OnePlus 6T, análisis: igual de bueno, más bonito, menos barato

COMPARTIR 0 TWITTEAR

La historia de OnePlus comienza en diciembre de 2013, con tan solo 6 empleados liderados por Pete Lau y un mismo objetivo en común: revolucionar el segmento de la gama alta telefónica con móviles capaces de ofrecer la mejor experiencia de usuario sin tener que recurrir a añadidos innecesarios ni detalles superfluos, y todo por un precio competitivo al que pocas marcas pudieran acercarse. Así nació una saga de flagship killers que dio comienzo con el OnePlus One hace casi cinco años, y que hoy renace con una nueva entrega: el OnePlus 6T.

Su presentación acaba de concluir, y ya conocemos todas las características, especificaciones y precios de este OnePlus 6T. Nosotros ya hemos podido pasar un tiempo con lo último de la compañía hermana de OPPO y VIVO con sede en Shenzhen, y por tanto ahora llega el momento de analizar a fondo el modelo más ambicioso de OnePlus, que como el resto de iteraciones de esta serie “T”, intenta mejorar los –pocos– puntos débiles del modelo en que se basa.

OnePlus 6T, análisis: igual de bueno, más bonito, menos barato

Una vez más, en nuestro tipo de análisis nos centramos en la experiencia de usuario, impresiones y puntos clave del teléfono, no en números ni datos en frío. En definitiva, todos aquellos aspectos que nos determinarán si merece la pena, o no, comprar el nuevo OnePlus 6T.

Índice de contenidos:

Desplegar

OnePlus 6T: ficha técnica de características y especificaciones

OnePlus 6T, ficha técnica
ElementoEspecificaciones
Dimensiones157,5 x 74,8 x 8,2 mm. 185 gramos de peso.
PantallaOptic AMOLED de 6,41 pulgadas protegida con Gorilla Glass 6. Soporte sRGB y DCI-P3. Ocupa el 86% del frontal.
Resolución y densidad FullHD+ (2.340 x 1.080 píxeles) con relación de aspecto 19,5:9 y 402 ppi
ProcesadorQualcomm Snapdragon 845 de 64 bits octa-core hasta 2,8 GHzy 10 nm
GPUAdreno 630
RAM6/8 GB LPDDR4X
Sistema operativoOxygenOS 9.0.2 basado en Android 9.0 Pie
Almacenamiento128/256 GB UFS 2.1 2-LANE
CámarasTrasera: 16 megapíxeles Sony IMX519 F/1.7 (1.22 µm) OIS + EIS | 20 megapíxeles Sony IMX376K f/1.7 (1 µm) con flash LED dual
Frontal: 20 megapíxeles Sony IMX371 f/2.0 (1 µm)
Vídeo1.080p@30/60 FPS y 4K@30/60 FPS. Slow Motion a 1.080p@240 FPS y 720p@480 FPS
Batería3.700 mAh con carga rápida (5V 4A)
OtrosLector de huellas óptico en pantalla, USB 2.0 Tipo C, sensor de proximidad, desbloqueo facial
Conectividad4G/LTE, NFC, WiFi 4×4 MIMO, Bluetooth 5.0, GPS y Dual-nanoSIM
BandasFDD LTE B1, B2, B3, B4, B5, B7, B8, B12, B13, B17, B18, B19, B20, B25, B26, B28, B29, B30, B32, B66, B71
TDD LTE: B34, B38, B39, B40, B41
WCDMA: B1, B2, B3, B4, B5, B6, B8, B9, B19
CDMA: BC0, BC1, BC10, EVDO, BC0, BC1, BC10
GSM: B2, B3, B5, B8
ColoresMidnight Black y Mirror Black
PrecioDesde 549 euros

A continuación, analizaremos al detalle lo más nuevo de OnePlus, lo mejor, lo peor, y te daremos nuestra opinión sobre el terminal. Te invitamos también a ver la review en vídeo:

Lo mejor del OnePlus 6T

Rendimiento

La compañía, una vez más, apuesta por la tan exitosa y repetida receta de combinar el mejor hardware posible con un software liviano. ¿El resultado? Esta cosa vuela.

OnePlus 6T, rendimiento

El OnePlus 6T, como su antecesor en su momento –y aún hoy– se siente uno de los teléfonos más rápidos que hayamos probado, con una velocidad endiablada a la hora de realizar cualquier tipo de tarea, ya sea pesada o ligera, y sin empañar la experiencia con tiempos de carga al regresar a aplicaciones o juegos almacenados en memoria –de esto tienen mucha culpa los 8 GB de RAM de nuestra unidad, aunque mucho me temo que aquellos que apuesten por el modelo de 6 GB tampoco tendrán problemas–.

Una vez más, OnePlus consigue que su último modelo sea el teléfono más rápido que hayamos probado hasta la fecha.

Para lograr que su terminal sea extremadamente rápido, OnePlus recurre al truco de reducir, por defecto, la velocidad de las animaciones del sistema, siendo bastante más cortas que las que podemos encontrar en terminales como los Pixel 3, lo cual crea la sensación de que el modelo chino se mueve con mayor soltura, más aún en caso de usar el renovado sistema de navegación gestual incluido por OnePlus en Android Pie.

También afectan una reducción notable en el tiempo de respuesta táctil de la pantalla, punto débil del OnePlus 6 que ha sido solventado con creces en esta edición –y que mucho me temo es un detalle que alegrará a mi compañero Ricardo– y un nuevo sistema que pre-carga las apps más usadas en memoria, con el objetivo de que su arranque sea más veloz.

Pero el motivo principal que hace de este OnePlus 6T un terminal hiperveloz es, junto al repertorio de especificaciones antes comentado, su software. OxygenOS 9.0.3 basado en Android Pie es rápido, fluido, y salvo por algún que otro pequeño problema menor que probablemente será solucionado a través de futuras actualizaciones de software, totalmente estable. De nuevo, OnePlus se saca de la manga una de las mejores capas de personalización existentes en Android.

Autonomía

En el momento de su análisis, destacamos la autonomía como uno de los puntos fuertes del OnePlus 6, y dado que esta nueva versión aumenta la capacidad en nada menos que 400 mAh, no podemos hacer otra cosa que no sea halagar la duración de la batería de esta bestia venida desde China.

Con 3.700 mAh, el OnePlus 6T ofrece una autonomía de sobresaliente, permitiendo extender su uso durante todo el día día y un poco más sin ningún tipo de problema, obteniendo cifras que rondan las 6-6:30 horas de pantalla encendida haciendo un uso relativamente intenso –4G con no muy buena cobertura de red, fotografía, vídeo, navegación por Internet, mapas…–.

La autonomía del OnePlus 6 ya era uno de sus puntos fuertes. Con sus 400 mAh extra y una pantalla que no aumenta su resolución, el 6T nos permite olvidarnos del cargador durante aún más tiempo

Por si eso no fuera suficiente, se suma a la combinación la tecnología de carga rápida propia de la firma –antes conocida como Dash Charge–, que gracias a su cargador de 5V incluido en la caja junto al teléfono, permite alcanzar el 50% en poco más de 20 minutos, y hasta el 100% en alrededor de una hora.

Diseño

OnePlus 6T

En un mercado repleto de clones, es más que necesario elogiar a aquellas compañías que intentan desmarcarse del resto. Ya, puede que el OnePlus 6T no sea un Xiaomi Mi MIX 3 ni un OPPO Find X, pero al menos no es otro clon más del iPhone X. Y eso, sin duda, es de agradecer.

El primer cambio lo vemos en el notch. OnePlus ha apostado por reducir al mínimo su tamaño, dándole una forma de gota de agua que, si bien continúa restando simetría al frontal –aunque sigue siendo posible ocultarlo–, al menos se trata de una muesca poco invasiva, que deja el espacio suficiente para iconos de notificación y de estado, y sobre todo, que no te juzga cuando miras hacia ella–ejem–. Digno de admirar es también el trabajo a la hora de incluir el resto de sensores y el altavoz de llamadas en esta misma muesca, pese al reducido espacio que queda para ello.

El notch en forma de gota de agua del OnePlus 6T es poco invasivo, y deja hueco suficiente para la mayoría de iconos de notificación y de estado sin tener que recurrir a ocultarlos como sucede en otros terminales con muescas de mayor tamaño.

También influye en este aspecto la eliminación del lector de huellas dactilares de la espalda del teléfono, que le otorga una apariencia más limpia y deja más hueco para poder apreciar el vidrio con efecto iridiscente –y bastante resistente a la adherencia de huellas y suciedad– de la variante con trasera mate, en mi opinión, la más atractiva de las dos que existirán en el momento del lanzamiento al mercado.

Más allá de esto, existen otros detalles a nivel estético que se pueden pasar por alto a simple vista, pero que suman puntos a este OnePlus 6T. Para empezar, se trata de uno de los primeros smartphones del mercado en usar cristal Gorilla Glass 6, lo cual debería ayudar a soportar mejor los golpes y caídas –aunque su dureza ante arañazos no cambia con respecto a la anterior versión–, y el margen inferior de la pantalla también reduce ligeramente su tamaño si se compara con el del OnePlus 6.

6T, trasera

El resultado es una fantástica sensación a la mano, gracias al vidrio curvo que se fusiona perfectamente con el chasis de aluminio. Todo ello, en un cuerpo que pese al tamaño de de su pantalla, ocupa la misma superficie que otros terminales con menor diagonal. Su único punto en contra a nivel de diseño podría ser el peso, que con 185 gramos alza al 6T como el OnePlus más pesado de la historia.

Detalles

Alert Slider en el OnePlus 6T

El resto de cosas que destacan del OnePlus 6T no forman parte de un mismo apartado, y es que son los pequeños detalles los que hacen aún mejor algo que ya era casi excelente en prácticamente todos los sentidos. Es por ello que he decidido listar algunos puntos que pese a poder ser pasados por alto, merecen estar en este apartado sobre lo mejor del OnePlus 6T:

  • Software: Es uno de los primeros terminales en salir al mercado con Android 9.0 Pie, y cuenta con 3 años de actualizaciones aseguradas. Sin duda una mejora notable teniendo en cuenta los problemas de OnePlus en este aspecto en el pasado.
  • Navegación por gestos: la navegación por gestos incluida en OxygenOS es extremadamente fluida, intuitiva y bien resuelta, todo lo contrario que la nativa de Android Pie.
  • Acceso a Google Assistant: Dado que la navegación por gestos de OnePlus elimina los botones de navegación en pantalla, no es posible acceder al Asistente de Google a través de una pulsación larga en el home. OnePlus soluciona este problema con un acceso directo a través de una pulsación de medio segundo en el botón de encendido del teléfono. Fácil y rápido.
  • Recepción de señal: desconozco si OnePlus ha realizado algún tipo de mejora concreta en este apartado, pero la recepción de señal del 6T –tanto Wi-Fi como 3G/4G– es muy superior a la de otros teléfonos que he probado como el Google Pixel 2 XL o el Samsung Galaxy S9+.

Lo peor del OnePlus 6T

Audio

Audio en el OnePlus 6T

Fue un aspecto negativo del OnePlus 6, y vuelve a serlo en el 6T. La calidad del audio del teléfono simplemente no está a la altura de los modelos contra los que compite. Si bien no hay pegas en cuanto al nivel de volumen que puede alcanzar, el sonido emitido por el altavoz externo del terminal se antoja demasiado plano y metálico.

Además, si el punto que salvaba al OnePlus 6 en este apartado era la inclusión del jack para auriculares de 3,5 milímetros, en esta ocasión este aspecto a favor desaparece, dejándonos solo las opciones de recurrir al adaptador incluido en la caja, o de usar unos auriculares Tipo C como los nuevos OnePlus Bullets, que desafortunadamente no vienen incluidos, pero que también he podido probar durante estos días y, por 19,99 euros, se convierten en el mejor accesorio existente para el 6T –o cualquier otro dispositivo con USB Tipo C y sin puerto de 3,5 mm–.

Lector de huellas dactilares

Lector de huellas del OnePlus 6T

Este punto se reduce más a una opinión personal que a algo objetivo, pero al fin y al cabo ahí reside la magia de un análisis. Pienso que pasar de un lector de huellas extremadamente rápido y preciso como lo era el del OnePlus 6, a uno óptico bajo la pantalla que, sin ser malo, no supone ningún tipo de mejora sino que pierde las bondades de su antecesor, no es más que un paso en falso que deja claro que esta tecnología no está aún preparada para ser implementada en un terminal que llega para competir con lo mejor del mercado. Espero que la llegada de los lectores ultrasónicos me haga cambiar de opinión.

El lector de huellas en pantalla del OnePlus 6T no es tan veloz y es menos preciso que el del OnePlus 6. ¿Seguro que es un paso hacia adelante?

Lo que es un hecho, es que durante estos días probando el teléfono he acabado recurriendo en más ocasiones al desbloqueo facial –extremadamente rápido, pero inútil en entornos oscuros y no tan seguro como otros sistemas como el Face ID de Apple o el reconocimiento facial 3D de Huawei al no usar sensores específicos– que al lector de huellas dactilares en pantalla, debido a su frustrante tasa de fallos con respecto a un lector convencional. Cuando no falla, eso sí, la velocidad de desbloqueo es correcta, sin llegar a ser comparable a la de los lectores más rápidos –aunque eso sí, de nuevo vuelve a entrar en juego la reducción en el tiempo de animación, que da una sensación de mayor velocidad–. Y, en caso de que te lo hubieras preguntado: sí, el lector de huellas del OnePlus 6T funciona también a través de un protector de pantalla.

Más detalles

OnePlus 6T, pantalla

Y del mismo modo que existen detalles positivos a destacar, en este OnePlus 6T también hay que mencionar algunos aspectos que, pese a ser mejorables, no son demasiado graves como para llegar a ensuciar del todo la experiencia con el teléfono:

  • LED de notificaciones: Parece que está de moda deshacerse del LED de notificaciones. Como los Pixel 3, el OnePlus 6T prescinde de este añadido, con la diferencia de que en este caso no tenemos modo Always on Display, lo cual nos obliga a encender la pantalla para comprobar si existen nuevos avisos.
  • Brillo de la pantalla: En exteriores, el brillo máximo del panel se queda algo corto. Una pena pues la pantalla del terminal es fantástica en el resto de aspectos, a pesar de ser “solo” Full HD.
  • Motor de vibración: Pese a ser un detalle sin importancia para la mayoría, el del OnePlus 6T es uno de los peores de entre la gama alta de este año. Es hora de que los fabricantes Android suban el nivel en este aspecto. Google y LG han sido las primeras, y el resto deberían seguir el mismo camino.
  • Carencias: Aunque OnePlus esté convencida de que los usuarios no necesitan carga inalámbrica ni certificación IP ante agua y polvo, son dos detalles que sumarían puntos, sobre todo a la hora de justificar la subida en el precio con respecto al OnePlus 6.

Así son las cámaras del OnePlus 6T

OnePlus 6T, cámaras

Los cambios introducidos por OnePlus en esta nueva generación de su flagship killer no afectan al hardware del sistema fotográfico. De nuevo vamos a encontrarnos con una cámara dual a la espalda, formada por los mismos sensores de 16 y 20 megapíxeles con apertura f/1.7 que vimos en el modelo anterior.

Esto, en definitiva, significa que los resultados fotográficos que vamos a obtener con el OnePlus 6T serán muy similares a los que podríamos conseguir con el OnePlus 6, para bien y para mal.

En su momento nos quejamos de que la cámara del OnePlus 6 tenia algún que otro problema en situaciones nocturnas o donde la iluminación es escasa. Por eso, la compañía decide en esta ocasión incluir un Modo Noche que, a través de la combinación de varias capturas realizadas durante dos segundos al pulsar el botón de obturación, genera capturas más iluminadas y con menos ruido. Esa es la teoría. En la práctica, nos encontramos con que las imágenes capturadas con este modo activado muestran menos diferencias de las que nos gustaría ver.

La cámara del OnePlus 6T es correcta en la mayoría de casos, y excelente cuando todo está a su favor. Es en los entornos más complejos cuando nos damos cuenta de por qué este teléfono vale lo que vale.

Por supuesto, no falta a su cita el modo retrato, ni la posibilidad de realizar zoom de hasta dos aumentos –aunque, de nuevo, el sensor secundario solo sirve para capturar información de fondo en el modo retrato, y por tanto perderemos calidad a la hora de ampliar las imágenes–. También aparece un modo profesional, Time Lapse, vídeo hasta 480 FPS a una resolución de 720p, y la opción de grabar a resolución 4K hasta 60 FPS. Todo ello, en la misma app de cámara de OxygenOS que ya pudimos probar a fondo en el OnePlus 6.

Comportamiento de día, modo retrato y de noche

OnePlus 6T, fotografía

Cuando analizamos el Google Pixel 3 hace un par de semanas, destacamos por encima de todo la tranquilidad que supone tener en el bolsillo un móvil cuya cámara va a cumplir en cualquier situación. Esta tranquilidad se convierte en incertidumbre a la hora de usar la cámara del OnePlus 6T, pues si bien será capaz de obtener resultados correctos en la gran mayoría de situaciones, y sobresalientes cuando todos los factores estén a nuestro favor, la carencia de un procesado a la altura de los grandes se nota cuando la luz comienza a caer o cuando nos enfrentamos a situaciones algo más complejas.

Cámara trasera, fotos de día

Si la luz acompaña, no encontramos demasiados problemas al capturar fotografías de buena calidad, con la nitidez esperada de un teléfono de estas características. Incluso el modo retrato nos puede dar alguna agradable sorpresa con bordes bien recortados y sin irregularidades en el desenfoque. En definitiva, de día y con buena luz, la cámara del OnePlus 6T no se resiente, y dan ganas de sacar el móvil del bolsillo para inmortalizar cualquier momento que pase por delante de nuestros ojos.

Mención aparte se merece el modo HDR, que si bien servirá de utilidad para salvar alguna que otra fotografía difícil, en ocasiones se antoja algo irregular y tiende a mostrar halos blancos en los bordes de los objetos en primer plano.

Cámara trasera, fotos de noche

Pero la cosa cambia cuando la noche se nos viene encima y la luz deja de estar de nuestro lado. Es aquí cuando nos damos cuenta de por qué este teléfono vale lo que vale, y es que en situaciones de iluminación escasa comienzan a aparecer problemas de enfoque, falta de detalle y el ya famoso efecto acuarela que ha acompañado a los modelos de OnePlus desde hace varios años.

En cuanto al nuevo Modo Noche, si bien sí es capaz de reducir notablemente el ruido de las imágenes nocturnas, no llega al nivel de los modos Night Sight de Google o al modo noche de Huawei en lo que a recuperación de luz se refiere.

Cámara delantera

Cámara delantera del OnePlus 6T

La cámara frontal de 16 megapíxeles es también la misma que ya vimos en el OnePlus 6, y una vez más se repiten los problemas de sobreexposición y fondos quemados.

También existe la opción de capturar imágenes con efecto bokeh a través de la cámara frontal, y si somos capaces de evitar aquellas escenas con luces de fondo o recurrimos a selfies de interior bien iluminados, puede que obtengamos resultados lo suficientemente correctos en la mayoría de situaciones.

Grabación de vídeo

No será la herramienta de grabación definitiva, pero en el apartado de vídeo el OnePlus 6T se defiende lo suficientemente bien La combinación de EIS + OIS resulta en unos vídeos bien estabilizados, sin demasiadas vibraciones pero sin una suavidad excesivamente artificial. Quizá lo menos positivo de este aspecto sea la grabación de audio, aunque no será un problema en caso de grabar vídeos puntuales. Además, existe la posibilidad de grabar hasta 4K a 60 FPS, algo de lo que no todos los teléfonos de alta gama pueden presumir.

OnePlus 6T: opinión y reflexiones finales de Andro4all

Entonces, ¿Deberías comprar el OnePlus 6T? Probablemente, sí. OnePlus ha encontrado una fórmula que funciona a la perfección, y me temo que va a repetirla hasta la saciedad. El OnePlus 6T, como la gran mayoría de modelos de la compañía, es un teléfono que se acerca peligrosamente a la excelencia en aspectos como el rendimiento, el software o la autonomía y se mantiene por encima de la media en otros puntos clave como lo son el diseño y la pantalla. Sin embargo, es en apartados como el multimedia donde son más evidentes los motivos por los que este teléfono cuesta 549 euros, y no 900 o 1.000 como los grandes jugadores de esta liga.

OnePlus 6T, panel

Ahora bien, ¿está justificado el aumento de precio con respecto al OnePlus 6? La llegada de 128 GB de almacenamiento a la versión base, la innovación que supone el lector de huellas en pantalla –pese a sus problemas, inherentes de una tecnología recién llegada–, o el diseño más estilizado, puede que sean suficientes para que muchos estén dispuestos a pagar los 549 euros –30 euros más que el OnePlus 6 en su versión base–. Lo que está claro, es que aún por este precio el OnePlus 6T sigue estando a la cabeza de la relación especificaciones-precio.

En definitiva, si lo que buscas es un teléfono que no tenga rival en cuanto a rendimiento, con una autonomía estelar acompañada de la carga rápida más veloz y eficiente del mercado, así como un software limpio, ligero y actualizado, el OnePlus 6T debería ser el primer candidato de tu lista. Siempre y cuando, eso sí, tengas en mente que no vas a obtener la experiencia fotográfica que podrías conseguir con terminales algo más caros.

Android Pie

A modo de reflexión final, pienso que los detalles menos positivos de este OnePlus 6T no son tan flagrantes en esta generación, pero sí podrían serlo en futuras entregas de la saga. Al fin y al cabo, OnePlus ya ha superado la barrera de los 600 euros, y me temo que no planea detenerse ahí. Algo totalmente lógico pues la firma ha alcanzado un punto de madurez que ya quisieran muchas otras compañías asentadas hasta hace no mucho en lo más alto del mercado.

Este aumento progresivo en el precio, ha terminado empujando a los terminales de OnePlus a situarse a una diferencia de tan solo 200 o 300 euros menos que modelos como los Google Pixel –en la variante de tamaño reducido– o los Huawei P o Mate, que juegan con ventaja en varios aspectos como el multimedia. Por eso, a la pregunta de si el OnePlus 6T merece o no la pena por 549 euros, la respuesta es un sí rotundo. Sin embargo, no tengo tan claro que vaya a poder decir lo mismo el próximo año a menos que OnePlus acompañe esta escalada de precios de un mayor mimo en los detalles, y mejoras en los puntos más débiles de sus teléfonos.

A favor

+ Relación especificaciones – precio

+ Rendimiento y autonomía

+ Software rápido, limpio y actualizado

+ Modelo base con 128 GB de almacenamiento

+ Diseño refinado

En contra

– Audio muy mejorable

– Lector de huellas más lento y menos preciso que uno convencional

– La cámara sigue sin brillar, sobre todo de noche

– Brillo de la pantalla en exteriores

Conclusiones

OnePlus sigue su camino de siempre: cada nueva generación mejora a la anterior en aspectos esenciales, a cambio de un precio que continúa escalando, manteniendo siempre la experiencia de usuario como pilar principal. Si en futuras entregas el precio sigue subiendo pero aspectos como la fotografía y el apartado multimedia no mejoran al mismo paso, puede que los aumentos dejen de estar justificados. Hoy por hoy, sin embargo, el OnePlus 6T es uno de los mejores, sino el mejor smartphone que se puede comprar por menos de 600 euros.

Puntuación


8.5 OnePlus 6

Rendimiento, autonomía y software son los aspectos en los que este OnePlus 6T brilla. Si para ti esto es lo más importante en un móvil, este es el candidato perfecto.

Precio y dónde comprar el OnePlus 6T

OnePlus 6T con funda de silicona roja

El OnePlus 6T ya se puede comprar a través de la tienda oficial de la compañía, y en comercios online como Amazon.

OnePlus 6T, análisis: igual de bueno, más bonito, menos barato

En cuanto a sus precios, dependerá de la configuración de memoria RAM y almacenamiento elegida:

  • OnePlus 6T Mirror Black 6/128 GB: 549 euros
  • OnePlus 6T Mirror Black, Midnight Black 8/128 GB: 579 euros
  • OnePlus 6T Mirror Black, Midnight Black 8/256 GB: 629 euros

Más información: Web oficial de OnePlus

¡Síguenos en Telegram para enterarte de lo más destacado del día y de las mejores ofertas Android!

Archivado en Análisis terminales, OnePlus, OnePlus 6T, Smartphones Android
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios

¿Te ha gustado? ¡No te pierdas nada más!

follow us in feedly

Nuestros blogs