2 aspectos en los que los widgets de Android son mejores que los de iOS

Un bonito diseño no lo es todo: los widgets de iOS 14 no son tan útiles como los de Android.

Última actualización el 19/07/2020 a las 12:05

iOS 14 ya está aquí, y con la nueva versión, los widgets por fin llegan a la pantalla de inicio de los iPhone.

Durante la presentación de la nueva entrega de su software para móviles, Apple dedicó buena parte del tiempo a mostrar cómo sus nuevos widgets –todos ellos con un diseño exquisito, todo hay que decirlo– llegaban para dar un soplo de aire fresco a la pantalla de inicio de iOS después de años sin cambios, otorgando a los usuarios una mayor libertad a la hora de configurar su homescreen, y de paso haciendo que los widgets de Android pareciesen, en comparación, salidos de una época muy anterior.

O eso creíamos.

Como de costumbre, la realidad puede llegar a ser muy diferente a lo que nos habían hecho creer desde un principio. Porque ni los widgets de iOS son tan buenos, ni los de Android son tan malos como muchos imaginan.

De hecho, la implementación de Google en su sistema operativo móvil ofrece tanto a usuarios como a desarrolladores dos ventajas claras frente a la solución desarrollada por Apple.

iOS 14

Los widgets son una de las grandes novedades de iOS 14

Diseño exquisito, funcionalidad cuestionable

Buena parte de los desarrolladores del panorama iOS ya se encuentran adaptando sus aplicaciones en base a las pautas y guías marcadas por Apple con iOS 14, y por supuesto aprovechando las nuevas utilidades y herramientas que brinda la nueva versión, entre ellas los widgets.

Por eso, no es de extrañar que algunas compañías y desarrolladores independientes ya estén mostrando sus ideas de widgets que irán llegando con el paso de los meses y la llegada de las actualizaciones.

Es el caso de Readdle, la compañía detrás del desarrollo de apps tan famosas como el cliente de correo Spark, y otras muchas herramientas para iOS y iPadOS.

También hemos visto otras ideas que imaginan de qué forma sería posible reunir las funciones más importantes de una aplicación en un pequeño widget para la pantalla de inicio de los iPhone y iPad.

Un fantástico ejemplo es el siguiente prototipo de widget ideado por un usuario de Reddit, destinado al control de un vehículo Tesla desde la pantalla de inicio del móvil o la tablet:

Prototipo de widget de Tesla en iOS 14

Una fantástica idea para un widget, que las restricciones de Apple impiden llevar a la realidad

Un widget como el anterior resultaría, sin duda alguna, de gran utilidad de cara a todos aquellos poseedores de un vehículo de la compañía de Elon Musk, pues con un simple vistazo podrían comprobar, entre otras cosas: el nivel de batería, la temperatura interior del coche o la autonomía restante en base a la carga; así como controlar parámetros como el bloqueo o desbloqueo de las puertas, o incluso iniciar el coche a distancia.

Todo ello, con un solo toque y desde la pantalla de inicio.

Una pena que Apple impida hacer realidad prototipos como este.

Y es que bajo la cuidada y coherente apariencia por la que destacan los widgets de iOS, se encuentran elementos de software extremadamente limitados de cara a desarrolladores y usuarios, cuya utilidad se reduce únicamente a mostrar información y actuar a modo de accesos directos a las propias aplicaciones.

No lo digo yo, lo dicen las propias guías para desarrolladores de Apple, dentro de la sección de widgets, donde la compañía viene a explicar que los widgets de iOS 14 no son totalmente interactivos, dado que no se ofrece la posibilidad de realizar acciones concretas a través de toques o gestos sobre las distintas áreas del propio widget –como botones o controles deslizables– , sino que estos toques solo permiten acceder a partes de la aplicación a través de deep links o enlaces profundos.

Además, únicamente los widgets de tamaño mediano y grande pueden contar con este tipo de áreas de acceso delimitadas: los de tamaño pequeño solo permiten abrir la aplicación al tocar sobre ellos.

Ese es, precisamente, la primera gran ventaja de los widgets de Android frente a los de iOS. En el sistema operativo de Google, es posible encontrar widgets que actúan a modo de interruptores para activar o desactivar cualquier función del teléfono o tablet, controlar dispositivos externos u operar con las aplicaciones directamente desde la pantalla de inicio, sin necesidad de acceder a ellas.

Eso, sin entrar a hablar de cómo algunos widgets como KWGT pueden ser combinados con utilidades como Tasker para llevar a cabo básicamente cualquier acción que imagines directamente desde los propios widgets.

Widget de Spotify en Android

El de Spotify es un ejemplo de widget para Android con controles integrados

Pero esa no es la única desventaja presente en la implementación de widgets ideada por Apple. Otro de sus grandes inconvenientes es la incapacidad de representar información en tiempo real.

En su lugar, las aplicaciones deben aprovechar los pocos momentos en los que el sistema operativo les brinda la posibilidad de activarse en segundo plano para refrescar la información y plasmarla en el widget.

Y, por el mismo motivo por el que no es posible implementar botones ni accesos directos a funciones concretas en los widgets, tampoco existe la posibilidad de incluir un botón para refrescar la información manualmente en los propios widgets.

Así pues, regresando de nuevo al ejemplo del widget de Tesla, ni la información sobre la la autonomía ni la referenta al nivel de batería del vehículo serían demasiado relevantes, pues la mayor parte del tiempo permanecería desactualizada.

Se suele decir que Apple casi siempre llega tarde a la hora de implementar funciones ya presentes en las plataformas de la competencia, pero que siempre lo hace mejor.

Quizá tal afirmación no sea del todo válida al hablar de los widgets; es cierto que la implementación existente en Android necesita un buen repaso por parte de Google –solo hay que echar un vistazo a las guías de desarrollo de widgets en Android y sus ejemplos de la época de Android 4.4–, pero la realidad es que se trata de una solución más versátil, configurable y con un mayor potencial que la desarrollada por Apple, por mucho que su diseño, infinitamente más cuidado y coherente nos lleve a pensar lo contrario.

Además, nada te impide tener unos widgets al estilo de los de iOS 14 en tu móvil Android.