Tu privacidad podría estar en peligro al comprar un smartphone barato

COMPARTIR 0 TWITTEAR

mini smartphone

Aunque es posible pensar que el precio de los smartphones haya toca techo, lo cierto es que no todos los usuarios pueden permitirse gastarse 1.000 euros o más en un teléfono móvil. Por suerte en Android existen teléfonos de marcas reconocidos con una calidad precio inigualable e incluso es posible comprarse algunos de estos modelos por 200 euros o menos.

Sin embargo, todavía hay usuarios que piensan que 200 euros todavía es mucho dinero, atreviéndose a adquirir terminales no solo de dudosa calidad, si no de marcas no conocidas. Unos auténticos valientes –o insensatos– que realmente lo único que están haciendo es poner en peligro su privacidad.

¿Merece la pena poner en peligro tu privacidad por ahorrarse unos euros?

privacidad

Privacy International es una ONG de Reino Unido constituida para vigilar las invasiones de la privacidad por parte de gobiernos y corporaciones. Pues bien, según nos informan con motivo de una anécdota que le sucedió a uno de sus miembros, debemos tener cuidado con los smartphones que compramos a precios irrisorios porque podrían venir instalados con aplicaciones y servicios que estarían poniendo el peligro nuestra privacidad.

El caso es que esta persona en cuestión tuvo que viajar a Filipinas. Allí descubrió que su teléfono se había roto por lo que decidió comprarse otro en uno de los mercados del país. Se decidió por un MyPhone myA2, un teléfono bastante desconocido en occidente pero que allí tenía el ridículo precio de apenas 19 dólares.

Una vez de regreso a Reino Unido, él y otros miembros de Privacy International decidieron analizar en profundidad el dispositivo y ver realmente lo que escondía en su interior. Y ya os podemos decir que nada bueno.

Partimos de la base de que el teléfono contaba con Android 6.0, una versión bastante anticuada del sistema operativo de Google y que por desgracia ha dejado de recibir actualizaciones y parches de seguridad. Así mismo, el terminal contaba con las siguientes aplicaciones preinstaladas y que realmente eran bastante sospechosas:

  • MyPhoneRegistration: una aplicación que servía para registrarse en la página web del fabricante.
  • Pinoy: un repositorio de aplicaciones que ofrecía servicios como noticias, podcasts o fondos de pantalla.
  • Facebook Lite: poco podemos decir que no hayamos dicho ya sobre Facebook.
  • Brown Portal: un navegador para usuarios de MyPhone.

Pues bien, descubrieron que MyPhoneRegistration compartía con el servidor datos privados como el número IMEI del teléfono, el nombre del usuario, su fecha de nacimiento o su género. Por otro lado, Pinoy tenía acceso a los contactos del teléfono, localización, SMS, almacenamiento e historial de llamadas de teléfono. Por su parte, Brown Portal, aplicación que por cierto no está disponible en la Play Store, tenía acceso a todas las fotos y archivos del dispositivo. Curiosamente ninguna de estas aplicaciones podía borrarse del smartphone.

Te interesa | Definitivamente, instalar una aplicación de linterna en tu Android es tan peligroso como estúpido

Por lo tanto, por querer ahorrarse unos pocos euros a la hora de adquirir un dispositivo móvil, toda nuestra información personal puede estar en peligro y además será accesible por parte del fabricante y de todos aquellos a los que quisiera compartir o vender esa información. Como podemos comprobar el precio realmente que pagó este usuario es mucho mayor que los 19 dólares que tuvo que desembolsar. El verdadero precio que pagó fueron todos sus datos personales.

¡Únete a nuestro canal de Telegram con lo más destacado del día y las mejores ofertas Android!

Únete a nuestro canal de Telegram
Archivado en Móviles chinos, Privacidad
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Otras webs de Difoosion