Close Button
Compartir

Slack se presenta como una buena solución para mantener te en comunicación con tus empleados.

La comunicación entre diferentes grupos de trabajo se hace de diversas maneras. Siempre con un mismo objetivo, obtener la fluidez necesaria para que la tarea salga adelante, haya unas indicaciones claras y cada miembro de una organización sepa qué hacer. Para conseguirlo se emplean herramientas variopintas, desde las de mensajería como WhatsApp o Telegram, o correo electrónico, o bien apps como Trello o Microsoft Teams. Slack es otra de las propuestas que puede ser utilizada para que la comunicación sea como debe, eficaz.

¿Qué es Slack?

Es un desarrollo que puede emplearse desde app para dispositivo móvil u ordenador, aunque también funciona logueándose desde el navegador web. Permite crear espacios de trabajo dinámicos y eficaces. La idea principal de Slack es que ningún miembro del equipo pierda nada de información. Pretende ser lo más parecida posible a trabajar cara a cara.

Slack permite la creación de canales específicos. Por ejemplo, si posees una empresa de suministros industriales, puedes crear un canal para los de Ventas, otro para los de Administración y uno último para la gente que está en Compra a proveedores. Los límites no existen, y en ese sentido, Slack se puede configurar a la manera que mejor te convenga.

Este programa tiene una interfaz muy clara, no muy alejada de cualquier app de mensajería. Su uso no es complejo, ya que no se requieren conocimientos muy específicos ni tanto para ponerla en marcha como para comenzar a comunicarse. Slack no solo permite el envío de mensajes o de archivos, tiene además posibilidad de realizar videollamadas entre miembros de un equipo.

Todo lo que puedes hacer escribiendo .new en Google

Slack puede hacer mucho por tu negocio

Slack permite la creación de canales tanto abiertos como cerrados. En los primeros, cualquier miembro de la organización puede participar, mientras que los cerrados solo están los miembros que deseemos. Por ejemplo, un canal abierto puede hacerse para todos los que componen la empresa, y un canal cerrado, solo para los directivos o los de RRHH. Incluso Slack puede ser usado en negocios pequeños, ya que al tener versión app puedes utilizarlo para comunicarte con los empleados.

La razón es bien simple, lo lógico y sencillo es utilizar WhatsApp. Ahora bien, lo mas seguro es que, en estos casos, se utilice el teléfono personal del empleado. No es buena idea, y más con el artículo 88 de la Ley Orgánica 3/2018, de 5 de diciembre y con el artículo 18 de la Ley 10/2021, de 9 de julio, de trabajo a distancia. Hablamos del derecho a desconexión digital. El hecho de tener un móvil siempre con nosotros y que lo usemos para trabajar ha de tener también reglas de uso estrictas hacia los empleados.

El uso de herramientas como WhatsApp para gestionar un negocio es una mala idea ya de entrada, pero en los casos en los que se necesite una comunicación fluida, el correo electrónico tampoco es un acierto. Efectivamente, enviar un mail debe ser visto como algo puntual, algo para cosas concretas. Se corre el peligro, tan habitual, de establecer cadenas de mensajes que terminan siendo pesadas de leer.

Opciones como Slack son mucho más profesionales y sencilla de usar. Básicamente porque el aspecto y funcionamiento de la app es similar a la de cualquiera de aquellas de mensajería que ya usemos, pero con funciones orientadas al trabajo. Ya se sabe, no solo hay que ser profesional, también hay que parecerlo.

Pero no Slack no solo sirve como herramienta de comunicación, sino que tiene la capacidad de integrar otras apps. Sí, la idea es la de establecer flujos de trabajo. Por tanto, apps como Google Calendar, Dropbox, Zoom o bien Outlook es posible. La esencia de Slack es esa, tener un todo en uno que posibilite que seamos más productivos dentro de un mismo espacio.

5 mejores apps para concentrarse

Ahora toca hablar de precios. ¿Slack es gratuito? Pues depende del uso que vayas a darle, pero si el tamaño de tu negocio no es muy grande no vas a tener que pagar nada. De hecho, una pyme puede funcionar perfectamente con Slack sin tener que acogerse a cualquiera de sus planes de pago. Estos se denominan Pro, Business+ y Enterprise Grid, que tienen un coste asociado a cada trabajador. Por ejemplo, en el Pro se aplica una tarifa de 6,5 euros por usuario, en el Business+ de 11,75 euros por cada uno, mientras que el Enterprise Grid es personalizado, ya que está pensado para altos volúmenes. La versión gratuita de Slack está limitada a 10.000 mensajes y al uso de 10 herramientas integradas.

Por qué usar Slack en tu negocio

En primer lugar, para que la productividad no decaiga en ningún momento. Emplear tiempo enviando correos electrónicos cuando puedes comunicarte con los empleados mediante Slack es mucho más efectivo. Seguidamente, por el hecho de poder integrarse con otras herramientas, lo que hace a Slack una app muy versátil. Para finalizar, porque Slack consigue hacer que se trabaje de otra manera diferente, mucho más profesional y acorde con los tiempos que tocan. El teletrabajo ha ganado cotas de implantación y Slack es un buen motivo para tener a tus equipo en marcha.

Por el hecho de ser gratuita y que con esta opción gran parte de negocios pueden funcionar perfectamente, no es una mala idea echarle un vistazo y darle una oportunidad. Puede inclinar la balanza hacia otras formas de trabajo mucho más profesionales y que resultarán, a buen seguro, mucho mas eficientes.

Descargar Slack para Android
Descargar Slack para Windows

Temas relacionados: Android, Aplicaciones, Pro

Compartir
Disney+ logo
¡Suscríbete a Disney+ por solo 8,99€! Suscribirse
Disney+ logo
¡3 meses de Amazon Audible GRATIS! Accede a más de 90.000 audiolibros y podcasts originales Prueba gratis
Queremos saber tu opinión. ¡Comenta!