5 marcas de móviles que nos gustaría que volvieran a la vida algún día

5 marcas de móviles que nos gustaría que volvieran a la vida algún día
BlackBerry es una marca mítica de la historia de los smartphones

Hace tiempo que no vemos nuevos actores en la industria móvil. Es fácil entender por qué: sólo unos pocos elegidos son los que se reparten la mayor parte del pastel, mientras que los demás quedan para luchar por las migajas. Actualmente los tres principales fabricantes son Apple, Samsung y Xiaomi, y los demás tienen que contentarse con lo que queda.

Personalmente nunca he entendido los fanboyismos en exceso. La competición entre marcas es sana, y esa competición revierte positivamente en los usuarios, que somos los que tenemos que acabar comprando el producto final. Por eso mismo, porque echamos en falta algo más de sana competencia, vamos a hablar hoy de marcas que merecerían volver a la vida y a animar un poco el mercado.

BlackBerry

En febrero de 2022 Blackberry nos decía adiós para siempre. La compañía canadiense otrora propiedad de Research In Motion hacía mucho que había perdido el favor de los usuarios. A pesar de tratarse de uno de los primeros teléfonos inteligentes, su falta de innovación y su (errónea) forma de entender que siempre iban a controlar el mercado fueron su perdición.

Y es que sí, BlackBerry llegó a tener una cuota de mercado del 20% a nivel mundial. Durante un tiempo fue el teléfono que todo el mundo quería tener, y en parte ese diseño compacto con un teclado QWERTY físico completo tenía mucho que ver con aquello.

Quizá no con una nueva versión de BlackBerry OS, pero sí un terminal con Android al estilo de lo que fueron aquellos BlackBerry Athena de los que se habló en 2020, o incluso de los antiguos BlackBerry Priv. Yo mismo tuve una BlackBerry Curve hace mucho tiempo, y me sumo a las voces que dicen que se echa en falta el teclado físico.

Sería interesante ver cómo un modelo con teclado físico (que podría ocultarse detrás del panel de la pantalla para mantener un aspecto más limpio) se pelea con modelos mucho más recientes con teclado táctil. Y quizá, por una vez, BlackBerry tendría el regreso que se merece al primer plano.

LG

LG Wing con dos pantallas

La doble pantalla del LG Wing, su gran baza frente al resto de smartphones.

La firma coreana también abandonó el mercado de smartphones a mediados de 2021. Las razones de su caída son tan evidentes como diversas, pero para hablar de todas ellas necesitaríamos un artículo mucho más extenso.

Básicamente, podemos echarle la culpa a una política de precios absurda y a ideas innovadoras que no tuvieron continuidad. Vale la pena recordar que el LG G5 fue, básicamente, un teléfono modular que, a pesar de ser un terminal estupendo en su momento con grandes capacidades y prestaciones, no llegó a cuajar.

Para cuando llegó el LG G6, en lugar de investigar por qué la modularidad no caló entre los compradores, las ideas se descartaron en favor de otras nuevas. El fabricante nunca llegó a madurar ninguna de las innovaciones de presentó, siendo el LG Wing la más loca de todas las que se lanzaron.

Un departamento de I+D más consistente, que lograse hacer que las nuevas ideas de la marca se trabajasen para que permaneciesen en lugar de descartarlas si no funcionan, quizá sería la forma de LG de volver a entrar en el mercado. Los fabricantes que arriesgan siempre son bienvenidos.

Lumia

5 marcas de móviles que nos gustaría que volvieran a la vida algún día

Uno de los antiguos Nokia Lumia, antes de perder "Nokia" del nombre

Ahora mismo Nokia es una de las pocas firmas que siguen con Android One. El fabricante finlandés, que anteriormente ya intentase asaltar el trono de los sistemas operativos con su Symbian para, más adelante, acabar siendo el receptor casi exclusivo de Windows Phone (hubo más, pero pronto desaparecieron en favor de Nokia) y cambiar su nombre a Lumia, se mereció mejor suerte.

Lumia y Windows Phone eran un matrimonio que funcionaba. Los más veteranos puede que recordéis cuando pasé dos semanas usando Windows Phone mientras se reparaba el teléfono Android que tenía por entonces. Seamos honestos, por mucho que me guste más Android Lumia y Windows Phone tenían muchísimos puntos fuertes y no dudé en deshacerme en elogios hacia ellos.

También tenía sus fallos, y es que el rechazo frontal a Google para muchos usuarios suponía un punto muy importante a la hora de optar por ellos. Sin embargo, eso no impidió que el Nokia Lumia 1020 fuese uno de los mejores terminales del momento (también uno de los más añorados).

En foros como Reddit se puede leer a multitud de usuarios apostando por un regreso de Lumia y Windows Phone, aunque quizá para que esta vez lograse cuajar habría que plantearse contar con Google. Después de todo, a Apple no le ha ido tan mal... Además, ahora con los servicios de Xbox y Game Pass podrían incluso tener otro frente con el que atraer usuarios.

HTC

HTC Desire 19s, diseño

Así era el HTC Desire 19s

Lo de HTC duele especialmente. La que fuese la pionera entre las marcas al apostar por Android hoy en día es un fabricante prácticamente muerto, que no parece tener dirección, orden, ni concierto y que está lanzando productos que se alejan mucho de lo que cabría esperar de ellos.

Este fabricante lanzó algunos de los modelos más míticos de la historia del sistema operativo del robot verde, como aquel primerizo Google Nexus One con el que muchos usuarios soñábamos. Aún así, entonces ya se veían señales de desgaste que no se disiparon hasta 2013 y la llegada del HTC One.

Aunque con aquel terminal la firma taiwanesa más o menos se redimió, con un producto de gran calidad y que se convirtió en su terminal más vendido de toda su historia, los One M8 y M9 que le siguieron fueron un fracaso espectacular. Se tomaron decisiones comerciales muy cuestionables, y la marca se hundió en la oscuridad.

Haría falta mucho para sacar a HTC del abismo. De uno en el que ellos solitos se metieron, eso sí. Quizá las ganas de rescatar a esta marca se deban más a la nostalgia que a otra cosa, pero sería estupendo volver a verles compitiendo con los más grandes.

Palm

5 marcas de móviles que nos gustaría que volvieran a la vida algún día

El Palm Pre, un gran smartphone que no caló entre el público

Palm fue otra pionera, en este caso de las PDA. Se fundó en 1992, pero en 2009 definió lo que un smartphone debía ser y puso en juego cómo serían las interfaces modernas cuando WebOS (su sistema operativo propietario) desembarcó en el mercado.

Palm tuvo en el Pre un dispositivo de culto que, si bien no se vendió en grandes cantidades, consiguió una base de fans muy devota. No obstante, esta bonanza iba a durar poco tiempo.

En 2010 HP compró Palm e intentó reverdecer WebOS con algunos experimentos que no acabaron saliendo bien, para después acabar vendiéndosela a TCL (que durante un tiempo también fue propietaria de BlackBerry). Al igual que sucedió con BlackBerry, TCL no supo reconocer qué hacía a Palm algo especial.

Si queremos que vuelva se debe, de nuevo, a la nostalgia. Una marca que fue tan importante para el desarrollo de los smartphones que conocemos hoy desde luego se merece mejor suerte y una segunda oportunidad digna, no como la de su regreso en 2018.

Para ti
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!