Samsung tiene un plan para hacer frente a TSMC, Qualcomm y MediaTek

Si los surcoreanos completan el proyecto, la inversión superaría los 200.000 millones de dólares para montar hasta 11 fábricas de chips alrededor de Austin, en Texas.

Samsung tiene un plan para hacer frente a TSMC, Qualcomm y MediaTek

Mientras Samsung presume de haber iniciado la fabricación de chips de 3 nanómetros, lo cierto es que los resultados de mercado hablan por sí solos dejando a la firma surcoreana en el cuarto lugar en la industria móvil, por detrás del gigante Qualcomm y también de MediaTek y su rival más enconado, Apple, que festeja los éxitos de sus chips Apple A Bionic.

De hecho, es que la litografía de 4 nanómetros de TSMC se ha demostrado mucho más eficiente y potente que la suya, lo que parece haber llevado a Samsung a plantearse el futuro de sus Galaxy S23 exclusivamente junto a Qualcomm, al menos mientras se mueve estratégicamente para combatir a los gigantes del sector de los semiconductores invirtiendo alrededor de los 200.000 millones dólares en un proyecto masivo para los Estados Unidos.

Chip

Samsung planea abrir 11 fábricas de chips en Austin, Texas, con una inversión de 200.000 millones de dólares.

La idea de Samsung, tal y como nos contaban los compañeros de Android Central, implica construir nada menos que 11 fábricas de chips en los Estados Unidos para irse a jugar a territorio de Qualcomm, creando unos 10.000 puestos de trabajo en el camino con una inversión a todas luces multimillonaria.

Samsung quiere crear un macro-complejo de fabricación de semiconductores en los Estados Unidos para competir con los gigantes de los chips: hasta 200.000 millones de dólares, 11 fábricas alrededor de Austin y unos 10.000 nuevos puestos de trabajo.

Samsung ya está en el futuro: han comenzado a producir chips de 3 nanómetros

No es el primer movimiento de Samsung hacia Texas con el fin de mejorar su capacidad productiva de chips, de hecho es que ya hace unos meses que se revelaban planes para construir una nueva planta de semiconductores en Taylor por valor de unos 17.000 millones de dólares.

Ahora parece que estos planes se han ampliado de forma masiva, y Samsung ya habría presentado según medios locales la solicitud y permisos necesarios para iniciar la construcción de 11 fábricas en el entorno de Austin, donde las exenciones fiscales podrían ascender hasta unos 4.800 millones de dólares ayudando al gigante surcoreano a establecerse.

Dos de las nuevas plantas se construirían en polígonos en el entorno de la propia Austin, con el resto yéndose a la cercana área de Taylor, lo que conllevaría generar más o menos unos 1.800 empleos en la capital del estado de Texas y otros 8.200 más en Taylor. La inversión sería de unos 162.000 millones en Taylor, más otros 38.000 millones de dólares en Austin.

Sea como fuere, nada de esto será rápido, pues en las planificaciones de Samsung está comenzar a operar en estas nuevas plantas allá para el año 2034, completando la construcción del masivo complejo de 11 fábricas dentro de aproximadamente 20 años, en el 2042.

Samsung quiere alcanzar a TSMC que también está aumentando las inversiones en los Estados Unidos, y de paso asentarse en el mercado de los semiconductores donde es uno de los grandes protagonistas aunque siempre a la sombra de los gigantes del sector. Así pues, veremos si el gigante de Suwon consigue acelerar todos estos planes, o si finalmente se quedan en menos fábricas o incluso se van a otros lugares.

Qualcomm sigue liderando el ranking mundial de procesadores móviles y Samsung es cuarto por detrás de MediaTek
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!
Para ti