Este fue el primer smartphone Samsung de la historia

En realidad, este Samsung SH-100 con fecha del 1988 no era tan 'smart'...

Este fue el primer smartphone Samsung de la historia
Este es el Samsung SH-100, el primer teléfono de Samsung con fecha del 1988.

Convertido en el primer fabricante de smartphones a nivel global, lo cierto es que Samsung cuenta con un catálogo de dispositivos Galaxy muy interesante, con terminales de todas las gamas y rangos de precios y un soporte que ha mejorado mucho limpiando la experiencia de una personalización One UI ya madura, reconocible y funcional al mismo nivel que Android Pure Google.

En todo caso, conociendo al gigante Samsung y su prolífica trayectoria en prácticamente todos los sectores de la industria electrónica y no tan electrónica, seguramente muchos os habréis preguntado que cuál es el primer teléfono móvil Samsung de la historia, algo que gracias a los compañeros de Android Authority podremos recordaros y contaros con todos los detalles.

Y es que sí amigos, el pasado no siempre fue tan 'smart' ni tan Galaxy para Samsung, que hace ya muchos años presentaba en Corea del Sur su primer teléfono, conocido como Samsung SH-100 y con varias décadas de anticipo sobre iOS, Android y todo lo que hoy conocemos como teléfono móvil.

De hecho, es que Samsung no siempre fue tan exitoso en esto de los móviles, pues años después del SH-100 y mientras HTC triunfaba con Windows Phone dando los primeros pasos de lo que después serían los smartphones que hoy conocemos, ellos se equivocaban estrepitosamente con Bada OS o más recientemente con un Tizen heredado después por los wearable y las Smart TVs.

En todo caso aquí no hemos venido a hablar de éxitos ni fracasos, sino a recordaros cómo fueron los primeros teléfonos móviles, así que conozcamos más en profundidad la historia de Samsung y de este SH-100 que daba sus primeros pasos en 1988, cuando yo mismo contaba sólo 2 años en la Tierra.

¿Qué móvil Samsung me compro? Guía de compra con los mejores modelos de 2022

Así era el Samsung SH-100, el primer teléfono móvil (no tan inteligente) de Samsung

Seguramente ninguno de vosotros sepa que Samsung cuenta con casi 100 de historia, concretamente 84 años desde que se fundase en Daegu (Corea del Sur) el 1 de marzo de 1938 sin productos electrónicos en su portfolio de actividades.

No se iniciaría, de hecho, en la fabricación y venta de dispositivos hasta mucho tiempo después, unos 31 años, cuando en 1969 y bajo la denominación comercial de su filial Samsung Electronics comenzaron a diseñarse y fabricarse electrodomésticos y televisores en blanco y negro.

El primer teléfono móvil de Samsung tendría que esperar un poco más, hasta el año 1985, cuando el fabricante presentaba en Corea del Sur el SC-1000 como su primer teléfono pensado para automóviles, que sin embargo pasaría de puntillas por el mercado debido a serios problemas de calidad.

Y por fin, ya en 1988 se presentó finalmente el Samsung SH-100 que nos trae aquí, el primer teléfono móvil propiamente dicho de Samsung, que efectivamente podía moverse y llevarse encima aunque con un tamaño muy considerable, como veréis ahora...

Samsung SH-100

En mano este Samsung SH-100 todavía asusta un poco más | Imagen de CNET

Este fue no sólo el primer teléfono móvil de Samsung sino también el primero que se fabricaba en toda Corea del Sur, hoy en día una potencia de la industria smartphone, aunque por entonces los teléfonos eran considerados artículos de lujo y los precios de este Samsung SH-100 limitaron sus ventas a unos pocos miles de unidades destinados a las élites, como era lógico.

Era un teléfono incómodo, obviamente, que casi necesitaba una mochila para llevarlo con sus 11 x 45 x 5 centímetros de tamaño. De hecho, es que a modo de curiosidad debemos contaros que como a todos los terminales había que introducirle el equivalente a una tarjeta SIM, pero que en esta época las SIMs eran del tamaño una tarjeta de crédito y no como las conocemos hoy en día.

Este SH-100 contaba con conectividad GSM, su teclado numérico completo y una pequeña pantalla con información básica, además de una enorme antena y los micrófonos y altavoces pertinentes para permitirnos llamar y recibir llamadas o enviar mensajes cortos de texto. Esa era toda su funcionalidad, aunque para la época ya era todo un adelantado.

Samsung continuó insistiendo con iteraciones anuales, hasta que cinco años más tarde se presentaba un SH-770 que puede considerarse el primer gran éxito de Samsung como fabricante de teléfonos móviles. En su caso, ya contaba con un diseño más delgado y ligero, además de unos precios más contenidos, lo que le permitió ganarse a un número mayor de usuarios y a Samsung firmar un contrato de 600 millones con la operadora Sprint para desarrollar y vender teléfonos CDMA en los Estados Unidos.

El resto es historia y la historia ha llevado a Samsung a convertirse en el mayor fabricante de móviles del planeta, y yo mismo puedo contaros también que en 1999 mi primer teléfono fue un Samsung SGH-600 muy básico, con su tapita y todo pero una funcionalidad muy limitada, así que ya veis que el gigante surcoreano tuvo que trabajárselo mucho y evolucionar muy rápido en estos poco más de 20 años, con sus fracasos y éxitos de por medio...

Y vosotros, ¿cuál fue vuestro primer teléfono móvil?

Para ti
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!