Huawei P30, análisis: completo y equilibrado para quienes no se rinden a las pantallas grandes

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Huawei P30 destacada

Mi primer dispositivo Android fue un Huawei, concretamente el Ascend Y300, que se presentó hace ahora más de 6 años. En aquellos momentos, “Hawaii” como muchos la llamaban –hay quien sigue haciéndolo hoy en día– no dejaba de ser una firma china más de la que una considerable parte de los consumidores no se fiaban demasiado. Las cosas han cambiado mucho desde entonces.

Durante estos años Huawei se ha ganado la confianza de muchos usuarios en todo el mundo, con dispositivos que se han hecho un hueco entre los mejores, compitiendo sin problemas con algunos de los fabricantes más importantes, como Samsung y Apple. A mi parecer, hay un momento que marcó un antes y un después en el desarrollo de la firma, y fueron los lanzamientos del Huawei P8 y el P8 Lite.

El Huawei P8 fue toda una demostración de intenciones. La compañía asiática presentó un dispositivo muy bien construido, con un diseño metálico que contrastaba con el plástico que monopolizaba el cuerpo de la mayoría de dispositivos venidos desde china. De hecho, y hablamos del año 2015, fue también el año escogido por Samsung para dar el salto del plástico al cristal con su Galaxy S6.

Huawei logo

El Huawei P8 Lite fue una de las creaciones más populares de la compañía, y su legado ha continuado con dispositivos que han alcanzado los primeros puestos de ventas en países como España durante estos años. La legión de dispositivos “lite” que vino tras él y otros como el Huawei P Smart dan fe de ello. Después llegaron terminales como el Huawei P9, uno de los primeros que conocimos con doble cámara, el Huawei P10 y, el año pasado, el Huawei P20, que fue mi daily driver durante unos cuantos meses. El Huawei P30, que he tenido la oportunidad de probar durante unas semanas, no supone una evolución sorprendente respecto a su predecesor, pero sí que existen algunos cambios bastante importantes.

Quiero dejar claro que este análisis se ha realizado en plena vorágine de información sobre lo ocurrido entre el gobierno estadounidense y Huawei, pero estos hechos no han influido en nuestras opiniones. No sabemos qué ocurrirá durante las próximas semanas, pero a día de hoy, y según la cuenta oficial de Android en Twitter, el pequeño de los flagships de la firma china sigue teniendo soporte y actualizaciones de seguridad. Esto es todo lo que podemos contarte sobre el Huawei P30.

Índice de contenidos:

Ficha técnica del Huawei P30

Huawei P30
Especificaciones
Dimensiones149,1 x 71,3 x 7,57 mm. 165 gramos de peso
PantallaOLED de 6,1 pulgadas, resolución FHD+ y relación de aspecto 19.5:9
Densidad de píxeles422 PPP
ProcesadorKirin 980 Octa-core (2×2.6 GHz Cortex-A76 & 2×1.92 GHz Cortex-A76 & 4×1.8 GHz Cortex-A55)
RAM6 GB
Sistema operativoEMUI 9.1 basado en Android 9 Pie
Almacenamiento128 GB
CámarasTrasera: 40 MP, f/1.8, 27mm (principal), tamaño de sensor 1/1.7″, 16 MP, f/2.2, 16mm (gran angular), tamaño de sensor 1/2.7″, 8 MP, f/2.4, 80mm (telefoto), tamaño de sensor 1/4″, 5x optical zoom | Frontal: 32 MP, f/2.0
Batería3.650 mAh con carga rápida de 22.5W
OtrosUSB Tipo C 3.1, jack de 3,5 mm, lector de huellas bajo la pantalla, Bluetooth 5.0, NFC
Precio de salida749 euros

Lo mejor del Huawei P30

Diseño y pantalla

Huawei P30 pantalla en exterior

El Huawei P30 cuenta con una pantalla OLED de 6,1 pulgadas, con resolución Full HD+. Su frontal está conseguido, con un gran aprovechamiento, una ligera barbilla y un pequeño notch en forma de gota –más atractivo a mi parecer que un agujero– del que te olvidarás tras unas horas de uso.

El panel luce realmente bien y, a excepción de algún momento de consumo multimedia, no se echa en falta una mayor resolución. Es cierto que no se trata de una pantalla que asombre con un efecto wow, es una de las principales diferencias con su hermano mayor, pero sus negros profundos y su colorido resultan muy atractivos. Tendrás la posibilidad de ajustar el color para que se adecúe a tus gustos, pero el Modo Vívido con el que llega configurado nos ha gustado bastante.

Trasera diseño Huawei P30

Huawei lleva ya unos cuantos años siendo un referente con la construcción de sus dispositivos. La llegada de los P20 y P20 Pro supuso su salto del aluminio al cristal, material que ha mantenido en esta nueva edición de sus buques insignia. Este P30 disfruta de un cuerpo monopolizado por el vidrio, con bordes metálicos cromados que han dejado atrás su forma redondeada en la parte superior e inferior.

No es, ni mucho menos, un diseño rompedor, pero los colores de su trasera lo convierten en un imán para las miradas –y también para las huellas– gracias a sus atractivos degradados. He tenido la oportunidad de probar el modelo Aurora, azul en su mayor parte y con unos reflejos verdosos que cambian con la luz, dando lugar a diferentes formas y destellos. En su parte inferior, un altavoz, una entrada USB tipo C y sí, un jack para auriculares que vuelve tras su ausencia en el Huawei P20.

Rendimiento

Trasera en exterior del P30

Al igual que el modelo “Pro”, el cerebro de este Huawei P30 es uno de los procesadores de la gigante china, concretamente el Kirin 980, con dos núcleos a 2.6 GHz, dos a 1.92 GHz y cuatro a 1.8 GHz. Huawei ha decidido dotar al pequeño de sus flagships con una una versión de 6 GB de RAM y 128 GB de almacenamiento, más que suficiente para un usuario medio que navegue por internet, consulte las redes sociales, consuma multimedia y juegue de vez en cuando.

Hace tiempo que los procesadores Kirin y los de Qualcomm dejaron de mostrar diferencias significativas en cuanto a su rendimiento. El Kirin 980 mueve sin problemas lo que se le ponga por delante, podrás disfrutar de los juegos más exigentes en su máximo esplendor sin cortes ni caídas de frames. Aplicaciones como PUBG corren sin problemas en el dispositivo de Huawei.

Batería

Los 3.650 mAh del terminal han rendido realmente bien y harán disfrutar de una muy buena autonomía a cualquier usuario. En un día normal, en el que consulto las redes sociales, uso Telegram y WhatsApp, realizo algunas búsquedas en Google y consumo multimedia en YouTube, el dispositivo de Huawei podía superar sin demasiados problemas las 8 horas de pantalla, rozando en algunos casos las 9 horas.

En un día intenso, con un par de horas de juegos como PUBG, el P30 no quedaba lejos de las seis horas, superando en todos los casos las 5 horas y media de pantalla. Para alguien como yo, que no suela calentar su dispositivo con horas de juego, el pequeño de los P30 puede acercarse incluso a los dos días de uso. Su carga rápida, de hasta 22,5 vatios, también contribuye a las buenas sensaciones que me ha dejado la batería, pudiendo llegar hasta el 50% en apenas 20 minutos, muy similar a grandes exponentes como la carga rápida de OnePlus. Sin embargo, hay una pega, no contamos con carga inalámbrica, algo que desarrollaré más adelante.

Lo no tan bueno del Huawei P30

Lector de huellas dactilares

El Huawei P30 incorpora un sensor de huellas bajo su pantalla. El Mate 20 Pro, presentado a finales del año pasado, fue el primero de la firma en incorporar esta tecnología que ha llegado para quedarse. Mis sensaciones con el lector de este P30 son encontradas, es realmente cómodo, pero la experiencia se ve empañada por varios aspectos.

La zona donde debemos apoyar el dedo tiene más o menos el mismo tamaño que un lector de huellas tradicional, pero, por supuesto, sin ningún tipo de relieve o pista que conduzca nuestro dedo hacia la posición correcta. ¿El resultado? Bastantes intentos en falso, más de los que me gustaría.

Por otro lado tenemos su tecnología, óptica, que necesita de un haz de luz para poder leer el relieve presenta en la yema de tu dedo. Durante el día no hay ningún problema, pero de noche, o cuando uno se encuentra en una habitación con poca luz, el fogonazo es bastante incómodo.

Esos no tan pequeños detalles

El Huawei P30 no cuenta con carga inalámbrica, tampoco con certificación IP68, y su motor de vibración y audio son bastante mejorables. Hablamos de carencias que a estas alturas no debería tener el buque insignia de una firma como Huawei.

La carga inalámbrica es la perfecta definición de una de esas características que no sabes que necesitas hasta que la usas. Es muy cómodo despreocuparse de los cables y dejar el móvil cargando sobre una base, ya conté mi experiencia con el Google Pixel 3. Somos conscientes de que algunas diferencias deben existir entre el P30 y su versión “pro”, pero la carga inalámbrica no debería ser una de ellas.

Huawei P30

Tampoco debería serlo el nivel de protección contra el agua y el polvo. Mientras que el Huawei P30 Pro cuenta con certificación IP 68, que lo protege totalmente contra el polvo y ante una inmersión prolongada, este P30 se queda en una certificación IP 53. No es la máxima protección ante el polvo y solo soportará salpicaduras no demasiado abundantes.

Por otro lado tenemos detalles que afectan al ámbito multimedia, como la calidad del audio. El dispositivo chino cuenta con un único altavoz situado en la parte inferior, altavoz que no rinde a la altura de un gama alta. A riesgo de resultar quisquilloso, tampoco lo hace su motor de vibración, que dista bastante de exponentes como el Google Pixel 3. Puede parecer algo trivial, pero la experiencia se ve algo empañada.

Así es EMUI 9 en el Huawei P30

P30 software

En el momento del análisis, el terminal de Huawei contaba con EMUI en su versión 9.1, que corre sobre Android 9 Pie. La capa de personalización china es una de las veteranas del panorama Android, y se ha perfeccionado con las últimas actualizaciones. Cuenta con una gran variedad de opciones de personalización y con detalles como un modo oscuro, que inunda de color negro tanto los menús como las aplicaciones propias, y que se agradece.

Aunque es cierto que su estética es más sencilla y atractiva con cada actualización, sigue recordando a un conocido sistema operativo que nada tiene que ver con Android. Sin embargo, también encontramos aspectos positivos, como su sistema de navegación por gestos. En mi opinión, sigue estando por encima del que encontramos en los Pixel y dispositivos Android One, muy cerca del máximo referente en estos momentos, Oxygen OS, en los OnePlus.

Así son las cámaras del Huawei P30

Cámaras Huawei P30

Se trata de uno de los cambios respecto a su predecesor, el nuevo terminal de Huawei da el salto para incorporar una triple cámara en su trasera, firmada de nuevo por la alemana Leica. En primer lugar, un sensor principal de 40 MP, con focal 1,8. Por otro lado, un gran angular de 16 MP y focal 2,2, y por último, un tercer sensor de 8 MP con focal 2,4. En el caso del frontal, nos encontramos con una cámara de 32 megapíxeles, con un focal 2,0.

Comportamiento de día, modo retrato y de noche

La aplicación de cámara de Huawei pone a nuestra disposición una selección de modos. Si no queremos vivir solo del modo automático –no sería una mala elección– tenemos el habitual modo retrato, un modo noche y un modo profesional con opciones como Supermacro, Monocromático o Pintura con luz. No nos olvidamos de la IA de la firma china, que se encarga de reconocer las diferentes escenas.

Las fotografías que podemos tomar con este Huawei P30 son muy buenas, sobre todo cuando disponemos de una buena iluminación. Por lo general, encontramos un gran nivel de detalle y nitidez, con una adecuada representación del color y un rango dinámico notable. Sin embargo, no he tenido la sensación de seguridad que se experimenta con otros terminales como el Pixel 3. El Huawei P30 toma muy buenas fotografías y cuenta con una cámara polivalente, pero no es tan constante como otros dispositivos.

P30 detalle árboles

Herramientas como el HDR ayudan a que las fotografías luzcan ligeramente mejor, pero no lo tengo tan claro en el caso de la IA de reconocimiento de escenas. “Vegetación”, “Cielo azul” y “Flores” son algunos de los modos que veremos activarse automáticamente si jugamos con la inteligencia artificial de Huawei, mas los resultados son poco destacables. El cielo aumenta su color azul, la vegetación se torna ligeramente más verde, pero poco más.

