Esos son los 8 tests que Samsung realizará para que sus baterías no exploten

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Samsung Galaxy Note7-6

La firma coreana Samsung ha desvelado hoy el motivo de las explosiones de sus Galaxy Note7. Por lo visto, tal y como nos podíamos imaginar, todo se debe a un fallo de fabricación y a una serie de cortocircuitos que ocurrían en las baterías. Eso provocaba que los terminales explotasen durante el proceso de carga. Tras la conferencia, Samsung nos ha mostrado en una infografía su nueva metodología para evitar que las baterías exploten. ¿Quieres saber qué harán? Pues sigue leyendo.

En la infografía completa, que podéis ver en este artículo de nuestro compañero Christian, se muestra que Samsung ha planteado un nuevo sistema de chequeo en ocho pasos. Con dicho sistema, la firma coreana quiere que sus controles de calidad sean más exhaustivos de cara a que no les vuelva a pasar lo ocurrido con su Note.

Cómo hacer que un smartphone no explote en 8 pasos

8 pasos seguridad batería Samsung

Vaya por delante que muchas de las cosas de esta imagen ya se hacían antes, pero Samsung le ha puesto el adjetivo “enhanced” –“mejorado”, en castellano– para que luzca mejor. Con eso por delante, todo empieza con un test de durabilidad “enhanced, en el que la batería se somete a condiciones extremas (temperatura, agua, golpes…). Luego hay una fase de análisis visual, valorando el estado de la batería a través de una serie de criterios objetivos –¿cuáles? no lo sabemos–.

El tercer paso es el escaneo de rayos X, para buscar cualquier desperfecto a nivel interno en la batería, que prosigue con el test de carga y descarga –que ya se hacía antes–. El siguiente test es el “TVOC” –Total Volatile Organic Compound–, que básicamente es un test que intenta asegurar que no pueda haber filtraciones de componentes explosivos al exterior. Luego le hacen un test de uso intensivo –haciendo uso de él de la misma forma que lo haría un heavy user— y, finalmente, el “Delta Open Circuit Voltage”, que se asegura de que no haya cambios en el voltaje de los componentes en el proceso de fabricación.

Los tres primeros test ya se hacían otros terminales de la firma, pero Samsung quiere aumentar la frecuencia de estos exámenes. También ha endurecido los estándares de los exámenes visuales. Esperemos que Samsung no se haya puesto el listón muy alto, porque si el Galaxy S8 explota, la firma coreana puede ir diciendo adiós a su reputación.

¿Qué os parece el nuevo sistema de seguridad de Samsung?

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Batería, Samsung Galaxy, Samsung Galaxy Note7
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion