Google Nexus 5 vs Google Pixel 3: así han cambiado los móviles de Google en 5 años

COMPARTIR 0 TWITTEAR

Google Pixel 3 vs Nexus 5 destacada

El día 31 de octubre de 2013 el mundo pudo conocer al LG Nexus 5, uno de los smartphones más icónicos en la historia de Android y una de las creaciones más destacadas a lo largo de la trayectoria de LG. Su llegada al mercado marcó un antes y un después en términos de rendimiento y fluidez, introduciendo un terminal que, por 349 euros, superaba por mucho a sus rivales directos en lo que a experiencia de usuario se refería, y cuyo único pecado reseñable fue su escasa batería de 2300mAh, incapaz de aguantar una jornada de uso. A pesar de este inconveniente, el Nexus 5 logró pasar al Hall of Fame del mundillo Android, y sigue siendo recordado por los más nostálgicos como una de las mejores obras de LG.

Los tiempos han cambiado, Google es ahora la encargada del desarrollo de sus teléfonos, y los Nexus murieron para dejar paso a los Pixel. El Google Pixel 3 es, en nuestra opinión, su mejor creación hasta la fecha, y hemos querido averiguar cómo ha evolucionado la trayectoria de la compañía con sede en Mountain View en los últimos 5 años. Para ello, comparamos su último modelo con el icónico Nexus 5. Cámara, diseño, rendimiento, interfaz… Queremos saber de dónde venimos, dónde estamos y hacia dónde vamos.

Google Pixel 3Google Nexus 5
Dimensiones145.6 x 68.2 x 7.9 mm137.9 x 69.2 x 8.6 mm
Peso148g130g
PantallaOLED de 5,5 pulgadas con Gorilla Glass 5, soporte a HDR (certificación UHDA, resolución Full HD+ (2.160 x 1.080 píxeles) formato 18:9IPS de 4,95 pulgadas con Gorilla Glass 3, resolución Full HD (1080 x 1920 píxeles) formato 16:9
Densidad de píxeles443ppi445ppi
ProcesadorQualcomm Snapdragon 845 de 64 bits octa-core (2.5Ghz + 1.6Ghz) y 10 nmQualcomm Snapdragon 800 de 32 bits quad-core (2.3Ghz) y 28nm
RAM4 GB DDR42 GB DDR3
Sistema operativoAndroid 9 Pie personalizado por GoogleAndroid 6.0.1 Marshmallow
Almacenamiento64 o 128 GB no ampliables, espacio ilimitado en Google Fotos durante 3 años16 o 32 GB de almacenamiento interno no ampliables mediante tarjetas microSD
CámarasCámara principal de 12.2 MP, f/1.8, angular de 28mm, tamaño 1/2.55″, 1.4µm, OIS, dual pixel PDAF. Doble cámara frontal, 8MP, f/1.8, 28mm, PDAF + 8 MP, f/2.2, 19mm (gran angular)Cámara principal de 8 MP, f/2.4, angular de 30mm, tamaño 1/3.2″, 1.4µm, OIS, AF. Cámara frontal de 1.3 MP, f/2.4, 1/6″, 1.9µm
Batería2915mAh con carga rápida2300mAh
Precio de salida859 euros349 euros

Diseño, llámame loco pero…

Diseño Google Nexus 5

El Google Nexus 5 sigue siendo un terminal bien diseñado, incluso a día de hoy. El terminal cuenta con un panel de 4.95 pulgadas, dentro de un cuerpo de 137.9 x 69.2 x 8.6 mm. Es realmente cómodo a la mano, y uno de los pocos terminales del mercado con acabado gomoso. Esto permite un agarre máximo, evitar el recubrimiento de huellas, y aportar un extra de resistencia. Líneas simples, angulosas. El logo de Nexus preside la parte trasera, y el tamaño de la cámara es algo mayor de lo habitual. La parte frontal deja ver dos generosos biseles inferior e inferior, que nos transportan a una época en la que no nos obsesionábamos con los marcos, y primábamos la funcionalidad.

Google Nexus 5

La botonera no es el punto más fuerte del Nexus 5. Tiene poco recorrido y, a pesar de que el terminal es pequeño, para un diestro no es fácil acceder a ella. El botón power se sitúa en la parte más alta del terminal, y la botonera del volumen se encuentra en el lado contrario, algo que, en nuestra opinión, resulta más incómodo que cuando todo está en el mismo sitio. En líneas generales, el Nexus 5 ha envejecido bien. La parte inferior deja ver “un doble altavoz” que esconde una sola salida de audio –la otra es ornamento–, y un puerto microUSB. En la parte superior encontramos el puerto de 3.5mm, extinto en las últimas generaciones Pixel. En resumen, la quinta generación Nexus deja ver sus líneas clásicas que jamás intentaron bailar en la vanguardia, pero no huele a viejo.