Como hemos apuntado, el flagship chino cuenta con un gran angular que resulta de gran utilidad para tomar escenas completas de forma sencilla. También dispone de un zoom híbrido que llega hasta 30X y que hay que destacar, ya que podemos acercarnos a elementos lejanos sin perder una gran cantidad de detalle.

Detalle Zoom P30

Llegamos al modo retrato y modo apertura, el primero realiza el trabajo de forma automática y con el otro tendremos más posibilidades. El efecto bokeh del Huawei P30 no es capaz de llevar a cabo un buen recorte en todas las ocasiones, y en algunos casos nos topamos con errores en la interpretación del color. Si lo comparamos con grandes exponentes como el Google Pixel 3, el dispositivo de Huawei no sale beneficiado.

P30 retrato

Pixel 3 retrato

En cuanto caiga el sol, podremos ayudarnos del modo noche para tomar la máxima cantidad de luz. Gracias a él captamos fotografías que mantienen un buen nivel de iluminación y detalle, pero no tenemos por qué escogerlo en todos los casos. El modo automático hace un gran trabajo con poca luz y en ocasiones no he sentido la necesidad de optar por el modo noche.

Cámara frontal

La cámara frontal de 32 megapíxeles del Huawei P30 da unos buenos resultados cuando impera la luz, con un buen nivel de detalle, pero sufre cuando las condiciones nos son favorables. El dispositivo chino nos da la posibilidad de iluminar la escena gracias a la luz blanca de la pantalla, no lo recomiendo, lo único que hará será sacarnos de alguna situación complicada y puntual.

Huawei P30: opinión de Andro4all

Trasera Huawei P30

No tengo ninguna duda, este Huawei P30 es un gran dispositivo. Su diseño y construcción son exquisitos, su pantalla, aunque no es la mejor, resulta más que satisfactoria, y su tamaño se adapta perfectamente a mis necesidades. No puedo ponerle pegas al rendimiento, tampoco, a excepción de mis gustos personales, a EMUI. Además, aguanta sin problemas mi uso diario, no he tenido que preocuparme por la batería al salir de casa.

Sin embargo, hay algunas características que le privan de situarse en lo más alto. Como hemos podido comprobar, ciertos aspectos de su apartado fotográfico están por debajo de sus competidores directos. No queda como un terminal redondo, pero su equilibrio y precio actual lo convierten en una compra inteligente y atractiva.

El smartphone de Huawei ha demostrado ser bastante consistente en sus diferentes apartados. Sin destacar excesivamente en nada, se alza como un terminal muy completo, bien construido y cómodo para aquellos que sigan sin acostumbrase a las pantallas de gran tamaño.

Sin destacar excesivamente en nada, se alza como un terminal muy completo, bien construido y cómodo para aquellos que sigan sin acostumbrase a las pantallas de gran tamaño.

Precio del Huawei P30 y dónde comprar

Puedes hacerte con este Huawei P30 por un precio bastante atractivo, ya que ha bajado considerablemente desde su lanzamiento. Por menos de 600 euros puede ser tuyo en color negro y gracias a Amazon, resultando más económico que rivales como el Google Pixel 3, el Samsung Galaxy S10e o el iPhone XR.

Huawei P30, opinión y nota de Andro4all
¿Debería comprar el Huawei P30?
A favor
  • Su diseño y colores son muy atractivos
  • Cuenta con una pantalla top y de cómodo tamaño
  • Huawei sigue mejorando con EMUI y sus procesadores Kirin
  • Su batería es espectacular y su precio lo hace muy atractivo
En contra
  • No destaca excesivamente sobre el resto de sus competidores
  • Podemos criticarle algunas de sus carencias
  • Su cámara tiene aspectos a mejorar
Conclusiones El Huawei P30 es un dispositivo cómodo, bien diseñado y que cumple en todos los apartados. Uno de los más completos y equilibrados que podemos encontrar.
Puntuación

8.5Huawei P30

El equilibrio y la comodidad hechos smartphone.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Análisis de móviles, Huawei P30, Opinión
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion