vivo X51 + Neo Earbuds, análisis: la mejor experiencia Android llega desde… ¿China?

Vivo se estrena en Europa pero no quiere ser un fabricante más, y aquí os presentamos a su nuevo y ¿revolucionario? Vivo X51 con todo detalle y acompañado por los también nuevos auriculares Vivo TWS Neo Earbuds.

Última actualización el 19/11/2020 a las 16:54

Después de que Google nos dejase sin Pixel 5 muchos habíamos perdido ya la esperanza en Europa de volver a ver aquí a un smartphone heredero de aquellos exitosos Nexus, que aunase la mejor experiencia con un precio acorde y atractivo siempre sin necesidad de alardes ni excesos.

Y en estas que se presenta en Europa un gigante chino como Vivo, firma superventas en su país natal pero desconocida aún en nuestras tierras, y nos promete de primeras un cambio de paradigma que ponga delante al usuario y a su experiencia para cerrar un círculo perfecto entre acabados, hardware, software, multimedia y costes que vuelva a ilusionar al cliente hastiado de decenas de opciones idénticas y escaleras de precios casi abusivas.

Vivo X51, análisis

Vivo saluda a Europa con discurso disruptivo… ¡Y a mi me han convencido!

Creerles en estos tiempos es casi cuestión de fe, pero lo cierto es que Vivo ya sorprendió a muchos en múltiples ocasiones jugando a crear el smarpthone más fino del mundo que todavía conserva su récord, o presentando cámaras estabilizadas en 3D con un gimbal para smartphones, novedad que el fabricante de Shenzhen iba a enseñarnos en el cancelado Mobile World Congress 2020 en un móvil conceptual, aprovechando para confirmar y celebrar su estreno europeo que hoy se produce.

Sea como fuere, las premisas pueden ser buenas pero luego las ideas hay que traducirlas a productos, y si entramos en el terreno de los productos puedo afirmaros sin rubor que, personalmente, Vivo me ha sorprendido de forma grata tanto con el que ya es su primer smartphone en Europa, este Vivo X51 que hemos podido probar las últimas dos semanas, como con los auriculares inalámbricos que le acompañan en la aventura, los nuevos Vivo TWS Neo Earbuds.

Hablamos de un teléfono móvil adaptado por completo a la experiencia europea, que nace bebiendo del Vivo X50 Pro en plataforma de hardware pero que recibe un excelente acabado de la mano de Schott y una nueva cara para Funtouch OS que ahora presenta una interfaz al 90% Android Stock muy a nuestro gusto, manteniendo la apuesta firme por la mejor fotografía móvil y sin olvidarse de unos precios compensados que lo conviertan desde ya en una de las mejores opciones del catálogo Android por derecho propio.

No hay más preámbulos, Vivo quiere aterrizar en Europa venciendo y convenciendo, y su apuesta con este Vivo X51 es muy seria en acabados, hardware, software y multimedia, pero sobre todo en su experiencia general relativa a un precio muy justo y acorde a lo que nos ofrece el dispositivo…

Vivo X51, análisis

¿El mejor smartphone Android en cuanto a experiencia? ¡Pues vamos a verlo…!

