4 claves del Motorola Razr 2022: ¿merece la pena?

Motorola ha hecho un buen trabajo con el RAZR 2022. Te contamos 4 claves de por qué lo recomendamos.

4 claves del Motorola Razr 2022: ¿merece la pena?

Con la llegada de los smartphone plegables, los fabricantes querían volver a traer al mercado teléfonos de tamaño reducido que a la vez pudieran crecer cuando se abrieran. ¿El problema? Las pantallas. Doblar una pantalla no era una tarea fácil (se creía imposible hace años), hasta que lo han acabado consiguiendo.

El último en salir ha sido el Motorola RAZR 2022, el cual es un teléfono muy compacto que podemos llevar en el bolsillo y, a diferencia de los Fold plegables, salvando las distancias, no se hace demasiado grande ni grueso al abrirlo.

La pregunta que nos surge es… ¿merecerá la pena? Vamos a dar algunos motivos por los que el terminal de Motorola puede merecer la pena.

1. La pantalla trasera. Un acierto para pequeñas tareas

Comparando las pantallas traseras del RAZR 2022 y el Z Flip 4, podemos decir que la pantalla del RAZR está mucho más aprovechada que la del Z Flip 4. En ella, podemos contestar mensajes, abrir cualquier aplicación y tener a mano las notificaciones.

Si queremos, también podemos aprovechar la pantalla para ver algún vídeo, podcast, o incluso escuchar música gastando menos batería. Un acierto a nuestro parecer poder usar la pantalla pequeña para visualizar contenido de fondo en el terminal.

Visualización de vídeo en pantalla trasera Motorola RAZR 2022

Visualizar un vídeo en la pantalla trasera es un acierto ya que el terminal gastará menos batería teniendo el vídeo de fondo.

Por contra, lo único malo que podemos decir de la pantalla es su tamaño. Al ser tan pequeña, cuesta poder responder a algún mensaje porque el tamaño del teclado es muy pequeño.

Contestar mensaje en Motorola RAZR 2022

Contestar un mensaje puede ser tedioso, ya que el tamaño de la pantalla no es suficiente

2. La pantalla interna apenas se nota al estar abierta

Uno de los problemas de los terminales plegables es el despliegue de la pantalla principal. Al tener la pantalla desplegada, podemos notar fácilmente una hendidura que, al principio puede ser molesta pero nos acabamos acostumbrando a ella rápidamente.

Reflejo de hendidura del Motorola RAZR 2022

Es complicado apreciar la hendidura a simple vista. Para verla, hay que poner el teléfono a contraluz.

En el caso del RAZR 2022, han querido mejorar este sistema haciendo que la hendidura prácticamente no se note. Con un uso normal del teléfono, no tendríamos problema en este aspecto.

3. Hardware esperado para su precio

El hardware en este sentido es el esperable (salvo por las cámaras) en un teléfono de 1200 euros. Tiene el último procesador, el Snapdragon 8 Gen 1+ acompañado de una memoria RAM de última generación y memoria virtual de última generación.

El teléfono es muy potente y fluido, ya que su pantalla puede llegar hasta los 144 Hz de tasa de refresco adaptable, acompañado del último procesador y una capa de Android ligera.

El único punto en contra es el del apartado fotográfico. Las cámaras no son cámaras de un tope de gama. Motorola necesitaba recortar de alguna parte por el alto coste de las pantallas y ha sido en las cámaras. Posee dos cámaras, una principal y un gran angular. Ofrecen buenas fotografías hasta 8K pero no tienen tanto detalle como un terminal tope de gama de última generación.

Cámaras traseras del Motorola RAZR 2022

Las cámaras traseras son mejorables en el RAZR 2022, hace fotografías correctas pero falta detalle en las imágenes

La cámara frontal sin embargo, ofrece buenos resultados. Podemos usar la cámara trasera para hacer selfie usando la pantalla posterior, pero no es necesario. Con la pantalla frontal tendremos más que suficiente en este apartado.

4. La autonomía sorprende para ser un teléfono plegable

La autonomía es un punto a tener en cuenta en este tipo de terminales. Normalmente, los teléfonos plegables son teléfonos que pecan en cuanto la autonomía, ya que poseen baterías pequeñas para tener un tamaño más compacto. Este punto puede ser un problema para muchos usuarios que acostumbran a acumular bastantes horas de pantalla.

En el caso del RAZR 2022, si bien es cierto que posee 3500 mAh de batería, podemos llegar a las 5h de pantalla activa con un uso medio en exterior e interior, lo que es un resultado más que suficiente para el tipo de teléfono que es. Podemos pensar que 3500 es poca capacidad de batería pero, han hecho buen trabajo de optimización de software y hay que contar que podemos usar el dispositivo con la pequeña pantalla frontal, para aumentar la autonomía general.

Un terminal que merece la pena si buscas un móvil compacto

Motorola RAZR 2022 es un terminal que merece la pena si queremos tener un terminal compacto. Si podemos desembolsar los 1200 euros que cuesta, es un terminal con el que no vamos a tener problemas en el día a día y la funcionalidad de la pantalla trasera ayuda a la hora de visualizar contenido para dar un vistazo rápido.

Si somos usuarios a los que nos gusta mucho la fotografía, no es nuestro terminal ya que las cámaras es el único punto negativo que creemos puede ser destacable en este sentido.

Para ti
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!