Close Button
Compartir

Un entrenador de la NBA protagoniza una lamentable historia.

Todos sabemos que Estados Unidos es territorio Apple. Aquí los dispositivos de la manzana mordida mandan (en especial los iPhone) hasta el punto de que si alguien no lleva un smartphone de Cupertino, puede ser considerado un bicho raro.

Identificar a un propietario de Android en Estados Unidos es realmente sencillo. Solo hace falta hablarle por iMessage y observar el color de su mensaje. Si el color es verde eso significa que se dispone de un teléfono Android. Esto por supuesto no debería ser un problema para la mayoría de las personas, no en vano cada uno usa el teléfono que le de la gana. Pero estamos hablando de Estados Unidos y aquí la fidelidad por Apple es tan alta que incluso un entrenador de la NBA castigó a uno de sus jugadores por no tener un iPhone. Y no, no es una broma.

Castigado por no tener un iPhone

iPhone 12 Pro Azul

Tener un Android en Estados Unidos puede ser peligroso

Abandonar la secta de Apple es realmente complicado, sus productos son realmente increíbles y funcionan a la perfección. Sin embargo no todo el mundo utiliza Apple por este mismo motivo. Algunos lo hacen para no ser "desplazados" o sentirse "diferentes".

La historia de hoy es cuanto menos extraña y vergonzosa. Tal y como informa el medio Insider, todo comenzó en el año 2014 cuando el equipo de la NBA los Milwaukee Bucks, era entrenado por Jason Kidd. Kidd, conocido por ser bastante estricto en los entrenamientos también dejó claro una cosa desde el inicio, odiaba con todas sus fuerzas a los teléfonos Android.

Todo explotó cuando Thon Maker, uno de sus jugadores, escribió por iMessage en el chat del grupo. Realmente no dijo nada malo pero su mensaje apareció en color verde o lo que es lo mismo, estaba utilizando un teléfono Android. Jason Kidd estalló en cólera. El perfecto chat azul de los Bucks se vio interrumpido por una burbuja verde. Que Maker no tuviese un iPhone era una falta de respeto al equipo, era un ejemplo de que el grupo no estaba unido. ¿Qué hizo? Castigar al jugador y a todo el equipo a correr durante un buen rato.

La reacción de Kidd no tiene justificación y es que al final cada uno hace con su dinero lo que le de la gana. Con actuaciones como esta es normal que Apple sea número uno en Estados Unidos. Si gente adulta se comporta así, ¿os imagináis el acoso que puede sufrir un adolescente por tener un teléfono Android?

Temas relacionados: Android, iPhone, Móviles

Compartir
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!