Vivo X51 5G, toda la información

Características y ficha técnica del Vivo X51

Vivo X51
Características y especificaciones técnicas
Dimensiones y peso158,46 x 72,8 x 8,04 (mm); 181,5 (g)
Pantalla6,56 pulgadas 3D Curved Ultra O Screen (panel Samsung AMOLED)
Resolución y tecnologíaFHD+ (2.376 x 1.080 píxeles); 398 PPP; refresco 90 Hz; respuesta 180 Hz; HDR10+
ProcesadorQualcomm Snapdragon 765G (7 nm) Octa-core @ 2,4 GHz; GPU Adreno 620
RAM8 GB LPDDR4x
Almacenamiento256GB UFS 2.1
Sistema operativoAndroid 10 con Funtouch OS
Cámara traseraCuádruple con 48 MP (ƒ/1.6) wide, 13 MP (ƒ/2.46) portrait, 8 MP (ƒ/3.4) periscope telephoto & 8 MP (ƒ/2.2) ultrawide; zoom óptico 5x, Hyper-zoom 60x, Super Macro, estabilizador 3D con OIS+EIS+Gimbal, autoenfoque PDAF + láser, Super Night Mode, Astro Mode, Slow Motion, HDR, Dual-Tone Triple Flash LED, vídeo 4K@60fps
Cámara frontal32 MP (ƒ/2.5) wide; HDR, Beauty Mode, vídeo 1080p@30fps
Conectividad5G SA/NSA dual-SIM; Wi-Fi 802.11 a/b/g/n/ac dual-band; Bluetooth 5.1 LE (con aptX HD); aGPS + GLONASS + BDS + GALILEO; NFC; USB Type-C OTG
Batería4.315 mAh, carga rápida 33W FlashCharge 2.0
OtrosLector de huellas integrado (óptico), DAC Hi-Fi dedicado (chip AK4377A), acabado Schott xtension® Up GLASS
Colores disponiblesAlpha Grey
Vivo X51, análisis

Un conjunto limpio, elegante, con líneas minimalistas y materiales de alta calidad

El nuevo Vivo X51 es amor a primera vista

No es fácil sorprender a quienes llevamos ya unos cuantos años probando y analizando dispositivos como nuestro pan de cada día, y lo cierto es que tengo que reconocer que Vivo sí me ha sorprendido gratamente sin necesidad de acompañar a su primer smartphone de una caja con regalos y merchandising o una puesta en escena mucho más llamativa.

El fabricante chino simplemente nos saludaba con un packaging de lo más austero, donde se leía el mensaje de “Hello Europe!” acompañado de un lacito y, ya dentro de esta caja, unas tarjetas de información y el paquete de venta del smartphone que en su caso, ojo al dato, sí llega de fábrica con todo lo necesario para disfrutar del Vivo X51 sin costes adicionales. Y cuando decimos todo, es TODO… ¿Hola, Apple?

Y es que sí amigos, en un paquete ordenadito y bien protegido, con un efecto de luces por fuera y todo guardado en su cajitas por dentro, llega no sólo un Vivo X51 y un cable de carga, sino también todo lo que sigue:

  • Vivo X51
  • Protector de pantalla aplicado de fábrica
  • Carcasa protectora transparente de silicona
  • Cargador FlashCharge de 33W
  • Cable USB-A a USB-C
  • Auriculares Vivo con audio-jack
  • Adaptador audio-jack 3,5 mm a USB-C
  • Documentaciones varias y el pinchito para extraer la bandeja SIM
Vivo X51, análisis

Vivo no quiere que te gastes más dinero, disfruta tu móvil con todo lo que necesitas

Ya con el terminal en mano, las buenas sensaciones no se terminan porque sus acabados están al máximo nivel, y el nuevo Vivo X51 cae en mano espectacularmente bien, ofreciendo un tacto increíblemente cómodo y una sensación de calidad casi inesperada, con unas líneas minimalistas, buenos materiales y eliminando además la necesidad de una enorme joroba, que la hay, para un sistema fotográfico entre los mejores de la industria.

Efectivamente, hay joroba y además en dos alturas, pero el conjunto ni siquiera se acerca al tamaño de la excesiva protuberancia de los últimos Samsung, y es sorprendente porque en este caso disponemos incluso de un sensor Sony IMX598 personalizado con estabilización 3D gracias a un gimbal, que llega acompañado para la ocasión de otros 3 sensores, uno de ellos de tipo periscópico, así como de sus sensores de espectro de color y autoenfoque láser.

Se pueden hacer las cosas bien, ahora ya no me cabe duda, y es que este Vivo me convenció tanto a primera vista y a primer toque que, escéptico yo con mi criterio, lo llevé a mi grupo de amigos para que me diesen sus impresiones… ¿Veredicto? Pues que ciertamente el X51 mola mucho y que cuánto costaba ‘este bicho’.

Vivo X51, análisis

Una protuberancia en dos alturas, que sin embargo no impone ni molesta

El marco es metálico y los bordes superior e inferior son planos, con los laterales curvados en un acabado casi de canto rodado, suave y elegante, sensación que se acrecienta al tocar su espectacular trasera en cristal fabricada junto a Schott*, una firma especialista del vidrio que ha conseguido no sólo un bonito degradado gris azulado, sino un tacto aterciopelado increíble y una protección antihuellas que ya todos quisieran.

En conjunto es un smartphone robusto y ligero, grande con su panel de 6,56 pulgadas, pero muy cómodo en mano, con un frontal limpio para su pantalla a excepción del agujero para la cámara, y que ciertamente consigue eso que nos prometía Vivo, y es que sus sensaciones y nuestra experiencia sea la mejor posible con lo que la tecnología puede ofrecernos.

Dos lunares en este apartado, y es que el nuevo Vivo X51 no acredita su resistencia ante líquidos por lo que personalmente no lo mojaría demasiado. Además, la trasera es increíblemente bonita, pero su tacto aterciopelado la hace también resbaladiza a más no poder, así que tocará tener cuidado con el móvil en mano.

Vivo X51, análisis

Sencillamente impresionante, así es la trasera del Vivo X51

Casi una pegatina por pantalla, animada por un hardware solvente y compensado

Dejando a un lado la carrocería de un smartphone que por fuera convence, lo cierto es que el Vivo X51 también compensa bien sus capacidades de hadware, empezando por una pantalla que centra la mayor parte de las experiencias del usuario y que por ello ha recibido un cuidado mayúsculo por parte del fabricante chino.

De hecho, alguno de mis amigos me ha dicho que “esta pantalla parece una pegatina” y yo corroboro la afirmación, pues Vivo ha apostado a caballo ganador optando por un panel FullHD+ AMOLED de Samsung curvado en los laterales, y calibrado por ellos mismos para conseguir una pantalla vistosa y nítida, con un brillo que asegura funcionalidad en prácticamente cualquier situación y una respuesta de altísima calidad.

Ya conocemos a la tecnología AMOLED así que no me explayaré, tan sólo confirmar que Vivo acompaña el despliegue de un selector de modos de color con ajuste de la temperatura, modo de protección ocular con reducción de la luz azul y una tasa de refresco de 90 Hz con funcionalidad de antiparpadeo a bajo brillo para evitar la fatiga visual.

Vivo X51, análisis

La pantalla del Vivo X51, funcional incluso a pleno Sol

A la buena experiencia con esta pantalla contribuye no sólo la tecnología AMOLED, sino también un digitalizador táctil de 180 Hz que responde rapidísimo y mejora la fluidez de la experiencia, algo que una vez pruebas ya no quieres perder nunca más.

En cuanto al apartado electrónico, Vivo nos explica que han hecho pruebas de rendimiento a los últimos chipsets de Qualcomm, y que han apostado por el solvente Snapdragon 765G que también adoptó el Pixel 5 de Google, atendiendo a una necesidad de calibrar precio y prestaciones. Obviamente el SD865 era más potente pero también mucho más caro, y la mejora no era efectiva para esta conjunción de experiencia que buscaban los de Shenzhen.

Yo aplaudo la decisión, hace tiempo que nos quedó claro que la brecha entre la mejor gama media y rango más noble del catálogo era cada vez menor, y he podido constatar que este Qualcomm Snapdragon 765G consigue un rendimiento acorde para la práctica totalidad de usuarios, con un precio mucho más atractivo que le hará llegar a más bolsillos.

Vivo X51, análisis

La plataforma de hardware funciona, y sí, podrás jugar con tu Vivo a cualquier título de calidad

No he notado fallas ni caídas de rendimiento utilizando multitarea, tampoco jugando con requerimientos gráficos elevados ni mucho menos en el uso más normal de una interfaz que se mueve fluida y responde a las mil maravillas, incluso de fábrica con un fondo de pantalla animado que ya casi nadie instala para mejorar la optimización del conjunto.

A esto ayudarán sin duda una memoria RAM LPDDR4x de 8 GB, además de su almacenamiento UFS 2.1 con 256 GB de capacidad teórica, sin posibilidad eso sí de ampliaciones en este caso pues el terminal dispone de una pequeña bandeja donde sólo podemos alojar dos SIMs, pero no una microSD.

Por lo demás, el terminal dispone de la batería de conectividad esperada de cualquier buque insignia en 2020, con modem 5G SA/NSA y doble sim activa, WiFi de doble banda, Bluetooth 5.1 de bajo consumo con códec de audio aptX HD, NFC, aGPS con GLONASS, GALILEO y BDS, además de un conector USB de tipo-C con funcionalidad On-The-Go para conexión de periféricos y memorias externas.

El lector dactilar es óptico y llega integrado bajo el panel AMOLED, contaréis además con un DAC Hi-Fi para conseguir el mejor audio y, en cuanto a la batería, alcanza los 4.315 mAh con carga rápida de 33W, lo que supone recuperar el 60% de su capacidad en sólo 30 minutos.

Vivo X51, análisis

Todas las caras del nuevo Vivo X51

Rendimiento a la altura, software al gusto y autonomía en la media

Entrando ya en aspectos más técnicos de rendimiento y funcionalidad, cabe destacar al dispositivo de Vivo como uno de los más satisfactorios que he podido utilizar en los últimos tiempos, en un conjunto bastante redondo que aúna acabados y sensaciones con un hardware prestacional y solvente para prácticamente cualquier tipo de uso que quedamos darle.

De hecho, como veréis en la batería de pruebas de benchmarking el Vivo X51 no palidece y se coloca entre los mejores, sin necesidad de alardear de los chipsets más costosos y buscando simplemente la mejor de las experiencias de usuario en todos los bloques:

Vivo X51, análisis

El rendimiento del Vivo X51, en pruebas sintéticas

A la buena experiencia y al buen rendimiento general seguramente ayuda que Vivo haya querido adaptarse a los gustos europeos también en el software, manteniendo sobre la base de Android 10 su personalización Funtouch OS pero esta vez con una simplificación notable y un lavado de cara a nuestra imagen y semejanza, que utiliza más de un 90% de la interfaz de Android Stock añadiendo valor y eliminando bloatware.

De hecho, el nuevo Vivo X51 no se olvida de los gamers con un modo de juegos específico que mejora la respuesta del dispositivo ejecutando videojuegos, o un configurador de efectos dinámicos que nos permitirá personalizar al máximo la experiencia.

Se incluye además sonido Hi-Res con un chip DAC dedicado, y esta experiencia multimedia se completa con un software fotográfico intuitivo y muy potente, donde el protagonismo lo tiene la inteligencia artificial y la versatilidad del sistema cuádruple integrado por Vivo.

En todo caso, aquí os dejamos unas capturas con el aspecto de Funtouch OS adaptado para su aventura europea:

Vivo X51, cámara

Vivo X51, cámara

Y hablando ya de autonomía tenemos también buenas noticias, porque el buen trabajo de Vivo tanto con la plataforma de hardware como con la simplificación del software, se traduce en una optimización reseñable con el consumo energético de este X51.

Era algo esperable, porque la matriz FHD+ del panel y el uso de un Snapdragon 765G con tecnología de 7 nanómetros ya nos prometía buenas cifras, pero es que como veréis, el terminal en PCMark se mantiene vivo y con su pantalla encendida nada menos que 11 horas y 45 minutos, realizando tareas básicas como navegar por Internet, retocar fotografías o reproducir vídeos en bucle y con el brillo al 50%.

Las cifras son muy buenas para un dispositivo de 6,56 pulgadas, y el uso diario lo corrobora porque yo mismo en estas dos semanas he pasado de la jornada de uso sin problemas, llegando a la noche con más de 50 ó 60 por ciento de capacidad aún en la batería, utilizándolo de forma normal.

La parte negativa, que siempre hay una, es que no disponemos de carga inalámbrica y en mi caso la echo mucho de menos, aunque el cargador rápido de 33W incluido de serie es rápido y mortal con un 60% de batería recuperada en sólo media horita o una carga completa en poco más de una hora.

Vivo X51, batería

Así son las cámaras del Vivo X51

En cuanto a las cámaras, lo cierto es que el Vivo X51 se coloca a la vanguardia de la industria con un sistema fotográfico móvil de altos vuelos, integrado por cuatro sensores y acompañado de toda la mejor tecnología disponible en el mercado en cuanto a IA y detección de escenas, para que usarlo sea lo más sencillo del mundo.

Al menos sobre el papel, el elenco es tremebundo:

  • Sensor wide Sony IMX598 personalizado, de 48 MP (ƒ/1.6) con PDAF, OIS y Gimbal
  • Sensor portrait, de 13 MP (ƒ/2.46) con lente de 50mm, AF y zoom óptico 2x
  • Sensor periscope telephoto, de 8 MP (ƒ/3.4) con AF, OIS, zoom óptico 5x y hyper-zoom de 60x
  • Sensor ultra gran angular 120º, de 8 MP (ƒ/2.2) con Super Macro 2,5 cm y AF
  • Triple flash LED de doble tono, estabilizador 3D con Gimbal + OIS + EIS, autoenfoque híbrido láser + PDAF, HDR, sensor de espectro de color, Super Night Mode, Astro Mode, Sports Mode, Supermoon Mode, Portrait Mode, Panorama, captura en modo ‘Pro’ y grabación de vídeo 4K@60fps.

Mucha tela que cortar, acompañada para la ocasión de otro sensor frontal de 32 MP con apertura ƒ/2.5, HDR y grabación de vídeo FHD 1.080p, junto a un software intuitivo de aspecto similar al de AOSP que hace uso de IA para autoajustar la captura y elegir el mejor sensor en cada momento de forma totalmente autónoma, sumando detección de escenas y un uso sencillo que siempre sacará lo mejor de cada foto sin necesidad de convertirnos en unos expertos.

Vivo X51, análisis

Un sistema fotográfico versátil, de altísimas prestaciones y fácil de utilizar

El nuevo Vivo X51 dispone además de multitud de modos para sacar el mejor partido a la cámara fotográfica, desde panoramas hasta un modo de noche, pasando por modos de astronomía que permiten capturar el cielo nocturno o un modo de súper-Luna que tomará las mejores fotografías de nuestro satélite.

Obviamente no falta tampoco un modo ‘Pro’ ni la captura en RAW si elegimos el formato 4:3, la integración de Lens con un icono que da acceso al reconocimiento de imágenes de Google u opciones más avanzadas como los selfies reflejados automáticamente desde la cámara frontal, o el enfoque automático de movimiento que permite seguir enfocando personas u objetos que se mueven en tiempo real.

Vivo X51, análisis

Vivo presume de fotografía profesional en su aterrizaje en Europa

En mi experiencia, y he probado muchos teléfonos, éste ha sido uno de los que mejores resultados ha obtenido en uso convencional, adaptándose a la perfección como el mejor móvil en fotografía para usuarios poco avanzados o que simplemente quieren sacar buenas fotos rápido y sin complicaciones.

Otra prueba más de esa experiencia redonda que buscan los chicos de Vivo, y que supone que las curvas de aprendizaje no sean elevadas y el dispositivo nos permita utilizar todas sus capacidades sin ninguna complicación nada más sacarlo de la caja y sin estudiarnos manuales.

Para muestra un botón, o varios, con ejemplos de cómo saca fotos este Vivo X51 en diferentes situaciones y con distintas condiciones:

Vivo X51, cámara

En exteriores, los paisajes compensan muy bien la iluminación y muestra buen nivel de detalle

Vivo X51, cámara

Usando el zoom óptico también se consiguen muy buenas tomas, siempre sin exceder los 5 aumentos

Vivo X51, cámara

Sin duda, el supermacro sube hasta un nivel espectacular y probablemente su mejor baza

Vivo X51, cámara

En interiores y con luz más justa, también tenemos buena respuesta aunque aparece algo de grano en ciertas situaciones

Vivo X51, cámara

El modo astronómico necesita de un trípode, pero sí es capaz de capturar estrellas en total oscuridad

Vivo X51, cámara

En cuanto al modo de noche, consigue sacar lo mejor de la luz disponible en cada caso, y los resultados son más que buenos compensando incluso bien los excesos de las luminarias

Hablando del modo noche, que es una de las estrellas en las aplicaciones fotográficas de muchos móviles de gama alta, hemos querido dejaros un ejemplo de la misma toma con modo normal y modo noche, para que podáis apreciar cómo ciertamente es capaz de recuperar mucha más información de color y mejorar así la definición de la toma:

Y como siempre, os dejamos un buen número de fotografías en una galería para que echéis un ojo a cómo funcionan las cámaras del Vivo X51 en diferentes situaciones:

Vivo TWS Neo Earbuds, la guinda a un apartado multimedia sobresaliente

A lo largo del análisis del dispositivo ya os habíamos mencionado la presencia de un chip AK4377A, un DAC dedicado para conseguir sonido Hi-Fi en el Vivo X51, que quiere el mejor multimedia y que además llega en su paquete de venta con auriculares y adaptador jack a USB-C de serie.

En todo caso, cualquier smartphone de 2020 que se precie tiene que venir acompañado de unos auriculares inalámbricos que completen la experiencia ahora que ya no existen los audio-jack en la industria móvil, así que Vivo no podía dejar pasar la oportunidad de acompañar al lanzamiento del nuevo X51 con estos también nuevos Vivo TWS Neo Earbuds con sonido de alta calidad.

Hablamos de unos auriculares de diseño similar a los Airpods de Apple, con su patita, que en este caso llegan envueltos en una carcasa de plástico brillante que los hace especialmente propensos a las huellas dactilares, sobre todo su caja de carga y transporte en un precioso degradado azul medianoche, un huevo totalmente glossy que lo refleja todo y hará sitio a todas esas huellas que no veréis en la perfecta trasera del smartphone.

Vivo X51, análisis

El nuevo Vivo X51 llega a Europa con los TWS Neo Earbuds como compañeros de viaje

Por suerte, el sonido es muy bueno y la calidad de los auriculares también, que son muy ligeros y cómodos y pueden detectar automáticamente cuando están puestos o no en el oído, sumando una latencia muy baja de tan sólo 88 milisegundos y un driver de gran tamaño que consigue un sonido rico y bastante lleno en todo el rango de frecuencias.

Los auriculares disponen además de efectos de sonido estéreo DeepX, con Mega Bass, Clear Voice y Clear High Pitch a la cabeza para enriquecer el audio, y cuenta con códec aptX HD Adaptive que preserva muchos más matices del audio cuando se transmite de forma inalámbrica.

Como casi todas las opciones en este sector, cuentan con control táctil mediante golpecitos o pulsacioens sobre el auricular una vez puesto en la oreja, son resistentes a líquidos con certificación IP54 para que puedas hacer deporte con ellos, disponen de varios micrófonos para mejorar la recepción de nuestra voz en llamadas y pueden invocar a Google Assistant o Siri sin ningún problema.

En su caso pueden utilizarse de forma universal con dispositivos de otras firmas, se conectan de forma instantánea al móvil y se cargan con un cable USB-C a través de su caja de transporte, con una autonomía de hasta 4,5 horas de uso y más de 22 horas si contamos con el remanente en la caja. La conectividad es compatible con el protocolo Bluetooth 5.2 LE.

Vivo X51, análisis

Así son los nuevos Vivo TWS Neo Earbuds, con su acabado ultrabrillante

Precio y dónde comprar el Vivo X51

El fabricante chino llega a Europa oficialmente hoy mismo, 20 de octubre de 2020, presentando en sociedad al Vivo X51 que acabáis de conocer a fondo con nosotros, y que se venderá mediante acuerdos de Vivo con algunos de los distribuidores más importantes en nuestros mercados. Esta información la actualizaremos en cuanto la tengamos por parte del fabricante…

En un principio se anuncia sólo en esta preciosa tonalidad Alpha Grey que podéis ver en fotografías, y también sólo en una única configuración de memoria, con 8 GB de RAM y 256 GB de almacenamiento, a un precio recomendado de 799 euros que entendemos es justo para sus capacidades y muy atractivo para quien busque la mejor experiencia Android al mejor precio.

No habrá un Pixel 5 en España por parte de Google, y seguramente este Vivo X51 sea lo más parecido en experiencia y hardware al Pixel 5 que podréis encontrar, añadiendo además la promesa del fabricante de 3 ó 4 años como mínimo de soporte de actualizaciones tras la puesta de largo de su primer buque insignia internacional.

Por su parte, los auriculares Vivo TWS Neo Earbuds costarán 129 euros como precio recomendado de lanzamiento, un coste acorde también a la competencia y a sus funcionalidades que corrobora la buena relación precio/prestaciones que busca Vivo en su llegada a Europa.

Vivo X51, análisis

Un diseño magnético, que captura miradas y llama la atención

Vivo X51, opinión y reflexiones finales de Andro4all

Si habéis llegado hasta aquí es que seguramente este Vivo X51 os habrá gustado tanto como a nosotros, y no es para menos porque la carta de presentación de Vivo en Europa es para mi inmejorable.

Para empezar, el fabricante chino afirma que será diferente y no competirá del mismo modo que ya lo hacen gigantes compatriotas como Xiaomi, OnePlus u OPPO, guardándose para sí la carta de una experiencia que será el centro de todos sus smartphones por encima de alardes de hardware o aspectos vistosos.

Predicar es sencillo, pero hacerlo con el ejemplo no lo es tanto, así que me alegra poder confirmaros tras probar dos semanas al Vivo X51 que efectivamente el fabricante de Shezhen cumple lo que promete, y que en este terminal lo más importante es siempre el conjunto y las sensaciones que transmite, no tanto la potencia o una fotografía móvil que por supuesto se ha cuidado igualmente al máximo.

Vivo X51, análisis

Uno de los smartphones más cómodos que he usado, este Vivo X51

De hecho, ya desde su salida de la caja el Vivo X51 sorprende con unos acabados a la altura de los mejores, que se basan en la elección de unos buenos materiales pero sobre todo en la colaboración con Schott, experto en vidrios, que ha dotado a la trasera de un acabado inmejorable, antihuellas y excepcionalmente suave para un tacto sublime y una caída en mano comodísima.

La otra gran baza del primer buque insignia de Vivo en Europa es su pantalla, un AMOLED FHD+ de Samsung curvado en los laterales y calibrado por el fabricante chino con un resultado exquisito, una nitidez adecuada y una vistosidad que casi la hace parecer una pegatina.

El hardware se compensa perfectamente, con la batería de conectividad más moderna y compatibilidad con redes 5G, sumando un chip Hi-Fi para el mejor audio y un sistema fotográfico cuádruple con estabilización 3D y gimbal, mucha versatilidad y un funcionamiento perfecto para usuarios medios.

Por último, y no menos importante, cabe destacar el compromiso de Vivo con sus usuarios, ofreciendo desde la casa todo lo que necesitas sin coste adicional para disfrutar de tu smartphone, sumando al paquete de venta protectores, cargador rápido de 33W y auriculares con su pertinente adaptador, y dejando a cargo del cliente la posibilidad de comprarse unos auriculares inalámbricos Vivo TWS Neo Earbuds a juego con el terminal y también a un precio adecuado.

Vivo X51, análisis

Así se muestra Andro4all en un Vivo X51

Vivo X51, opinión y nota de Andro4all
¿Debería comprar el Vivo X51?
A favor
  • Sus acabados y el amor a primera vista
  • Experiencia general muy satisfactoria
  • Pantalla vistosa y de altísima calidad
  • La interfaz de Funtouch en Europa es un 90% Android Stock
  • Sistema fotográfico altamente versátil y que sin duda impresiona
En contra
  • No dispone de carga inalámbrica
  • El acabado de Schott es precioso, pero resbaladizo a tope
  • Sin expansión de memoria
  • No se acredita certificación IPxx ante líquidos
ConclusionesNos contaba Vivo que su aterrizaje en Europa era diferente, que ellos mismos quieren ser un fabricante diferente, más centrado en la experiencia de sus usuarios y no tanto en la potencia o el relumbrón de sus dispositivos. De esto bebe un Vivo X51 que a mi, personalmente, me ha convencido de que efectivamente no hace falta gastarse 1.000 euros para contar con la mejor experiencia Android, y que además esta experiencia puede llegar sin problemas desde China… ¡Si es que cada vez es más difícil elegir un smartphone!
Puntuación

Vivo X51

Veremos si Vivo convence a Europa, pero su carta de presentación ha sido sin duda inmejorable.

VER COMENTARIOS

Recomendado