La gama baja no tiene ningún sentido, y te explico por qué

COMPARTIR 0 TWITTEAR

La gama baja no tiene ningún sentido, y te explico por qué

Las gamas en Android han experimentado variaciones durante el paso del tiempo. Ya no queda tan claro que haya tres gamas -baja, media y alta-, sino que dentro de las mismas, encontramos variantes, por encima y por debajo. Esto es algo bueno, ya que tenemos más móviles donde elegir, podemos comprar móviles de gama alta por 500 euros, y gamas medias muy decentes por menos de 200 euros.

No obstante, hay una gama destinada a desaparecer, la demanda de procesadores para la misma es mínima, y queda claro que es una opción muy poco recomendable. Hoy, te contamos por qué la gama baja no tiene ningún sentido, y cómo irá desapareciendo progresivamente.

El sinsentido de la gama baja actual

La gama baja no tiene ningún sentido, y te explico por qué

El principal problema de la gama baja, es que no ofrece una buena relación calidad-precio. Es decir, sí, te puedes llevar un móvil de menos de 100 euros que funcione durante un tiempo razonable, pero sus características jamás llamarán la atención, ni estarán por encima de su precio.

La situación se complica cuando, por unos pocos euros más, tenemos terminales que, a bajo precio, ofrecen muchísimo más de lo que se les podría exigir. Por poner un ejemplo, con menos de 160 euros puedes comprarte un Xiaomi Mi A1, un terminal que le planta cara sin menor problema a móviles de 400 euros de firmas tradicionales, por menos de la mitad de dinero. La relación calidad-precio de la gama media actual es espectacular, y se nos hace imposible recomendar cualquier terminal que esté por debajo de este sector.

La gama baja no tiene ningún sentido, y te explico por qué

Si la barrera cercana a los 200 euros se te hace innaccesible y sigues prefiriendo un móvil cercano a los 100 euros, sigues sin tener excusa. Por 130 euros tienes el Xiaomi Redmi S2, un terminal con el Snapdragon 625, 3 GB de RAM, 32 GB de interna, buen acabado, doble cámara… Es más, por 10 euros más, te llevas el modelo con 4 GB de RAM y 64 GB de memoria interna. 140 euros por un móvil así

Es sencillamente imposible recomendar un terminal que, por 40 euros menos, podrá mover aplicaciones ligeras a duras penas, y ni por asomo enfrentarse a retos como jugar una partida puntual al PUBG Mobile, un uso intenso casual -siempre habrá situaciones en las que utilices varias apps, aunque sean redes sociales-, o cualquier otro ejemplo.

Si tenemos en cuenta que aquellos que no quieren gastar mucho dinero en un teléfono, suelen buscar una duración máxima en su vida útil, gastarse 30 euros más en un móvil que durará años y años, es lo más inteligente.

La excusa del uso básico

La gama baja no tiene ningún sentido, y te explico por qué

Algunos podrán argumentar, que su familiar de turno tan solo quiere el móvil para llamar y para WhatsApp, y que con el móvil que le regala la operadora van sobrados. Sin embargo, hasta para un uso básico, este tipo de móviles dan serios problemas de rendimiento con el paso del tiempo. Si hacemos cuentas, imagina un móvil de 130 euros, que va a durar, como mínimo 3 años. Hablamos de dividir esos 130 euros entre los 36 meses que tienen los 3 años, como si fuese una financiación sin intereses. Estás pagando un coste de poco más de 3 euros al mes por ese móvil de gama media que tanto vale la pena.

Sabemos que la economía es un factor importante, pero es tan baja la cifra, teniendo en cuenta la brutal calidad que se ofrece por la misma, que la gama baja pierde todo el sentido.

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Opinión
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs