black), rosa (Not Pink)

A día de hoy sigo viendo comentarios de compañeros del sector clamando al cielo porque no hay un móvil de gama alta pequeño. Sí, lo hay, es el Pixel 3, pero todas las miradas las suele acaparar el modelo XL. Para que se te venga un modelo popular a la cabeza con el que comparar, el Google Pixel 3 tiene un tamaño muy similar al del Samsung Galaxy S7, un modelo que cuenta con 5.1 pulgadas. Disfrutar 5.5 pulgadas en el tamaño de un móvil de 5 pulgadas no tiene precio, y más aún si el móvil es un flagship. Por primera vez en años puedo llevar el móvil en el bolsillo sin notarlo –utilizo más motocicleta que coche, por lo que esto es bastante importante para mí–, así como manejarlo con una sola mano de forma realmente cómoda.

El precio a pagar por este tamaño tan pequeño es que la batería ha sido reducida, y respecto al modelo XL tenemos una pérdida considerable de autonomía. No tengo claro si vale la pena perder unas cuantas de uso a cambio de tener un tamaño, en mi opinión, perfecto, pero sin duda tener la posibilidad de disfrutar de un flagship pequeño es algo a valorar.

Por la consistencia de su cámara

Google Pixel 3 cámara de fotos

La cámara es el elemento que más valoro en un smartphone. Soy fotógrafo de profesión, y aunque valoro la versatilidad de alternativas como el Huawei Mate 20 Pro y el Smart HDR del iPhone XS, el términos de procesado de imagen el Google Pixel 3 es ganador indiscutible. Defino la cámara del Pixel como la más consistente del mercado, y es que es el único móvil con el que sé que prácticamente todas las fotografías que haga van a salir bien. El resto de alternativas suelen tener situaciones donde hincan la rodilla, y el Pixel no.

Rango dinámico, contraste, detalle, nitidez. El Pixel tiende a oscurecer las fotografías, debido al contraste extra que introduce, pero puedo perdonarle su único pecado, ya que es algo subsanable en edición, y los fallos que cometen sus rivales –falta de nitidez, rango dinámico, ruido excesivo, mal modo retrato–, no tienen tan fácil arreglo. Si sumamos Night Sight a la ecuación, el Pixel sigue sumando puntos, con uno de los mejores modos noche del mercado.

La cámara delantera es precisamente uno de los puntos donde los móviles de más alto precio siguen fallando, algo sencillamente inexplicable en pleno 2019. El Google PIxel 3 tiene una cámara delantera a la altura de la cámara trasera, algo que ningún otro rival puede decir. Si le sumamos la opción de gran angular, el sobresaliente se nos queda corto para valorar el selfie.

Porque no quiero problemas con las actualizaciones

Pixel 3 mes de uso

Ya son varios los compañeros del mundillo que me han reportado problemas de batería, rendimiento y consumo de RAM al actualizar su móvil a Android Pie. ¿El factor común de todos ellos? Usaban móviles con capa de personalización. Nunca es bueno generalizar, pero la experiencia nos dice que no hay ROM más optimizada que la desarrollada por Google a nivel de fluidez, suavidad y estabilidad general del sistema. La mayoría de los fabricantes demoran meses y meses en ofrecer la última versión de Android, mientras con un Pixel obtienes la actualización en el mismo momento en el que esta está disponible para su descarga.

Si hablamos de un segundo big update los tiempos aumentan en el caso de los terminales no Pixel. ¿Cuándo van a recibir los LG G6, Samsung Galaxy S8 o Huawei P10 de forma oficial a Android Pie? El Pixel 2 XL ya lo disfruta, y recibirá otra versión más, al mismo que su hermano el Pixel 3. Dos actualizaciones de sistema –tres si hay suerte– a tiempo son, para mí, un factor de compra importante. Al usuario medio esto no le importa pero de nuevo, matizo, hablamos de mis necesidades más personales.

Porque funciona mejor de lo que piensas

Google Pixel 3

Hay una creencia generalizada de que prácticamente todos los gama alta funcionan de forma similar, y que el hardware es uno de los puntos más importantes. En mi experiencia debo decir que esto no es del todo cierto, si tenemos en cuenta matices como la latencia de la entrada táctil, la consistencia en el rendimiento –que no haya lags, cuelgues, reinicios, o “extraños”–.

No me importa lo que diga un speed test, el Google Pixel 3 es más suave que un OnePlus 6T, un Samsung Galaxy S9, un Huawei Mate 20 Pro o cualquier otro móvil Android, o eso es lo que dice mi experiencia con él. No seré yo quien niegue que 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento es la configuración óptima para un móvil de más de 800 euros, pero si la ROM gestiona bien la RAM y Google Fotos me permite almacenar durante 3 años mis archivos de forma ilimitada, estos dos problemas desaparecen del mapa.

Porque así queda su balanza

Google Pixel 3 Clearly White

Algo que suelo hacer a la hora de elegir cuál será mi dispositivo principal es hacer balance de lo bueno y lo malo, teniendo en cuenta que no todas las características del teléfono me importan por igual. Si el teléfono brilla en lo que es más importante para mí, será mi compra predilecta, a pesar de que haya aspectos en los que se pueda ver superado por otras alternativas. En concreto, este es el balance que hice del Google Pixel 3.

Lo bueno

  • La mejor cámara del mercado en términos de consistencia

  • La mejor experiencia de usuario a nivel de fluidez y actualizaciones

  • Tamaño compacto en la gama alta

  • Latencia de pantalla mínima

  • Doble altavoz frontal

Lo malo

  • Diseño

  • Batería

Porque este es el escenario que hay ahí fuera

OnePlus 6T

¿De locos o una genial idea? MIUI 10 ya funciona en los últimos OnePlus

El primer móvil que me comentan como contraargumento para comprar el Google Pixel 3 es que “el OnePlus 6T, terminal que analizamos en Andro4all es más rápido y cuesta la mitad”. Error. Si bien se trata de un terminal espectacular, con una de las mejores relaciones calidad-precio del mercado, para mi uso particular no es suficiente. En primer lugar, el ya comentado tema de la latencia del panel me impide disfrutar de este teléfono. Sé que es algo que la inmensa mayoría de usuarios no notará, pero por desgracia yo si lo hago.

En segundo lugar el tema de la cámara en los OnePlus sigue siendo preocupante. No tenemos un mal apartado fotográfico, ni mucho menos, pero un terminal con un hardware de su calibre bien merece un mejor procesado de imagen. La cámara de los OnePlus no está a la altura de los mejores gama alta, a pesar de que el resto de sus características sí.

Huawei Mate 20 Pro

El rojo ya no es de Apple: así luce el Huawei Mate 20 Pro en color Fragant Red

He de decir que, en caso de no usar el Google Pixel 3, el Huawei Mate 20 Pro sería mi segunda opción de compra. A nivel de hardware considero que es el terminal más completo del mercado, aunque de nuevo, teniendo en cuenta mi uso personal, encuentro algunos problemas. En primer lugar, la cámara, si bien es bastante versátil, ofrece un pobre modo retrato y un procesado mejorable. Por otro lado, EMUI, si bien funciona razonablemente bien, no es para mí, aunque entiendo que haya usuarios que disfruten de esta ROM. En mi caso, este terminal no es adecuado para mí por software y, en menor medida, por su cámara.

Samsung Galaxy Note 9

La batería del Samsung Galaxy Note 9 se calienta y echa humo, según una usuaria

En el caso del Samsung Galaxy Note 9 me encuentro prácticamente ante el mismo escenario del Huawei. Un móvil muy completo a nivel de hardware, con un gran diseño, pero con un software y una cámara que, para mi uso personal, no son suficientes. La ROM de Samsung tarda meses y meses en actualizar, obviando que a nivel de diseño, funcionalidad y rendimiento no satisface mis necesidades. Por otro lado, el procesado de Samsung tiende a sobreexponer, en modo retrato no se hace un buen recorte, y salvo en grabación de vídeo, no considero que su cámara sea de las mejores del mercado.

Sony Xperia XZ3

Sony Xperia XZ3

El Sony Xperia XZ3 ha supuesto un golpe en la pesa por parte de Sony. Se trata de su primer terminal con panel OLED, y han logrado lucirse con esta tecnología. A nivel de software la compañía japonesa brilla, proporcionando Android Pie 9.0 antes que prácticamente toda su competencia. No obstante, la cámara de Sony, a pesar de haber mejorado en esta generación, no es suficiente para mi uso. No ofrece malos resultados, pero resulta difícil, en mi opinión, situarla siquiera en el top 5 de mejores cámara de la gama alta.

HTC, LG, Xiaomi… Necesito actualizaciones y cámara, y las necesito ya.

HTC U12 Plus

En cuanto al resto de firmas, de nuevo el software y la cámara, mis dos principales prioridades, impiden que me fije en sus alternativas. La políticas de actualización de LG y HTC son malas, con demasiados meses de espera. A nivel fotográfico, si bien los resultados no son pobres, no están a la altura de lo que espero de un tope de gama. Xiaomi, en la senda de OnePlus, ofrece buenos resultados fotográficos si nos basamos en lo que se les puede exigir por precio, pero siguen quedando lejos del Google Pixel 3, iPhone XS o Huawei Mate 20 Pro.

Cada usuario es un mundo, y el mío es muy específico

Google pixel 3

Sí, soy el pesado de las actualizaciones y la cámara, pero ese es mi uso particular. Entiendo que para el usuario medio alternativas como el Samsung Galaxy Note 9 o Huawei Mate 20 Pro pueden llegar a ser incluso más recomendables, siendo los terminales más completos a nivel de hardware. Apurando incluso más, podría decir que el OnePlus 6T es incluso mejor compra para un usuario medio, ya que cumple prácticamente en todos los apartados por menos dinero.

No obstante, en mi experiencia y uso personal, el Google Pixel 3 ofrece la mejor experiencia de usuario que hay actualmente en Android, por actualizaciones, fluidez y cámara de fotos. Google lo ha hecho muy bien en esta generación que, si bien sigue sin ser perfecta, nos proporciona una “experiencia G” espectacular. Los añadidos como Night Sight, el modo fotomatón o top shot en su cámara, la integración con el asistente de Google, apretar para invocarlo, Pixel Stand, la integración de los Earbuds con el asistente… Todo pasa por el software en este dispositivo.

Si valoras más la experiencia final que el hardware, el Pixel es el dispositivo perfecto. A nivel de longevidad también puede estar bastante por encima de sus rivales, si nos fijamos en cómo rinden a día de hoy los Pixel de primera generación. En definitiva, el terminal perfecto para los amantes de Android, y una gran opción en el mercado de la gama alta.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Google Pixel, Google Pixel 3, Google Pixel 3 XL, Opinión
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs