Samsung ha creado una loquísima pantalla OLED de 10.000 píxeles por pulgada

Para Samsung no es negociable

Última actualización el 26/10/2020 a las 19:31

Finalmente Lee Kun-hee, presidente de Samsung, ya no está entre nosotros tras sucumbir ante una larga enfermedad, aunque a pesar de todos los líos y conspiraciones alrededor de su sucesión al frente de la compañía, parece que nada de esto ha afectado a Samsung en ninguna de sus divisiones, que mantienen sus hojas de ruta y su trabajo tal y como lo venían haciendo hasta la fecha.

De hecho, en un gigante donde la innovación no se negocia, parece que Samsung quiere seguir en la vanguardia de la industria móvil al menos con sus paneles OLED, ya los más valorados del mercado pero que darían un enorme paso adelante con la tecnología que los surcoreanos están desarrollando junto a la Universidad de Stanford, en California, con la realidad virtual en el horizonte.

Y es que sí amigos, habéis leído bien, porque Samsung y Stanford están probado una pantalla casi increíble con 10.000 píxeles por pulgada de densidad, que aseguraría su nitidez en todas las situaciones imaginables teniendo en cuenta que un smartphone de altas prestaciones como el Galaxy S20 Ultra alcanza actualmente los 511 ppp, y que ningún teléfono móvil ha llegado a los 1.000 ppp ni se ha acercado tampoco.

Samsung crea un panel con 10.000 PPP para VR

Samsung y Stanford desarrolan una pantalla con 10.000 PPP dirigida a la VR

Esta pantalla se encargaría de abanderar el cambio hacia la realidad virtual, que nunca llegó a arrancar con los smartphones y las gafas VR porque la experiencia era ciertamente negativa debido a esta densidad de píxeles que restaba nitidez a la visualización de contenidos.

La tecnología que están probando desde Samsung y que nos enseñaba SamMobile, se ha deasrrollando utilizando diseños ya existentes de electrodos para paneles solares ultrafinos, consiguiendo así una nueva arquitectura para paneles OLED que puede aprovecharse para subir a estas resoluciones ultra-altas, muy necesarias en dispositivos como gafas VR/AR o smartphones.

No es sencillo explicar cómo funciona, aunque según las informaciones publicadas por la Universidad de Stanford, este efecto que se produce al ver una pantalla a sólo centímetros de la cara, por el cual se ven los espacios entre los píxeles, se eliminaría utilizando películas que emiten luz blanca entre las diferentes capas reflectantes.

Samsung crea un panel con 10.000 PPP para VR

Así funciona la tecnología de Samsung, con su enorme densidad de píxeles

En esta nueva arquitectura se incluiría una capa de plata y otra fabricada en metal reflectante que tiene corrugaciones nanométricas, cambiando las propiedades reflectantes y permitiendo que colores específicos resuenen a través de los píxeles.

Es así como se logran las resoluciones ultra-altas en comparación con los actuales paneles OLED, que dependen de matrices RGB, consiguiendo imágenes casi perfectas y haciendo prácticamente imposible distinguir píxeles individuales incluso en dispositivos VR que se utilicen muy cerca del ojo, eliminando este efecto ‘screen door’ tan negativo para la experiencia.

Obviamente queda tiempo para que esta tecnología esté lista para el mercado en formato comercial, pero Samsung quiere cambiar las reglas del juego y no parece haberse olvidado de la VR a pesar de descontinuar su servicio Gear VR desarrollado junto a Oculus, algo que nos alegra porque ciertamente la VR tenía mucho recorrido y prometía convertirse en la experiencia inmersiva del futuro con posibilidades casi infinitas: videojuegos, experiencias culturales, eventos virtuales, etc.

Si será ésta, o no, la próxima gran revolución de las pantallas lo dictará el mercado, aunque Samsung por su parte ya nos ha anunciado que trabaja en disponer próximamente de este tipo de paneles incluso a tamaños grandes… ¡Pinta bien!

Más información | Stanford

VER COMENTARIOS

Recomendado