La guía definitiva para hacer mejores fotos con el móvil: trucos amateur y profesionales

Aprende a hacer mejores fotos con la cámara de tu móvil gracias a estos trucos. No importa si eres profesional o acabas de iniciarte en la fotografía.

Última actualización el 07/09/2020 a las 12:01

Tu móvil es la cámara con la que más tiempo pasas durante el día. Y como tal, es importante que aprendas a sacarle todo el partido que puede ofrecer.

Aprender a hacer mejores fotos con el móvil es la asignatura pendiente de muchos, ya sea por desgana o simplemente por no saber dónde empezar a descubrir de todo lo que es capaz la cámara de un smartphone reciente.

Por eso, en esta guía te mostramos todo lo que necesitas saber para mejorar las fotos con tu móvil. Desde consejos y trucos hasta aplicaciones que puedes utilizar.

  • Índice de contenidos
Fotografía con móvil Android

Hacer mejores fotos con tu móvil es fácil si te lo propones.

Conociendo la cámara de tu móvil

Probablemente hayas escuchado o leído eso de que “la fotografía con móvil no es comparable a la fotografía con cámaras profesionales”. Y lo cierto es que así es… aunque no por la razón que estás pensando.

La calidad de las imágenes generadas por un móvil actual, sobre todo por los smartphones de gama alta, o los de gama media enfocados a la fotografía, es comparable a la que se puede obtener de una cámara digital.

En realidad, la diferencia reside en la forma en que las cámaras están construidas y, sobre todo, la forma de utilizarlas.

Si comenzamos hablando por el primer aspecto, lo más importante que hay que tener en cuenta es que los sensores y la tecnología detrás de la cámara de nuestros móviles es de un tamaño muy inferior al de las cámaras digitales y profesionales.

Eso hace que, en determinados aspectos, los fabricantes se vean obligados a recurrir a soluciones alternativas que sirvan para reducir esta brecha tecnológica que aún existe a día de hoy.

Una de estas soluciones la hemos visto en la gran mayoría de móviles del mercado en los últimos años: las cámaras múltiples. Dado que ningún fabricante contempla la posibilidad de añadir objetivos intercambiables, estos recurren a incorporar sensores diferentes, con distintas distancias focales que otorgan la posibilidad de hacer fotos con un ángulo de visión mayor o menor, o para hacer fotos con zoom sin pérdidas de calidad gracias a los sensores “telefoto” o “teleobjetivos”.

Distancia Focal en móviles, ¿cómo se mide? | Cuando hablamos de distancia focal aplicada a cámaras digitales, esta hace referencia a la distancia entre el centro óptico de la lente y el foco, que puede ser, por ejemplo, de 28, 75 o 200 milímetros. Como es lógico, en los móviles no hay hueco para incluir cámaras con dicha distancia focal, de modo que en el caso de los smartphones hablamos de equivalencias que se obtienen tras aplicar un factor de corrección. Para más información al respecto, te recomendamos echar un vistazo a nuestro artículo sobre cómo funciona la cámara de tu móvil.

Camaras del OnePLus Nord

Cuatro cámaras traseras en el OnePlus Nord.

Además de dicha solución, los fabricantes de móviles también deben recurrir al software como encargado de mitigar las carencias de los sistemas fotográficos de los móviles. De ahí que conceptos como fotografía computacional, Pixel Binning o inteligencia artificial hayan tomado tanto protagonismo estos últimos años.

Por poner un ejemplo, el de Google es un ejemplo claro de lo que se puede llegar a conseguir con un buen software aplicado a la fotografía, incluso usando un hardware mediocre.

Como decía, también es muy distinta la forma en la que se utilizan las cámaras de los smartphones comparada con la forma en que se usaría una cámara profesional: por lo general, las cámaras de los móviles están pensada para un tipo de fotografía point and shoot, otorgando la configuración más adecuada para cada tipo de escena de manera automática.

En cambio, las cámaras profesionales pueden ofrecer una experiencia muy superior cuando se utilizan los modos de fotografía manual con respecto a los automáticos. En los móviles, dado que el software tiene una influencia mucho mayor sobre el resultado de las fotografías que el propio hardware, usar el modo automático es, por lo general, lo más recomendable si lo que quieres es capturar la mejor foto posible. ¿Entiendes ahora por qué no hay un modo manual en la cámara de los Google Pixel?.

Quiero hacer mejores fotos con mi móvil, ¿por dónde empiezo?

Ahora que ya tienes unas nociones básicas sobre el funcionamiento de la cámara de tu móvil y de por qué es diferente de una cámara profesional, llega el momento de ponerse manos a la obra y comenzar a hacer mejores fotos con el móvil.

Lo primero que deberías hacer es familiarizarte con la cámara de tu dispositivo: tanto con el número de sensores, el cometido que cumple cada uno de ellos y, sobre todo, los distintos modos de fotografía y para qué sirve cada uno de ellos.

Para esto último, lo mejor es que examines a fondo la aplicación de cámara de tu móvil, incluyendo todas sus opciones y modos escondidos.

También debes tener en cuenta que todos los móviles tienen puntos débiles en términos de fotografía: zooms de baja calidad, sensores de pequeño tamaño que no son capaces de capturar suficiente luz en escenas nocturnas, sistemas de enfoque lentos… Por eso, lo mejor será que te familiarices con las debilidades de tu móvil, y las tengas en mente antes de salir a hacer fotos.

Samsung Galaxy Note20 Ultra, cámaras

La aplicación de cámara de Samsung: una de las más completas.

Dicho esto, ahora solo queda practicar, practicar y practicar. Cuantas más fotos hagas con tu móvil, más rápido descubrirás los secretos de la fotografía y mejores imágenes acabarás capturando. Mejor aún si tomas como ejemplo las imágenes de otras personas con más experiencia en este campo. o incluso de fotógrafos profesionales.

10 trucos para hacer mejores fotos con el móvil

Triple cámara trasera del Galaxy Note20 Ultra

Los móviles más recientes pueden sustituir sin problemas a las cámara digitales básicas.

A todo fotógrafo, sea amateur o profesional, le puede venir bien algún que otro truco con el que mejorar sus fotografías hechas con el móvil. A continuación, dejamos algunos trucos y consejos, ordenados de más básicos a más avanzados:

Sujeta bien tu móvil

Algo muy importante que suele pasarse por alto: si tu móvil no está bien sujeto y hay vibraciones, lo más probable es que acabes con una imagen borrosa o de baja calidad.

Aunque este problema puede ser paliado por un buen sistema de estabilización de imagen en el móvil, lo mejor será que no te confíes y hagas las fotos lo más estable posible. Si quieres, incluso puedes utilizar un trípode para el móvil. La mayoría son baratos y muy útiles.

Otro pequeño truco en este sentido consiste en hacer fotos pulsando los botones de volumen de tu móvil. De ese modo, evitarás tener que poner la mano sobre la pantalla y –probablemente– mover el teléfono por accidente.

Limpia la cámara

Si la lente de la cámara está sucio, la suciedad no permitirá al sensor capturar toda la luz ni el detalle de la escena, y la imagen final aparecerá borrosa o con manchas.

Acostúmbrate a comprobar si la lente está sucia antes de hacer una foto. Si es así, en la mayoría de casos basta con pasar una toallita para pantallas de móvil, o de no ser posible, frotar la cámara con tu camiseta u otra prenda suave.

Encuadra las escenas

Cámara del Pixel 4a

El Pixel 4a es la prueba de que no necesitas gastar mucho dinero para tener un móvil con buena cámara.

Prácticamente todos los móviles incluyen una opción de “rejilla” que permite activar unas líneas horizontales y verticales. Estas se usan para medir y dividir una escena, así como para obtener un encuadre correcto.

Puedes no utilizar la regla o rejilla –aunque es recomendable hacerlo–, pero lo verdaderamente importante es que aprendas a encuadrar y componer bien tus imágenes, manteniendo una buena proporción entre el “espacio vacío” y el sujeto que quieres capturar.

El tipo de encuadre dependerá de cada imagen. Una recomendación general es utilizar la regla de los tercios, que consiste en dividir la pantalla en diferentes secciones usando la rejilla, y colocando el sujeto que será el centro de atención en una de las intersecciones.

No obstante, esta regla no es válida para todas las fotos, y probablemente te irás dando cuenta de ello conforme vayas practicando.

También se recomienda hacer uso de la ley del horizonte, que se trata simplemente de colocar la línea del horizonte de la escena a capturar –si es que aparece en la imagen– en una de las líneas horizontales de la regla o rejilla.

En cualquier caso, ten en cuenta que en la mayoría de ocasiones, podrás corregir la composición de una escena al procesar la imagen con un editor de fotografías. Por ello, te recomendamos no descartar tus imágenes por el simple hecho de pensar que está mal encuadrada.

No uses el flash

El flash del móvil es mejor usarlo como linterna, o incluso como LED de notificaciones de tu móvil. Al fin y al cabo, hacer fotos con una luz tan potente acaba acaba traduciéndose en imágenes quemadas o con un aspecto poco natural.

Ya te mostramos una serie de pasos y recomendaciones para hacer mejores fotos con tu móvil sin flash que pueden ayudarte. Entre ellos encontrarás algunos trucos como usar el modo noche de tu móvil o aprovechar fuentes de luz a tu alrededor que puedan iluminar la escena.

Usa la cámara más adecuada

Ahora que la gran mayoría de móviles incluyen múltiples cámaras, es importante que aprendas a utilizar cada una de ellas y a sacarle partido dependiendo del tipo de escena. A grandes rasgos, podemos llegar a la siguiente conclusión:

  • Cámara principal: suele ser la de mayor resolución, tamaño y apertura. Permite capturar más detalle y es capaz de capturar más luz. Es la mejor opción para escenas complejas –con poca luz o con demasiado rango dinámico— o para cualquier tipo de escena si lo que buscas es la mejor calidad de imagen posible.
  • Cámara ultra gran angular: ofrece el mayor campo de visión de todas las cámaras. Permite introducir más parte de la escena en la imagen. Es una buena opción para fotos de paisajes, o para cuando buscas darle un toque diferente a tus fotos “normales”.
  • Cámara “telefoto”: es el zoom óptico de la cámara. Si tu móvil tiene uno, deberías aprovecharlo para aquellas fotos a objetos o personas que se encuentran lejos de la cámara. Si tu móvil no lo tiene, suele ser mejor acercarse a dicho sujeto y capturar la imagen con la cámara principal.
  • Cámara “macro”: permite capturar imágenes a una distancia muy corta del sujeto u objeto. Una especie de “microscopio” integrado en la cámara, normalmente de baja resolución.
  • Cámara de “profundidad” o “ToF”: pueden ser de varios tipos, aunque en ambos casos cumplen el mismo cometido. Los sensores ToF o de profundidad se encargan de medir la distancia de la cámara del sujeto en primer plano y del fondo de la escena, para generar el efecto de desenfoque –bokeh– conocido como modo retrato.

Aprovecha el modo retrato (no solo con personas)

Uno de los avances en fotografía mejor valorados por los usuarios en los últimos años es el del modo retrato. Ahora, ya no es necesario tener un gran sensor como el de las cámaras reflex para hacer fotos a personas con el fondo desenfocado.

Si tu móvil tiene modo retrato, lo puedes aprovechar para otorgar más importancia al sujeto que aparece en el primer plano al emborronar el fondo.

Algunos móviles, incluso, dan la opción de cambiar el nivel de desenfoque de fondo.

Ver esta publicación en Instagram

📷 Pixel 4 XL #teampixel

Una publicación compartida de Christian (@ccollado_r) el

Una foto hecha con modo retrato, usando un Pixel 4 XL.

Pero no creas que el modo retrato es solo para personas. Puedes utilizar esta función para dar rienda a tu creatividad y hacer fotos con fondo desenfocado de objetos o de animales. En el ejemplo de la imagen bajo estas líneas, puedes ver un ejemplo de imagen con modo retrato hecha a una salpicadura de agua. Puedes ver cómo la cámara ha sido capaz de desenfocar el fondo de la imagen sin ningún problema.

Ver esta publicación en Instagram

🌊 . . #teampixel

Una publicación compartida de Christian (@ccollado_r) el

Retrato a gotas de agua con un Pixel 4 XL. La foto se realizó en movimiento.

Aprovecha el “modo ráfaga” para hacer fotos de objetos en movimiento

Aunque probablemente tu móvil incorpore un modo profesional o avanzado que permite controlar los distintos parámetros de la cámara manualmente, soy de los que piensa que este tipo de modos, en móviles, no son tan importantes como sí lo son en las cámaras profesionales.

Dicho esto, una de las formas más rápidas y efectivas de hacer fotos de escenas en movimiento –por ejemplo, una foto de alguien haciendo deporte– es recurrir al modo ráfaga incluido en el móvil, en lugar de ponerse a jugar con la velocidad de obturación, la ISO y demás aspectos en los que, probablemente, no tendrás tiempo de detenerte si necesitas hacer una foto rápido.

En la mayoría de móviles, puedes hacer una ráfaga dejando pulsado el botón de obturación –el que usas para hacer las fotos–. Después, podrás elegir con qué foto quieres quedarte, y cuáles prefieres borrar.

Controla la exposición y el enfoque

Ese deslizador que aparece en la aplicación de cámara de tu móvil es el control de exposición.

Con él, puedes aumentar o reducir el nivel de “exposición a la luz” del sensor, y aunque en la mayoría de imágenes se calculará automáticamente el nivel más adecuado, puedes cambiarlo manualmente para probar estilos distintos –por ejemplo, con una exposición baja puedes capturar imágenes de siluetas cuando hay una luz de fondo lo suficientemente potente–.

Lo mismo con el enfoque: antes de hacer una foto, deberías tocar sobre la pantalla en el sujeto a capturar de modo que la cámara sepa dónde debe enfocar –aunque, de nuevo, los móviles son lo suficientemente inteligentes como para saber dónde poner el punto de enfoque automáticamente–.

También podrás fijar el enfoque si mantienes pulsado el dedo, de forma que se mantenga en el mismo sitio aunque la escena cambie.

En ese sentido, puedes probar a enfocar partes de la imagen que no sean el sujeto u objeto en primer plano para dar a tus fotografías un formato más creativo.

Haz fotos en formato RAW

Quizá la forma más efectiva de hacer mejores fotos con tu móvil. El formato RAW en fotografía permite obtener imágenes con toda la información incluida en el archivo, de modo que posteriormente podrás modificar todos sus parámetros sin pérdidas de calidad ni de detalle.

La mayoría de móviles recientes ofrecen la opción de hacer fotos en este formato. No obstante, siempre puedes recurrir a aplicaciones para hacer fotos en RAW.

Usa distintos “ratios”

Fotografia con OnePlus 7T

Puedes hacer mejores fotos con tu móvil, incluso de noche.

Por defecto, tu móvil hará fotos en formato de 16:9 o 4:3. Aunque se trata de un aspect ratio que suele funcionar bien con la mayoría de escenas, en ocasiones no tiene demasiado sentido hacer una foto con este formato si tu idea es publicar la foto en Instagram, donde las imágenes en formato 1:1 suelen ser más adecuadas.

Y, si bien es cierto que puedes recortar la imagen más tarde, a veces es preferible cambiar el “ratio” directamente desde la app de cámara para componer la escena durante el proceso de captura.

Aplicaciones para mejorar tus fotos

S-Pen del Galaxy Note20 Ultra

Adobe Lightroom, uno de los editores de fotos más completos para Android.

No solo la técnica del fotógrafo influye en una buena imagen. También es importante utilizar las herramientas adecuadas para mejorar las fotografías, tanto antes como después de la captura.

Apps de cámara alternativas

Si crees que la cámara de tu móvil no es capaz de sacar todo el partido a los sensores de tu dispositivo, siempre puedes recurrir a una de las mejores apps de cámara alternativas para Android. Aquí listamos algunas de las mejores:

  • GCam para Android: la versión modificada de la app de cámara de los Google Pixel, con soporte para un gran número de dispositivos. Destaca por contar con el procesado de imagen y las funciones que incluyen los Pixel, como el modo astrofotografía.
  • Open Camera: una app de cámara gratuita para móviles Android optimizada para funcionar con el hardware de casi cualquier dispositivo.
  • Camera ZOOM FX Premium: app de cámara de pago con controles manuales, que ofrece la posibilidad de modificar cualquier parámetro de la cámara, así como sacar fotos en formato RAW.

Editores de fotos

Después de hacer tu foto, conviene que las edites para darles tu propio estilo. En Android existen fantásticos editores de fotos para el móvil que puedes usar, algunos de ellos casi tan avanzados como los que puedes utilizar en equipos de escritorio. Estos son los mejores que puedes usar:

  • Adobe Lightroom: probablemente, el mejor editor de fotos para Android. Se trata de la herramienta de Adobe para dispositivos móviles, con soporte para RAW y la mayoría de opciones de la versión de escritorio. La mayoría de opciones son gratuitas, y puedes crear tus propios ajustes preestablecidos para editar varias fotos con el mismo estilo.
  • Snapseed: el editor de fotos de Google, con decenas de opciones diferentes entre las que destaca la posibilidad de enderezar imágenes automáticamente. Es gratuito y permite revelar imágenes RAW.
  • VSCO: un editor sencillo, pero potente. Destaca por sus filtros y efectos predefinidos que, a diferencia de los de otras apps, pueden dar a tus imágenes un aspecto más agradable.
  • TouchRetouch: una app imprescindible para fotógrafos amateur y profesionales. Te permite eliminar cualquier objeto o defecto que aparezca en una imagen.

Esperamos que, si has llegado hasta aquí, te vayas sabiendo algo nuevo sobre fotografía móvil, y confiando en que estés dispuesto a hacer mejores fotos con tu smartphone. Quién sabe, puede que tarde o temprano incluso puedas ganarte la vida haciendo fotos profesionales con el móvil.

VER COMENTARIOS

Recomendado