Google nunca ha querido arriesgar con sus diseños. Es costumbre que sus terminales desmerezcan bastante cuando los vemos en fotografías, pero una vez los tenemos en mano, nos damos cuenta de que el diseño sí importa, y que ser diferentes al resto es importante para la gran G, aunque esto no se traduzca en sensaciones premium.

google Pixel 3

Por su parte, el Google Pixel 3 es el primer terminal Pixel con una parte completamente fabricada en cristal, algo que ya vimos en noviembre de 2012, en el lanzamiento del Google Nexus 4. El terminal, en nuestra opinión, tiene un diseño trasero sobresaliente, que desmerece por completo en fotografía y luce como debe en persona. El cristal tiene un tratamiento antihuellas que permite un mejor agarre, sin dar esa sensación plasticosa que encontrábamos en el Google Pixel 2.

Se siente premium, y su único pecado son los biseles superior e inferior, que no se apuntan a la moda del bezel less. No obstante, no resultan exagerados, el terminal guarda bastante simetría, y es de los pocos que renuncia al notch. La ventaja de los biseles es el hardware que pueden almacenar, algo que Google ha aprovechado para introducir dos altavoces frontales estéreo, que nos proporcionan una experiencia auditiva sobresaliente, de la que hablaremos más adelante.

Pantalla

Pantalla Google Nexus 5 vs Google Pixel 3

Si bien el Full HD llegó para quedarse hace unos cuantos años, las pantallas han evolucionado considerablemente en los últimos años. El Google Nexus 5 cuenta con un panel IPS de 4,95 pulgadas, arrojando la nada desdeñable cifra de 445ppi y 485 nits. Una resolución y brillo por encima de muchos de los terminales de gama media que encontramos actualmente. El panel, 5 años después, sigue teniendo una más que correcta interpretación del color, unos buenos ángulos de visión, y una temperatura de color bastante neutra, sin tender al amarillo ni al azul.

Por su parte, el Google Pixel 3 cuenta con uno de los mejores paneles de la actualidad, con un panel de 5,5 pulgadas que alcanza los 443ppi, y cuyo único pecado es su brillo de 400 nits. Resulta curioso que, 5 años después, el Nexus 5 cuente con más brillo que el terminal más actual de Google. Obviando el brillo, el panel del Google Pixel 3 es OLED, por lo que encontramos cierta sobresaturación del color. Los ángulos de visión son prácticamente perfectos, sin color shifting ni azuleos vistos en anteriores generaciones. El mayor contraste de la tecnología OLED -junto a años de evolución en el mundo de las pantallas- hacen que el panel del Pixel 3 sea notablemente superior al del Nexus 5. No obstante, este último se comporta sorprendentemente bien, pese a los años que lleva encima.

Software

Android 6.0 vs Android 9.0

El Google Nexus 5 murió con Android 6.0 Marshmallow, algo que le permite disfrutar, a su manera, de Material Design. Esta versión, tras varias actualizaciones, resulta bastante estable, por lo que no encontramos cierres forzosos ni extraños, a pesar de que nació en 2015. Si empezamos por el launcher, observamos ciertas similitudes. Android “Stock” sigue conservando el cajón de aplicaciones, aunque en el caso del Google Pixel ya no lo invocamos desde un icono dedicado, sino con un gesto de swipe down. La interfaz de Android ha ido puliéndose con el tiempo, pero con un launcher personalizado podemos dejar el homescreen al más puro estilo 2019.

Gracias al software limpio, el Google Nexus 5 cuenta con una interfaz bastante usable, es totalmente compatible con Google Assistant –invocable desde el botón home de la barra de navegación– y podemos disfrutar de prácticamente cualquier aplicación actual. Con el Nexus 5 no nos da la sensación de estar ante un terminal tan antiguo, algo que sí sucede con terminales con capas de personalización que, cuando dejan de actualizarse, dejan a su paso interfaces con diseños obsoletos, problemas de rendimiento e incompatibilidad con aplicaciones.

Multitarea

El Google Pixel 3, por su parte, cuenta con el mejor software que encontramos en un terminal Android. Android 9.0 Pie, limpio, sin más añadidos que los servicios básicos de Google, y extras como las funciones de cámara, voltear para silenciar, los marcos sensibles a la presión, el sistema de gestos, o Ambient Display. La clave de los dispositivos de Google es el software, y unas líneas más abajo entenderás por qué.

Rendimiento

El Google Nexus 5 rinde mejor que algunos de los terminales de gama media que hemos probado en 2018 y 2019. Resulta sorprendente cómo un terminal con un Snapdragon 800 y 2 GB de RAM es capaz de moverse tan suave, y recalcamos dicha palabra porque no es tan sencillo encontrarse con terminales que nos den la sensación de fluidez extrema. El tiempo pasa factura, y el Google Nexus 5 lo nota en algunos tiempos de carga. No obstante, el rendimiento es consistente, y podemos afirmar que hoy en día, cualquier usuario medio no tendría problemas con el rendimiento de este terminal.

No tenemos miedo a afirmar que el Google Nexus 5 se mueve con mayor soltura que algún que otro gama media actual. Los tiempos de apertura en apps pesadas pueden ser elevados, pero la respuesta de la pantalla y fluidez general del sistema son envidiables, más aún en un terminal con 5 años en sus espaldas.

En cuanto al Google Pixel 3, poco o nada podemos decirte que no sepas. Estamos ante una de las mejores experiencias de usuario del mercado. El terminal mantiene una tasa de frames constante, sin caídas, proporcionando así una fluidez difícil de encontrar en alternativas con capa de personalización. El Snapdragon 845 es una de las mejores opciones que encontramos actualmente, y los 4 GB de RAM, lejos de quedarse cortos, gestionan mejor que bien los procesos en segundo plano. El mejor software acompañado de la potencia necesaria, los dos elementos de los que se vale Google para hacer de sus terminales alternativas fluidas y longevas.

Cámara de fotos

Camara Nexus 5 y Google Pixel 3

El Google Nexus fue el principal encargado de introducir en Android la tecnología que revolucionó la fotografía móvil, el HDR+. Google introducía este concepto en el terminal de LG, sin imaginar quizás que años después la mismísima Apple tomaría prestada dicha idea, renombrándola bajo el nombre de Smart HDR. El HDR+ es el encargado de que las fotografías no salgan quemadas, manteniendo un rango dinámico superior a lo que acostumbramos a ver en el procesado de otras firmas.

Nexus 5 vs Google Pixel 3 camara

Pese a este HDR+, la cámara del Nexus 5 no llegó a ser la mejor en su año, y mucho menos lo es ahora. No obstante, la cámara está a la altura –o por encima– de muchos de los móviles de gama media actual, y sorprende por lo rápido que dispara, el tiempo de procesado, y la ausencia de lag en la aplicación de cámara. Los resultados son decentes en condiciones de buena luz, y sorprendentemente salvables en condiciones de baja luminosidad. El selfie queda como una función testimonial, ya que con poco más de 1 megapíxeles pocos resultados podemos esperar.

Por su lado, el Google Pixel 3 cuenta con la mejor cámara –que no la más versátil– del mercado, según nuestras pruebas. Su procesado obtiene mayor rango dinámico, contraste, nitidez y realismo de color que cualquier otro rival en Android, junto a un modo retrato con mejor recorte que el resto de alternativas. Night Sight potencia los resultados nocturnos hasta el punto de obtener luz de donde el propio ojo no puede ver, con un tiempo de procesado también más rápido respecto a su competencia directa. La cámara delantera obtiene resultados prácticamente idénticos, ofreciendo el mejor selfie del mercado.

Batería

Google Nexus 5

La batería fue el pecado más reseñable del Google Nexus 5, y es que resultaba prácticamente imposible llegar al final del día con un uso medio. Hemos cambiado la batería de nuestro Nexus para que tenga el rendimiento de hace 5 años, y apenas ha superado las 3h en el test de batería de PC Mark. En un uso diario, hablamos de poco más de 3h de pantalla, que pueden estirarse hasta las 4 si utilizamos principalmente la conectividad WiFi y consumimos bastante multimedia.

Bateria Google Nexus 5 vs Google Pixel 3

El Google Nexus 5 es conocido por ser uno de los móviles de gama alta con peor autonomía de sus historia. Los más geek recurrían al underclock y al undervolt para capar la frecuencia y el voltaje del terminal, con tal de ahorrar unos minutos de batería.

El Pixel 3 no es el mejor exponente en batería, y es que 2915mAh es un amperaje escaso, aunque la pantalla del terminal no sea demasiado grande. El último terminal de Google nos ofrece cerca de 9h en el test de PCmark, traducidas en unas 5h de pantalla si las condiciones son óptimas, y poco más de 4 si usamos conectividad 4G y jugamos a alguna entrega pesada. Aunque no sea la mejor alternativa, el Google Pixel 3 llega sin demasiados problemas al final del día, mientras que el Google Nexus 5 pide cargador en cuanto pasa la media tarde.

Audio

Audio Google Pixel 3 vs Nexus 5

Uno de los aspectos que permitieron un precio de salida tan bajo por parte del Google Nexus 5, fue renunciar a apartados multimedia como el audio. El altavoz del Nexus 5, en nuestras pruebas, apenas ha alcanzado los 66 decibelios, una cifra realmente baja e insuficiente para enterarnos de las llamadas en exteriores –siempre nos quedará la vibración–. Dicho altavoz está ubicado en la parte inferior del dispositivo, siendo fácil de obturar y poco eficiente a la hora de propagar el sonido.

Por su parte, el Google Pixel 3 alcanza los 82.7 decibelios, cifra a la altura de alternativas como los iPhone XS Max. La Gran G ha hecho un gran trabajo con el audio en sus diversas generaciones Pixel, siendo unos de los mejores exponentes en este aspecto. Lo que sí echamos en falta es el puerto de 3.5mm, entrada en peligro de extinción. Para suplir la pérdida, Google ofrece los Earbuds Tipo C con Google Assistant, unos de los mejores auriculares que encontramos dentro de la caja de cualquier gama alta.

Qué se nos ofrecía antes y qué se nos ofrece ahora

Google Nexus 5 vs Google Pixel 3

Si tenemos en cuenta lo que nos ofrecía el Google Nexus 5 por 349 euros, y lo que nos ofrece el Google Pixel 3 por 849 euros, la diferencia de precio juega a favor del Nexus 5. En 2013 era sencillamente imposible encontrar un tope de gama con esa relación calidad-precio-software, a pesar de que Xiaomi ya empezaba a adquirir algo de nombre con famosos gama alta como el Mi 3. Sin embargo, y aunque pueda resultar polémico, Google ahora realmente se está centrando en la gama alta, y no tanto en ofrecer una buena relación calidad-precio. El Nexus 5 era un gama alta, pero no tenía los materiales, audio, pantalla ni cámara de los “verdaderos” topes de gama. La estrategia era algo similar a la estrategia que ofrece OnePlus, a la que se ha sumado Xiaomi con POCO.

Evolución precios pixel

Los Google Pixel pretenden competir con los móviles de 1.000 euros en todos los apartados, multimedia incluido. En el momento en el que un fabricante quiere ser el mejor en todo, el precio se dispara, y encontramos la famosa franja de los +800, vista en la gama alta premium –Huawei Mate 20, Samsung Galaxy S9+ y Note 9, iPhone XS…– Como siempre, se abre el debate entre los que quieren un móvil económico con buenas prestaciones, y los que están dispuestos a pagar cualquier precio, a cambio de que el terminal haga check en todos y cada uno de los aspectos posibles.

Conclusiones

 Nexus 5 LG

La evolución de Google, en nuestra opinión, ha sido excelente. Pasar de depender de firmas como LG o Huawei a tener el control absoluto sobre el proceso de producción, centrarse en el apartado fotográfico creando vanguardia sobre las capacidades computacionales del actual software, ofrecer una de las mejores experiencias de usuario… Google ha saltado al mundillo premium, y esto tiene un precio.

Los Pixel representan la filosofía made by Google. Son lo más similar a un iPhone que encontrarás en nuestro sistema operativo, orientados a ser longevos, con tres años de actualizaciones, sin capas de personalización de por medio. Android puede llegar a durar años con un buen rendimiento, pero la clave pasa por el software.

El futuro de Google avanza hacia la unificación y convergencia entre sus productos, algo que vendrá de la mano de Fucshia, el sistema operativo que reemplazará a Android. Móviles, tablets y portátiles de Google, con un SO común, y una apuesta por el buen hardware, el minimalismo, y la funcionalidad. Lejos queda pues la época Nexus, en la que la Gran G no era principal protagonista, para dejar paso a un 2019 en el que Google controla todos y cada unos de los aspectos de sus hijos pródigos.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Google Nexus 5, Google Pixel, Google Pixel 3, Google Pixel 3 XL
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs