Close Button
Compartir

Desenmarañar a los iones de litio, o cómo la Universidad de Cambridge trabaja para que podamos cargar nuestros smartphones en tiempos de récord.

Con la tecnología de iones de litio casi agotada en cuanto a mejoras, lo cierto es que la industria se afana ya no en encontrar más densidad ni mayores capacidades, sino más bien altas tasas de carga para que un smartphone pueda recargarse al completo en tan sólo 5 ó 10 minutos.

La primera compañía en intentarlo fue Xiaomi, nada menos, que nos presentaba su HyperCharge de 200W a bombo y platillo para poco después reconocer que efectivamente estas potencias degradaban más rápido las baterías de lo que les gustaría, problemas derivados de los que también dudaba el Gobierno de China respecto a la carga inalámbrica ultrarrápida y las interferencias que podría causar.

El Xiaomi Mi Mix Fold soportará hasta 200.000 plegados sin romperse

Más avances en carga ultrarrápida de baterías, ahora de la mano de la Universidad de Cambridge.

En todo caso, la industria no se detiene y el siguiente movimiento corre a cargo de la Universidad de Cambridge, nada menos, que publicaba un artículo sobre sus estudios alrededor de técnicas de bajo coste para observar el interior de las baterías de iones de litio y mejorar su eficiencia y rendimiento, incluyendo unas capacidades de carga que sería "rompedoras" según los investigadores.

Un grupo de investigadores de la Universidad de Cambridge trabaja sobre la tecnología de iones de litio de nuestras baterías, buscando descubrir los límites de velocidad y conseguir así una eficiencia de carga nunca vista que incluso permitiría recargar smartphones en menos de 5 minutos.

Sí amigos, la 'HyperCharge' de 200W de Xiaomi destrozará vuestras baterías

Como es obvio, por ahora desconocemos los pormenores de un estudio que por ahora sólo se ha avanzado en un artículo hecho público en estos últimos días, informando acerca de una técnica de bajo coste que le permite observar el interior de las baterías de iones de litio de un modo hasta ahora imposible, pudiendo descubrir así que existen diferentes límites de velocidad para la descarga y recarga de este tipo de acumuladores de energía.

Así pues, han sido capaces de estudiar los ciclos para maximizar el potencial dependiendo de si una batería se está cargando o descargando, algo que explicaba el propio Dr. Ashkay Rao del Laboratorio Cavendish de Cambridge, encargado de dirigir al equipo de investigación.

Al cargar, la velocidad depende de lo rápido que pueden pasar los iones de litio a través de las partículas de material activo. Al descargar, la velocidad depende de lo rápido que se inserten los iones en los bordes. Si podemos controlar estos mecanismos, haremos posible que las baterías de iones de litio se carguen mucho más rápido.

Según añaden los investigadores, ya no es necesario observar el funcionamiento interno de las baterías de litio utilizando técnicas costosas como la microscopía electrónica o los rayos X de sincrotrón, puesto que esta novedosa técnica denominada dispersión interferométrica hace posible observar las transiciones de fase en los ciclos de carga/descarga de un modo más rápido y barato, pudiendo estudiar mejor el comportamiento de los iones de litio para comprender lo rápido que podrían completarse los ciclos.

Se trata de una investigación importantísima, no sólo para los smartphones sino para todo tipo de aparatos, dispositivos e incluso vehículos que utilizan los iones de litio como acumuladores de energía, puesto que esta tecnología estaba prácticamente agotada en cuanto a mejoras y los lentos tiempos de carga dificultan la necesaria transición hacia modelos menos dependientes de los combustibles fósiles.

Las altas potencias empleadas por Xiaomi no parecen ser tampoco la solución al problema, puesto que pueden aumentar la temperatura de la batería e incluso hacer que explote, por lo que investigaciones de voces tan autorizadas nos hacen vislumbrar un futuro más halagüeño.

Esta técnica de laboratorio que hemos desarrollado ofrece un gran cambio en la velocidad a la que podrá avanzar la tecnología, para que podamos mantenernos al día con el rápido funcionamiento interno de una batería. El hecho de que podamos ver estos límites de fase cargándose en tiempo real es realmente sorprendente, y esta técnica podría ser una pieza importante para el desarrollo de las baterías de próximas generaciones. Dr. Christoph Schnedermann del Laboratorio Cavendish.

Sin duda una noticia interesante que Independent nos ampliaba desde Reino Unido, por ahora sin demasiados detalles más allá de que podrían alcanzarse velocidades suficientes para cargar una batería de un móvil en menos de 5 minutos, sin provocarle además la degradación que sufren con las altas potencias de carga... ¡A ver cuándo llega el futuro, entonces!

China duda de la 'HyperCharge' que prueba Xiaomi, y prohibirá cargadores inalámbricos de más de 50W

Temas relacionados: Móviles, Tecnología

Compartir
HBO Max logo
HBO MAX al 50% para siempre, ¡se acaba la promo! Suscribirse
Disney+ logo
¡Suscríbete a Disney+ por 8,99 dólares! Suscribirse
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!